Y canta, canta, poverello
de Asís, nuestra
América quiere
escuchar hoy tu voz.
Y canta, canta, poverello
de Asís que contigo
queremos cantar al
Señor.
Francisco, tu huella en
América es el fermento
de tantos anhelos, de
días mejores, de
fraternidad.
Francisco, tu huella en
América es toda una
escuela de amor y
respeto a la naturaleza
que es nuestro hogar.
Y canta, canta,
poverello de Asís,
nuestra América
quiere escuchar
hoy tu voz.
Y canta, canta,
poverello de Asís
que contigo
queremos cantar al
Señor.
Descargar

presentación "francisco, tu huella en américa"