La Pastoral
Familiar
Como toda acción pastoral auténtica
“Es siempre expresión de la realidad
de la Iglesia, comprometida
en su misión
de salvación... y tiene como
principio operativo
y como protagonista responsable
la misma Iglesia, a través de sus
estructuras y agentes" (FC IV parte II).
La pastoral familiar, entre otros aspectos
de la Iglesia, pone de relieve la imagen de
la Iglesia como "Familia de Dios" y busca
contribuir a edificar la Iglesia-Familia
de Dios a partir de las FamiliasIglesias (Iglesias Domésticas cf. Puebla 238).
Toda familia, para ser familia,
debe organizarse como una
"íntima comunidad de vida y amor".
Consiste fundamentalmente
en una red de relaciones
(conyugalidad, paternidadmaternidad, filiación y fraternidad).
La familia cristiana debe ser,
además, una comunidad
de fe y salvación (ser).
Que es una Familia cristiana ?
La familia cristiana debe ser,
una comunidad
de fe y salvación (ser).
Misión (quehacer) de la
familia cristiana:
"Custodiar, revelar y comunicar
el amor , como reflejo vivo y
participación real del amor de
Dios por la humanidad y del
amor de Cristo Señor por la
Iglesia su esposa"
(FC 17).
La familia cristiana cumple esta misión en
la medida que realiza estos cuatro
cometidos:
Formación de una comunidad
de personas.
Servicio a la vida
(procreación, educación)
Participación activa en el
desarrollo de la sociedad.
Participación en la vida
y misión de la Iglesia.
Se
encarga
de
organizar programas
y actividades y de
crear recursos para
que las familias sean
"comunidades
de
amor y de vida, de fe
y
salvación"
capaciten
y
se
para
realizar su misión.
La pastoral
familiar
¿A qué familias se dirige la
pastoral familiar?
"La solicitud pastoral de la Iglesia no se
limitará solamente a las familias
cristianas más cercanas, sino que,
ampliando los propios horizontes en la
medida del corazón de Cristo, se
mostrará más viva aún hacia el
conjunto de las familias en general y en
particular hacia aquellas que se hallan
en situaciones difíciles e irregulares"
(FC 65).
Criterio general de la
pastoral familiar:
"Para
todas
las
familias, la Iglesia
tendrá palabras de
verdad, de bondad,
de comprensión, de
esperanza, de viva
participación en sus
dificultades a veces
dramáticas; ofrecerá
a todos su ayuda
desinteresada, a fin
de
que
puedan
acercarse al modelo
de familia que ha
querido el Creador
'desde el principio' y
que
Cristo
ha
renovado con su
gracia
redentora"(FC 65).
Estructuras de la Iglesia
(FC 70-72)


La comunidad eclesial (Iglesia Universal e
Iglesias Particulares o diocesanas)
 
Las parroquias
 
Las familias
 
Las asociaciones de familias para las familias (
movimientos de espiritualidad formación y apostolado,
asociaciones de padres educadores, de padres
catequistas, etc.)
Agentes de la pastoral familiar (FC IV parte, II).






Son los que realizan, en nombre
de la Iglesia, la tarea de
acompañar a las familias en las
diversas etapas y procesos de
formación y desarrollo.
1. Las familias mismas, en
cuanto que no sólo son objeto
sino también y sobre todo sujeto
de pastoral familiar.
2. Obispos, presbíteros y
diáconos.
3. Religiosos y religiosas.
4. Laicos especializados en vida
familiar (médicos, abogados,
psicólogos, trabajadores sociales,
consejeros familiares,
educadores, etc.)
5. Comunicadores sociales.
Características de la pastoral familiar:
Progresiva- debe tener en cuenta
las diversas
etapas del ciclo familiar.
Operante y eficaz - Necesita
se le dote de instrumentos
pastorales y científicos adecuados,
de agentes capacitados.
Oportunista - es decir, no dejar pasar
“Esos momentos cargados de
gracia salvífica" (Puebla)
que viven las familias,
en los cuales están más dispuestas para
recibir el mensaje evangélico
(preparación al matrimonio,
sacramentos de iniciación de los hijos,
sufrimientos y alegrías,
celebraciones, etc.).
Emprendedora: no debe limitarse
a ir a la zaga de los problemas
sino que debe ser audaz,
previsora y positiva.
Líneas de acción de la pastoral familiar
1- formación de equipos de la pastoral familiar
2- Formación y capación de agentes de la pastoral
familiar
Desarrollo y actualización doctrinal
y metodológica de los cursos
de preparación al matrimonio

Evangelización Familiar y Conyugal.
Promoción de la Educación para
Paternidad Responsable.
Defensa de los derechos
de la Familia.
Defensa de la Vida Humana
desde la Concepción.
Animación de las actividades de los Movimientos Católicos
Familiares y de los diversos grupos de apostolado que tiene
como finalidad atendera los problemas familiares.
PRINCIPIOS BÁSICOS DE ACCIÓN:
1. La búsqueda del Reino de
Dios
ha de ser nuestra primera
preocupación En nuestro
trabajo pastoral. Para
esto
es
necesario
conocer adecuadamente
el Plan de Dios sobre la
persona humana, sobre el
matrimonio y sobre la
familia y proclamarlo con
entusiasmo y en forma tal
que
no
sólo
sea
comprensible para los
destinatarios, sino que
también éstos se animen
a encarnarlo en sus
vidas.
2.
Es necesario que
nuestros
agentes
pastorales, inspirados
en la persona y en el
mensaje de Jesús, se
formen una identidad
cristiana auténtica y
desarrollen
una
verdadera y sólida
pertenencia
a
la
Iglesia.
Debemos mirar, más
allá de los individuos y
de
las
familias
mismas,
hacia
la
formación
de
verdaderas
comunidades
que
acepten y vivan la
memoria de Jesús.
3.
En
nuestras
actividades
de
pastoral
familiar
debemos tener como
mira que el Evangelio
impregne todas las
esferas de la cultura
ciudadana (cfr.F.C. 8).
Y
específicamente
esforzarnos en ser
conciencia crítica de
la
cultura
familiar
ambiente y sujetos
activos
de
la
construcción de un
auténtico humanismo
familiar (cf. F.C.7). El
Evangelio hará que
cada familia sea un
testimonio
vivo
y
luminoso de nueva
cultura.
4. Teniendo en cuenta la
realidad pastoral de la
Iglesia
Arquidiocesana
o
Diocesana,
es
nuestro
deber
desarrollar
una
pastoral
familiar
específica dirigida a
las familias que se
hallan en situaciones
irregulares,
fundamentada en una
sólida
reflexión
teológica y pastoral,
de acuerdo con las
orientaciones de la
Iglesia.
5.
Para que nuestra labor
pastoral en el campo de las
familias sea más integral y
eficaz, necesitamos mejorar la
organización
de
nuestra
pastoral familiar para:
- promover mayor participación
de los laicos en nuestros
programas pastorales;
- ofrecer a nuestros agentes una
formación continua y sólida.
- intensificar la formación de
comunidades interfamiliares
parroquiales,
que
actúen
como animadoras en la
formación
y
vinculación
apostólica de otras familias.
6. En el desarrollo e
implementación
de
nuestros
programas
pastorales
necesitamos
procurar
la
consecución
de
suficientes
recursos humanos
y materiales y
administrarlos
adecuadamente
para
el
mayor
beneficio de la
comunidad.
7. En los diversos niveles
de
organización
debemos
tener
en
cuenta:
- Cada Zona Pastoral
elaborará su propio
plan de acción de
acuerdo
con
sus
propias necesidades.
- Con el fin de procurar un
mejor empleo de los
recursos humanos y
materiales y garantizar,
hasta
donde
sea
posible, la presencia
animadora
de
los
sacerdotes.
MOTIVACIÓN DEL
PRESBITERIO
1. Despertar en el presbiterio la conciencia de la
importancia que reviste la pastoral familiar y
buscar su cooperación para la realización de los
programas que se desarrollarán en las diversas
Zonas Pastorales de la Arquidiócesis o Diocesis.
2. 2. Hacer conocer ampliamente el Plan Pastoral
Familiar con el fin de conseguir su cooperación
para desarrollarlo.
1.
MATRIMONIOS JÓVENES.

Objetivo: Iniciar un programa piloto de formación
de parejas recién casadas (entre seis meses y
cuatro años de matrimonio) en cada zona con el
temario “Iniciando un camino”.
Pasos:
2. Preparar un grupo de animadores de por lo menos
3 parejas
3. Diseñar y ejecutar la estrategia de publicidad para
invitar a parejas que hayan celebrado su
matrimonio sacramental
RENOVACIÓN DE LA
CATEQUESIS FAMILIAR
DEL BAUTISMO.
Objetivo: Lograr que la ocasión del
bautismo de los niños se convierta en un
proceso de verdadera evangelización para
sus padres (y las familias respectivas) así
como de los padrinos.
Estrategias:
1. Anticipar la preparación de los padres al bautismo
con el fin de hacerla más consciente y profunda.
Con este fin, hacer amplia difusión parroquial del
programa, con el fin de motivar a parejas que
están esperando un hijo.
2. Identificar, y hacer que se comprometan con el
programa, 2 o tres parejas que sirvan como líderes
y prepararlos mediante un taller.
4. Establecer un equipo coordinador de esta
actividad con representantes de las Zona
Pastorales Episcopales.
CENTROS DE
PLANIFICACIÓN FAMILIAR
NATURAL.
Objetivo: Organizar un Centro de Planificación
Familiar Natural en cada Zona Pastoral Episcopal.
Estrategias:
1. Identificar el recurso humano debidamente
capacitado para ofrecer entrenamiento en el
conocimiento y práctica de los métodos naturales
de regulación de la fertilidad humana.
2. Impulsar la publicidad de este servicio en las
parroquias.
3. Organizar el servicio en un local que facilite la
Zona Pastoral o una de las parroquias.
4. Realizar reuniones periódicas con los
instructores de Planificación Familiar Natural para
estimular la formación continua y la actualización.
PASTORAL CON LAS
PAREJAS EN SITUACION
IRREGULAR
Objetivos:
1. Integrar una comisión de reflexión teológica y
pastoral para explorar los caminos de tratamiento
pastoral de estas situaciones a la luz de la doctrina
y de las orientaciones de la Iglesia en este campo.
2. Diseñar un modelo de trabajo para la atención de
las parejas católicas que viven en unión
consensual o casadas por sólo vínculo civil y que
no tengan impedimento de vínculo para celebrar el
matrimonio sacramental.
COMUNIDADES
FAMILIARES.
Objetivos:
1. Despertar en las familias la conciencia de su
vocación natural a ser comunidades básicas de
amor y de vida y de su vocación cristiana a ser
comunidades de fe y salvación (“Iglesia
doméstica") y su consiguiente compromiso en el
interior de sí misma, en la comunidad humana y
en la Iglesia.
2. Formar familias animadoras para impulsar los
procesos necesarios para formar en cada parroquia
comunidades interfamiliares que se comprometan a
ser apóstoles de otras familias.
3 . Elaborar o conseguir los materiales pedagógicos
necesarios y adecuados para los animadores de estos
procesos.
4. Ofrecer el componente "COMUNIDAD
FAMILIAR" en todas las catequesis de preparación
para los sacramentos de iniciación.
Estrategias:
1. Utilizar las oportunidades pastorales en las cuales
se hacen presentes las familias (catequesis
presacramentales) para ir despertando en las
familias esta conciencia y este compromiso. Para
poner en marcha esta estrategia, elaborar un
componente sobre la comunidad familiar para
agregar a las catequesis presacramentales que se
están dando. Buscar la cooperación de la
Coordinación Arquidiocesana de Catequesis.
2. Organizar actividades específicas para la
formación de las comunidades familiares, tales
como:
· talleres de enriquecimiento, retiros espirituales,
convivencias en el nivel parroquial.
· Estimular el fortalecimiento del Encuentro
Familiar.
· Elaborar materiales formativos para las
celebraciones de los días del padre y de la madre.
· Ambientar la celebración comunitaria parroquial
de aniversarios del matrimonio de los padres con
sus hijos.
Descargar

¿QUÉ ES LA PASTORAL FAMILIAR? (Presentación)