Ahora nos vamos a meter en temas más profundos… Despeja tu mente…. Líbrate de
prejuicios… No desesperes; opón tesón ante la perplejidad… Y si, a pesar de todo, no
entiendes nada… no te aflijas pues, a fin de cuentas, todo esto no es más que teoría
que muy probablemente nunca llevarás a la práctica… ya que,para eso, es necesario
poseer un barco en condiciones para una navegacion oceánica…
Empieza pues con la…
1
clic
NAVEGACIÓN ASTRONÓMICA:
De las coordenadas geográficas
De las coordenadas azimutales
De las coordenadas horarias
De la variación de las coordenadas horarias de un astro a lo largo de un día
De la Eclíptica
1ª PARTE
Del Zodiaco
De las coordenadas Uranográficas Ecuatoriales
De las coordenadas horarias del sol
De las coordenadas horarias de las estrellas
Del triángulo de posición astronómica
De las fórmulas
La derrota ortodrómica
2ª PARTE
Funciones trigonométricas fundamentales
RECTA DE ALTURA
Del Polo de iluminación y del círculo de alturas iguales
De la recta de altura
Del modo de situarse con una recta de altura a partir de una situación de estima
3ª PARTE
Del modo de situarse con dos rectas de altura simultáneas
Del modo de situarse con dos rectas de altura no simultáneas
De la altura meridiana
De las estrellas
De cómo se hace una recta de altura
Más de cómo situarse con dos rectas de altura
4ª PARTE
Siguiente
De cómo calcular la altura estimada de un astro
De las utilidades de una sola recta de altura
4ª PARTE
De las fórmulas
Del cálculo de la latitud con una recta de altura meridiana
5ª PARTE
Del cálculo de la latitud por una observación de la P
Método para calcular la longitud a partir del hl y del hG
De la medida del tiempo
Cálculo del intervalo navegado hasta el momento de una efeméride astronómica
estando el buque en movimiento
Cálculo del intervalo hasta el momento del paso del sol por el meridiano superior
6ª PARTE
DE LAS CORRECCIONES
De las correcciones a las horas del orto y ocaso
Cálculo de la corrección total por una observación de la P
Cálculo de la corrección total por la observación del azimut del sol
7ª PARTE
en el momento del orto u ocaso
Cálculo de la corrección total con la fórmula del azimut verdadero
Cálculo de la corrección de la altura instrumental de un astro
Paso de la altura del sol limbo superior a la altura del sol limbo inferior
Siguiente
CORRECCIONES A LAS HORAS DEL ORTO Y OCASO
Índice
Clic
…Puede ocurrir que en algún problema de examen nos den como hora de
inicio la correspondiente a la del orto u ocaso verdadero del sol.
El orto y ocaso verdadero son unos fenómenos que, por efecto de la refracción
de la atmósfera, acontecen fuera del campo visual del observador.
Sin embargo las efemérides de las tablas del almanaque náutico están
referidas siempre a los fenómenos APARENTES, es decir; aquellos que son
visibles. Por eso a la hora del orto u ocaso verdadero que nos dan hemos de
aplicarle una corrección para transformarla en hora de orto u ocaso aparente y
así
poder
entrar
en
las
tablas
del
almanaque.
Esa corrección viene reflejada en la tabla de “corrección a las horas del orto y
ocaso
verdadero
para
obtener
las
del
aparente”.
ATENCIÓN: este título da lugar a equívocos ya que da a entender que solo
sirve para pasar de horas de orto u ocaso verdadero a horas de orto u ocaso
aparentes y no al contrario. Sin embargo también sirve para corregir horas de
orto y ocaso aparente para obtener las de verdadero, basta aplicar la corrección
con
distinto
signo.
Dicha tabla debería llamarse CORRECCIONES A LAS HORAS DEL
ORTO Y OCASO
Índice
Sol y
ocaso
aparente
Si no hubiese refracción empezaría a ver al sol justo en el momento en que despunta sobre el horizonte…
Pero la mayor cantidad de atmósfera que atraviesa la luz del sol cuando está en el horizonte se traduce en una mayor
refracción, que tiene como consecuencia que el movimiento del sol, aparentemente, se ralentice, de tal manera que
empezamos a verlo salir en el orto, u ocultarse en el ocaso cuando ya hace rato que lo ha hecho…
Atmósfera
Sol y
ocaso
verdadero
Sol y orto
Aparente
Sol
verdadero
Atmósfera
Horizonte real
Sol y Orto
Verdadero
Sol aparente
Sol aparente
Sol
verdadero
Clic
Clic
Clic
La cuestión es la siguiente: en las tablas náuticas, las horas de salida y puesta del sol están referidas a los ortos y ocasos
aparentes, es decir; a los instantes en que vemos con estos ojos que se han de comer los gusanos el preciso instante en que el
sol tangentea su limbo superior en el horizonte, bien sea en la salida o en la puesta, pues bien: ese sol aparente, debido a la
mayor refracción de la atmósfera en esos instantes de salida o puesta, siempre está por encima de la verdadera situación del
sol verdadero en esos momentos. Esta diferencia de altura depende le la latitud del observador y de la declinación del sol en
esa fecha. La mayor refracción se debe a la “mayor cantidad de atmósfera” que hay entre nuestra posición y el Sol
Índice
Porque no es lo mismo navegar hasta el orto u ocaso aparente
que hasta el orto u ocaso verdadero. Aunque el intervalo
navegado varíe en solo unos minutos, a la hora de efectuar los
cálculos astronómicos esos minutos de diferencia son muy
importantes a la hora de corregir por minutos y segundos los
horarios, bien sea de Aries, del astro o del sol
Orto
aparente
E
N
S
W
Sin embargo la diferencia de Azimut del Sol entre esos
intervalos es despreciable y no se tiene en cuenta.
Sol
Aparente
Sol
verdadero
Orto
verdadero
E
N
Clic
Índice
S
W
Latitud
Latitud
DECLINACIÓN
Esta es la tablas de correcciones a las
horas del orto y ocaso. Para hallar la
corrección que hemos de sumar o restar,
según convenga,
Se entra con la latitud de estima y con la
declinación del sol, que hemos visto en el
almanaque...
..Obteniendo un valor en minutos y segundos
Clic
Clic
Clic
Índice
Z
N
W
E
S
En el momento del orto aparente el sol tiene un Azimut cuyo valor, dependiendo de nuestra latitud
y de la declinación del sol en esa fecha, viene reflejado en las tablas náuticas. Este Azimut
Como se puede
ver, la posición
delPor
sol consiguiente
en el
momento
orto
(y del
ocaso también)
no
es un Azimut
hace
falta
calcularlo
con
: (Haz clic)
tgd
·cos lnodel
senl
·cosh
Este tabulado
Azimut verdadero
nos verdadero.
sirve para calcular
la corrección
total
al compararlo
con la
el fórmula
Azimut de
aguja
ctgZ con el vertical primario, que es el arco de
tiene por qué coincidir necesariamente
que midamos en esesenh
momento:
meridiano que pasa por los puntos E, Z, W, (ESTE, ZENIT
y OESTE ); si fuese así Zv
Índice
Haz
Hazclic
clic
Zv = Za + Ct (Haz clic)
valdría siempre 90º en los ortos y ocasos.
EJEMPLO:
El 16 de Noviembre de 2000 siendo Hcl = 04h-00m navegamos hasta el orto
verdadero con una velocidad y rumbo conocidos, estando en una S/e; l = 45ºN
y L = 87ºW. ¿Cuál es el intervalo navegado?
6 59
45
1º) Vemos en las tablas del almanaque correspondientes al día 16 de Noviembre de 2000
la hora del orto aparente: Latitud 45º N ⇒ salida del Sol = 06h-59m.
Y buscamos su declinación para ese día sin que sea necesario tener en cuenta la hora pues en las tablas de correcciones a las horas
del orto y ocaso las declinaciones tienen aproximaciones de 5º, 2º y 1º, de tal forma que podemos considerar válida la declinación de
19º pues los valores de la declinación del Sol para el día 16 de Noviembre oscilan entre 18º - 45’ S a las 00h 00m UT y 19º - 01’ S a las
24h – 00’ UT: esos 45’ de diferencia de declinación a lo largo del día no tienen relevancia en las tablas de correcciones a las horas del
orto y ocaso.
2º) Entramos en las tablas de corrección a las horas del orto y
ocaso con la latitud 45º y la declinación 19º. Encontramos 45
º en el eje de ordenadas correspondiente a las latitudes, pero
no la declinación de 19º en el eje de abcisas sino que
aparecen los valores 18º y 20º. Lo que hacemos es promediar
las correcciones correspondientes a dichos valores:
d = 18º ➝ 5m 19s
d = 20º ➝ 5m 28s
5m 23s
Como el orto verdadero sucede más tarde que el aparente, hay que sumar
ese intervalo a la hora del orto aparente
Hora del orto verdadero:
06h-59m
+ 00h-05m-23s
07h-04m-23s
Siendo el intervalo navegado:
Clic Clic
+
Índice
04h-00m
07h-04m-23s
03h-24m23s
Otro ejemplo:
El 14 de Mayo de 2000, en situación l = 35-00S y L = 98-45W calcular HcG del ocaso verdadero del Sol (puesta verdadera)
1º) Buscamos en la tabla del almanaque correspondiente a ese día la HcG del ocaso aparente para la latitud en que nos encontramos y
de la declinación del Sol en esa fecha.
Como para el día 14 de Mayo no tenemos los valores del ocaso (Puesta), sino los del orto (Salida), buscaremos los valores del ocaso
de los días 13 y 15 de Mayo, para la latitud en que nos encontramos, y los promediaremos:
Promediamos valores ➝
17  06  17  05
2
➝
puesta a las 17h-05m-30s del día 14
Como declinación tomaremos 19º (los valores van de 18º-38,9’ a
18º-53,2’)
2º) Con la latitud y la declinación entraremos en la tabla de correcciones. En ella encontramos la latitud de 35º pero no aparece
una declinación de 19º sino que tenemos 18º y 20º. Promediamos los valores de la corrección correspondientes a dichas
declinaciones:
D = 18º ➝ correc. = 4’-28’’
D = 20º ➝ correc. = 4’-33’’
Promediamos:
4 ' 28 ' ' 4 ' 33 ' '
= 04’-30’’
2
Clic
Clic
Clic
Que es la corrección a la hora de la
puesta aparente para obtener la hora de
la puesta verdadera.
Como el ocaso verdadero ocurre antes,
habrá que restar ese intervalo de tiempo
a la hora de la puesta aparente:
17h-05m-30s hora de la puesta aparente
-0h-04m-30s intervalo de tiempo
17h-01m-00s hora de la puesta verdadera
Índice
Cálculo de la corrección total por la observación del azimut
de la estrella Polar
Índice
CLIC
Estoy
perdido…
Tengo que
improvisar
algo…
… Ya veo que le está dando
una especie de infarto…No
se preocupe; bicho malo
nunca muere…
Llamaré al cocinero para
que le haga una sopa
reconstituyente
Discúlpeme
, capitán…
…¡Cocinero!!!
Déjese de cánticos y
prepárele una sopa al
segundo…
Y esmérese, no vaya a ser esta
su ´”última cena…” JA JA
JA!!!
Hábleme de la
… Estoy estrella Polar
seguro que
está
fingiéndo…
¿Algo en concreto?
¿Qué quiere saber de la
estrella Polar?
…Aaaagggg...!!!
Ya es de noche
y ya estoy
aquí… ¿Qué se
le ha ocurrido
ahora?
…¿?...
…¡ …
!...
clic
Índice
Estoy seguro de
que es un
impostor…. Tarde o
temprano meterá la
pata y entonces…
Ya está
retrasándose…
como siempre!
…Me
voy a
tomar
esa
sopa…
Vamos a ver como calculamos la
…Vaya Ud… Y no olvide pasar por
corrección total con una medición del
el botiquín… ¡Y dígale al grupo de
azimut de la estrella Polar.
la cocina que dejen de armar
jaleo.
clic
clic
…¡Funcionó!!..
.
Está bien, seguiré yo
con la explicación…
La observación de la estrella
Polar sirve para dos cosas:
1º - Mirando su Azimut,
podemos calcular la corrección
total de nuestro compás.
2º - Midiendo su altura sobre
el horizonte podemos calcular
nuestra latitud con precisión
N
Índice
…A ver si se
callan los de
la cocina…
¿Os acordáis de cómo se hallaba el Rumbo verdadero…?
= Ra
ct muy sencilla que nos indica el valor del Azimut
Pues bien: el almanaque náutico Rv
tiene
una+tabla
Donde Ra era el Rumbo
aguja yPara
ct era
la corrección
dede
la polar.
hallar
ese Azimuttotal.
entramos con la latitud de estima (que no tiene por qué
Despejando ct:
ser exacta porque los valores de la latitud en esta tabla van de 5º en 5º, que son 300 millas) y
Ct = Rv – Ra
con el horario de Aries en el Lugar.
¿Y os acordáis de cómo
la corrección
partir
del Za mirando
y del Zv en
delelsol
o una estrella?
El calculábamos
horario de Aries
en el lugartotal
(hγL)a lo
calculamos
almanaque
el horario de Aries
Zv =longitud.
Za + CtY en cuanto a la latitud, aunque podemos entrar
en Greenwich y sumándole nuestra
Despejábamos Ct: con la latitud de estima, podemos conocer cual es nuestra latitud exacta y entrar con ella en
Ctaltura
= Zv verdadera
- Za
la tabla, simplemente tomando la
de la Polar y aplicándole unas correcciones.
En este caso el Zv loEsto
calculábamos
fórmulas,
lo veremoscon
más
adelante.obteniendo el ángulo exacto entre el meridiano superior y el astro
Recordemos, una vezAunque
más, que
elsería
meridiano
es más
el que,
pasando
por los
polos
contiene el Zenit de nuestra
raro
tener superior
un error de
de 5º
en latitud…
no es
imposible
posición (o, si es dibujado sobre la esfera terrestre; “que pasa por nuestra posición”)
clic
clic
Pues con la estrella Polar es “casi” igual:
ZvP = ZaP + ct
Despejando ct:
Ct = Zv – Za
Sólo que no hace falta calcular con fórmulas el Zv de la Polar ya que sabemos que “en teoría” la Polar está sobre el polo Norte, por tanto su
Zv “debería” ser 360º, ó 000º según nos convenga. De tal manera que si nuestro Za fuese 006ºE, la corrección total la hallaríamos así:
Ct = 000º- 6(E+) = -6º (ó 6ºW)
Y si Za fuese 006ºW, la corrección total la hallaríamos así:
Ct = 000º - 6º(W-) = +6º (ó 6ºE)
El quid de la cuestión es que, en la práctica, la estrella Polar no está sobre el Norte geográfico exacto sino que, dependiendo de la latitud y del
horario de Aries en el lugar, está unos minutos al Este o al Oeste del polo Norte geográfico y, por consiguiente, su Zv no vale 000º sino que
tiene un valor de minutos, en unos casos al ESTE y en otros al OESTE. De tal manera que si, por ejemplo, la Polar está 1,3º al ESTE del polo
NORTE geográfico (o lo que es lo mismo; su Azimut verdadero es 1º-30’E), La corrección total sería:
Ct = 1,3º(+) - Za
Índice
… Como vemos, para hallar el Azimut
verdadero a partir de nuestro azimut de
aguja, hemos de restar 2,2º a nuestra
lectura. Esos 2,2º (W-) son la corrección
total. No olvidemos que:
Esto con un ejemplo se ve mejor.
Supongamos que nuestro Azimut de aguja (Za)
es 3º-30’E (o lo que es lo mismo 3,5ºE)
Ct = Zv – Za
Si sustituimos valores:
Ct = 1,3º – 3,5º = 2,2(W-)
clicclic
Norte geográfico
Y supongamos que estamos en el año 2002 y que
estamos en latitud = 55ºN
Supongamos que, efectuados los cálculos,
obtenemos un horario de Aries en el lugar (hγL)
= 300º
Mirando la tabla de Azimutes de la Polar del
almanaque náutico del año 2002 vemos que le
corresponde una corrección de 1,3º+. Como tiene
signo positivo sumamos la corrección:
000º + 1,3’ = 1,3’E
por consiguiente la Polar está el ESTE del
meridiano, siendo su Zv = 1,3º E
N
30’
3º
30’
Índice
2º
30’
1º
30’
0º
30’
1º
30’
2º
30’
3º
30’
60º
40º
30º
90º
Horizonte
50º
70º
80º
80º
70º
60º
50º
40º
Latitud NORTE
30º
20º
20º
10º
10º
Ecuador
00º
00º
10º
Latitud SUR
20º
30º
40º
clic
50º
Partimos
deauna
alturaladelatitud
la
Ahora
vamos
calcular
a
Polar
sobre
el
horizonte
de 00º,
partir de la altura de la Polar
.
nuestravisto
altura
sobre
ecuador
Yayhemos
como
se elcalcula
la
(oque
es
la
latitud)
es
00º
latitud a partir de una observación
deltambién.
sol a su paso por el meridiano
Ahora del
noslugar.
vamos a situar en una
superior
latitud
de
Vamosa apartir
ver que
El cálculo de 10º.
la latitud
de
pasa
con
la
altura
de
la
una altura de la polar es aún Polar
mas
sobre si
el cabe,
horizonte.
sencillo
porque no hay que
hacer ningún tipo de dibujo, sólo
Vemos
nuestro
horizonte “baja”
aplicarqueunas
correcciones
a su
10º,
los
mismos
que
subido nuestra
altura verdadera, ha
correcciones
que
latitud.
vienen en las tablas del almanaque
Como
la Polar no se ha movido,
náutico.
ahora su altura sobre el horizonte es
de 10º
Si subimos nuestra latitud hasta 40º,
Pues
bien: el
quid horizonte
de la “baja
por ejemplo,
nuestro
cuestión
es
que,
40º”
correcciones
aparte,
la
altura de la polar sobre el
horizonte es igual a la
latitud del observador.
Vamos a verlo.
Vamos a imaginar la esfera
terrestre dividida en 360º y en
ella vamos a dibujar sus
coordenadas ecuatoriales; polos y
ecuador. Nos vamos a situar en
una latitud de 00º, es decir;
sobre el ecuador
60º
clic
90º
80º
70º
clic
Índice
En definitiva, imaginaos un cuadrante que
puede girar sobre el centro de la esfera.
Ese cuadrante representa nuestra
latitud y nuestro horizonte. Vemos que la
distancia sobre el horizonte de la Polar
siempre es la misma que la distancia de
nuestra situación sobre el ecuador, es
decir: la altura de la polar siempre es
igual a nuesta latitud.
60º
70º
80º
90º
80º
70º
60º
50º
50º
40º
40º
Latitud NORTE
30º
30º
20º
20º
10º
00º
10º
Ecuador
00º
10º
Latitud SUR
20º
30º
40º
50º
60º
90º
clic
clic
clic
Índice
80º
70º
Cálculo de la corrección total por la observación del azimut
del sol en el momento del orto u ocaso
Índice
CLIC
Podemos calcular la corrección total en el momento del orto u ocaso simplemente comparando el Za ¡Menos
del sol en ese
momento con el Zv que podemos encontrar en las tablas de navegación (también llamadas “tablas perpétuas”)
pitorreo!
Se da la circunstancia de que los valores del azimut del sol aparente en el momento de la salida y de la puesta están
tabulados siendo, por tanto, muy fácil hallar el valor de la corrección total: basta despejar:
Zv = Za + Ct
⇒
Ct = Zv - Za
La tabla de Azimutes verdaderos del sol que usamos habitualmente es la tabla T.60.1 de la colección de tablas de
navegación del C. de N Martinez Jimenez
En los laterales (φ) están las
latitudes; hemos de escoger la que
corresponde a nuestra situación, o
bien promediar el valor de Zv si
nuestra latitud tiene un valor
intermedio y coincide que el Zv
cambia entre las dos latitudes
promediadas, es decir: si estamos
en una latitud de 27º y la
declinación del sol es 1,5º no hará
falta promediar los valores del Zv
correspondientes a una latitud de
26º y 28º respectivamente, pues
para esas latitudes y con esa
declinación el valor de Zv es el
mismo: 88,3º…
Biografía
Pero si, por ejemplo, la declinación del sol es 3º, entonces sí que habría que
promediar los valores de Zv correspondientes a las latitudes de 26º y 28º, que
son 86,7 y 86,6 respectivamente…
86 , 7  86 , 6
 86 , 65
2
Pero supongamos que la declinación del sol vale 4,75º. En ese caso hay que
promediar los valores del Zv correspondiente a 4,5º y 5º , y los
correspondientes a las latitudes de 26º y 28º…
85 , 0  84 ,9  84 , 4  84 ,3
CLIC
CLIC
CLIC
CLIC
 84 , 65
4
Índice
Veamos un ejemplo:
l = 48º-25’ N
El 24 de Marzo de 2002, estando en S/e
L = 33º-56’ W En el momento de la salida del sol observamos Za☉ = 90º.
Calcular la corrección total.
Para entrar en la tabla necesitamos la declinación del sol en el momento del orto en nuestra situación. Primero hemos de buscar la hora de
salida del sol en la hoja del almanaque del 24 de Marzo.
Buscamos nuestra latitud o, en su defecto, las dos latitudes entre las cuales se
encuentra la nuestra, y miramos la hora de salida del sol que le corresponde.
Como no viene reflejada nuestra latitud, promediamos los valores de la hora de salida
para las latitudes de 45º y 50º
5 ,55  5 ,56
 5 ,555 h
2
Ya tenemos la Hcl en el momento del orto. Recordemos que para un mismo día, en
una latitud dada, una efeméride astronómica acontece a la misma hora en todos los
meridianos del planeta, es decir; el día 24 de Marzo de 2002 alguien situado en el
meridiano de Greenwich en una latitud “n” vio salir el sol cuando a las 5,555Hcl, y
alguien situado en cualquier otro punto de ese paralelo de latitud vio salir el sol a las
5,555Hcl…
Una vez que tenemos la Hcl del momento del orto, necesitamos reducirla a TU u hora
civil en Greenwich.
HcG = Hcl ± Ltiempo
Hcl
L tiempo 
L
15

33 º  56 '
 02 º h 15 , 73 m
15
= 05h 33,6 m
Ltiempo = 02h 15,73m (+) porque Greenwich está al Este y tiene más horas
Hcg = 08h 10,73m
Con HcG = 08h 10,73m entramos en la hoja del almanaque para buscar qué declinación tiene el sol a esa hora, pero las horas que encontramos son 8h y 9h
Y promediamos de la siguiente manera; si a las 8h la declinación es 23,6º y a las 9h es 24,6, quiere esto decir que en una hora ha variado un grado y, por
consiguiente, en 10’ (la sexta parte de una hora) variará la declinación la sexta parte de un grado(1º : 6 = 0,16º). Entonces la declinación queda en 1º- 23,76’
Índice
CLIC
CLIC
Todavía no!
El 24 de Marzo de 2002, estando en S/e
l = 48º-25’ N
L = 33º-56’ W En el momento de la salida del sol observamos Za = 90º.
Calcular la corrección total.
Entonces… ¿poder ya
calcular la corrección total?
d = 1º - 23, 76’ +. Junto con la latitud de estima podemos entrar en la tabla…
Ya tenemos la declinación del sol
l = 48º-25’ está a medio camino entre 48º y 49º, por tanto promediamos
los dos valores
D = 1º-23,76’ está a medio camono entre 1º y 1,5º, por tanto
promediamos los dos valores
88 ,5  88 ,5  87 ,8  87 , 7
 88 ,125 º
4
Siendo este el Zv en el momento del orto verdadero.
Todavía no porque si os fijáis el título de la tabla es “AZIMUTES AL ORTO
Y OCASO VERDADEROS” y nosotros lo que hemos medido es un azimut
de aguja al orto aparente, que es el que vemos. Por consiguiente tenemos
que transformar ese Zv en el momento del orto verdadero en Zv en el
momentodel orto aparente. Para ello hemos de corregir el valor del Zv con
ayuda de la tabla
T.60.2 - AZIMUTES AL ORTO Y OCASO APARENTES. CORRECCIÓN A LOS VERDADEROS
Índice
CLIC
Para corregir el valor del Zv en el momento del orto verdadero tenemos que entrar con la declinación del sol (que ya hemos hallado) y con nuestra
latitud de estima
d = 1º - 23, 76’ +.
l = 48º-25’ N
Esta tabla tiene dos tipos de correcciones según hallamos medido el Za ☉ ó ☉.
Como la latitud anterior y posterior a la nuestra es 46º y 50º; no
merece la pena promediar ningún valor.
Como vemos, la corrección se aplica al Zv hallado con la anterior
tabla con:
0,4
Signo + si φ y declinación son del mismo polo
Signo ━ si φ y declinación son de distinto polo
Como la declinación es + y nuestra latitud es N, declinación y
latitud son del mismo polo, por consiguiente la corrección tiene
signo +.
Quedando el Zv al orto verdadero corregido al orto aparente:
Zv = 88,125º +
= 88,525º
Y ya conocido el Zv en el momento del orto aparente solo nos queda
despejar Ct de la relación:
Zv = 88,525
Zv = Za + Ct
⇒
Sustituyendo valores:
Ct = Zv - Za
Za = 90,000 ━
Ct =
Índice
1,475 ━
= 01º-28,5’ W
Índice
CLIC
CLIC
Cálculo de la corrección total con la fórmula del azimut verdadero
Índice
CLIC
Biografía
Si tenemos los datos para calcular el Zv de un astro, podemos comparar este con
el Za medido con el compás y hallar así la corrección total.
Zv = Za + Ct
⇒
Ct = Zv ━ Za
Índice
CLIC
Cálculo de la corrección de la altura instrumental de un astro
Índice
CLIC
Polo Norte
Primero vamos a ver qué es la altura de un astro:
ALTURA es el arco de vertical (de meridiano) comprendido entre el horizonte y el centro del
astro; se cuenta de 0º a 90º
Z
Biografía
En el triángulo de posición PZA, relacionando la latitud, la declinación y el
horario, se tiene:
Nuestra
situación
Z
90 - l
90-a
90 - d
h
P
cos (90º - a) = cos (90º - l) cos (90º - d) + sen (90º - l) sen (90º - d) cos h
Sustituyendo por las funciones contrarias de los ángulos
complementarios
sen a = sen l sen d + cos l cos d cos h.
ALTURA MERIDIANA es la del astro al hallarse en el meridiano.
ALTURA MERIDIANA DE PASO SUPERIOR es la meridiana de un
astro sobre el horizonte.
Z’
ALTURA MERIDIANA DE PASO INFERIOR es la meridiana de un
astro debajo del horizonte.
ALTURA INSTRUMENTAL es la de un astro, medida con un
instrumento de reflexión, por ejemplo un sextante.
Biografía
Índice
Polo Sur
Clic
Clic
Ya hemos visto como se realiza una recta de altura: En una situación de estima se
debería de ver el astro que nos interesa con una altura determinada por la fórmula:
sen a = sen l sen d + cos l cos d cos h.
Pero eso es la teoría porque, en la práctica, la medición de dicha altura instrumental nos
da una lectura distinta a la hallada por la fórmula, lo que traducido sobre el azimut del
astro trazado en la carta supone una diferencia en millas igual a los minutos de
diferencia de altura entre la medida instrumentalmente y la hallada con la fórmula. Esa
diferencia en millas será en la dirección del azimut (hacia el polo de iluminación) si la
diferencia de altura tiene un valor positivo, y en dirección contraria si esa diferencia de
altura es negativa.
S
A’
I
A
Pues bien: la medición instrumental altura del astro sobre el horizonte, que se ha
efectuado con algún instrumento (ballestilla, esfera armilar, astrolabio, cuadrante,
octante, sextante, etc.) no es la altura verdadera ya que no se ha tomado sobre el
horizonte verdadero debido a varias causas; es imperativo efectuarle una serie de
correcciones antes de compararla con la altura estimada (la hallada con la fórmula) .
Para tener una idea de esto, vamos a imaginarnos un trozo de mundo…
Un barco navegando. “P” es el nivel del Mar…
El centro de la tierra ©
0
“0” es el ojo del observador que está subido a la cofa del palo
© H, el horizonte racional, geocéntrico o verdadero
Ha
Horizonte aparente del observador
Horizonte aparente nivel del mar
P
OHa el horizonte sensible o aparente desde O
H’a
P H'a, el horizonte sensible o aparente desde P
h’
Oh, el horizonte visible teórico
Oh', el horizonte visible que aparece elevado a causa de la refracción (aparente)
h
A, el centro verdadero del astro y A' el centro aparente del astro
Cuyos limbos superior e inferior son S e i, respectivamente
PA © la paralaje horizontal en altura Pa
A © h, la altura central verdadera
Índice
CLIC
©
H
Ya hemos visto como se realiza una recta de altura: En una situación de estima se debería de ver el astro que nos interesa
con
con una altura determinada por la fórmula:
sen a = sen l sen d + cos l cos d cos h.
Pero eso es la teoría porque, en la práctica, la medición de dicha altura instrumental nos da una lectura distinta a la hallada por la fórmula, lo que
traducido sobre el azimut del astro trazado en la carta supone una diferencia en millas igual a los minutos de diferencia de altura entre la medida
instrumentalmente y la hallada con la fórmula. Esa diferencia en millas será en la dirección del azimut (hacia el polo de iluminación) si la diferencia
de altura tiene un valor positivo, y en dirección contraria si esa diferencia de altura es negativa.
Pues bien: la medición instrumental altura del astro sobre el horizonte, que se ha efectuado con algún instrumento (ballestilla, esfera armilar,
astrolabio, cuadrante, octante, sextante, etc.) no es la altura verdadera ya que no se ha tomado sobre el horizonte verdadero debido a varias
causas; es imperativo efectuarle una serie de correcciones antes de compararla con la altura estimada (la hallada con la fórmula) .
1º)- Se corregirá la altura instrumental del sextante aplicándole la corrección de índice (Ci, ó, Ei)
A la suma de los errores fijos producidos por defectos en la construcción de los sextantes (falta de paralelismo de los espejos, etc)
se le da el nombre de error instrumental o error de índice. Los constructores calculan este error para cada 10º de la graduación del limbo. Cada
sextante viene acompañado de un certificado de los constructores en el que hacen constar el valor de dicho error. En el estado español, las normas
no admiten un error en el extremo del limbo que sea superior a 20’’
2º)- El horizonte visible o de la mar no es el horizonte racional o verdadero: La altura que vemos es la altura contada sobre el horizonte aparente .
Este horizonte aparente es paralelo al verdadero y pasa por el punto donde se encuentra el observador sobre el horizonte. Para obtener la altura
verdadera hay que efectuar las correcciones de las tablas náuticas.
3º)- Los rayos del astro al atravesar la atmósfera se refractan y el observador los ve más elevados de la realidad. Se corrige por refracción
astronómica (Ra)
4º)- No es lo mismo observar el astro desde el centro de la tierra como desde un punto de su superficie. Esto da lugar a un error de PARALAJE. Se
corrige por paralaje en altura (Pa)
5º)- La depresión del horizonte: Debido a la refracción de la atmósfera, el horizonte visible, o de la mar, se ve elevado: el ángulo que forman el
horizonte visible refractado y el horizonte aparente toma el nombre de depresión aparente (Dp)
6º)- Aquellos astros que tienen una altura apreciable a nuestra vista, como el sol o la luna, no es posible observar con precisión la altura sobre el
horizonte del centro de este astro. Se mide la altura sobre el limbo superior o inferior y se le aplica la corrección por semidiámetro (SD)
Índice
ALTURA OBSERVADA es la altura instrumental después de aplicarle la corrección
por el error propio del instrumento.
ALTURA APARENTE es la altura observada, corregida de depresión de horizonte.
ALTURA VERDADERA es la aparente corregida por semidiámetro (si procede),
refracción y paralaje, o sea, al ángulo en el centro de la tierra de la recta al centro del
S
A’
astro y el horizonte verdadero del observador.
I
Altura
IOh’ aparente
El paso de altura observada a altura verdadera se efectúa aplicando las citadas
IOHa
correcciones según se indica a continuación: A la altura del astro obtenida con
Altura
SOh’
aparente
SOHa
un sextante, (altura instrumental = Ai), se le aplica primero la corrección por
error del instrumento Ei (que es preciso conocer previamente), para tener la
Altura central
A’OHa
altura observada SOh' o IOh', según que la observación se haya efectuado sobre
el limbo superior o inferior: Aob = Ai ± Ei. (altura observada = altura instrumental
+ error del instrumento)
0
Ha
Horizonte aparente del observador (M)
A la altura observada SOh' o lOh' vemos que al restarle el ángulo HaOh', valor de la
depresión aparente Da, se convierte en altura aparente SOHa ó IOHa ( a partir de
ahora llamaremos Aa a la altura aparente) :
P
Da
H’a
(N)
Aap = Aob - Da = Ai ± Ei - Da.
Ahora, considerando el caso de un astro como el sol de diámetro apreciable, la
h’
altura SOHa, sobre el limbo superior, o la IOHa sobre el limbo inferior, se reduce a
altura central A'OHa, restándole o sumándole el semidiámetro en altura Sa, según
sea la observación…
h
y como A'OHa se puede considerar igual a A'PH'a, porque A'PH'a = A'MHa =
A'OHa + OA'P, y OA'P carece de valor apreciable por la gran distancia al astro,
comparada con la exigua elevación del observador, tendremos que la altura
CLIC
central aparente Aap ☉c = Aap ☉si ±Sa = Ai ☉si ±Ei - Da ± Sa
Índice
©
H
☉S es simbolo del sol observado sobre el limbo superior y ☉I
S
el de la observación sobre el limbo inferior. El ángulo AP A' es la elevación aparente
A’
I
del astro por efecto de la refracción (R), y al ser
APA’
APH'a = A'PH'a APA‘
A’PH’a
A
Entonces
Aap ☉c = Aap ☉c - R = Ai ☉si ± Ei - Da ± Sa - R.
(R = elevación aparente del astro por efecto de la refracción)
(Aap ☉c = altura aparente del sol en su centro)
Altura central
A’OHa
(Ai ☉si = altura instrumental del sol, limbo superior o inferior)
©, siendo PA© la paralaje
Y la altura central verdadera ACH = ANH'a = APH'a + PA
horizontal en altura Pa
APH’a
(M)
0
Ha
Horizonte aparente del observador
y en consecuencia, Av☉c = Aap☉c + Pa, teniendo ya la fórmula final para
convertir una altura instrumental en verdadera:
(N) Da
P
(N)
H’a
Horizonte aparente nivel del mar
Av☉c = Ai ☉si ± Ei - Da ± Sa - R + Pa
Si el astro observado es el sol, como la paralaje es constante, se reúnen en una las
correcciones por refracción y paralaje, resultando
paralaje horizontal
h’
en altura Pa
Av☉c = Ai☉si ± Ei - Da ± Sa - (R - P),
aunque en la práctica de la navegación se utilizan tablas en las que, entrando con la altura
observada y la elevación del observador, se encuentra el valor total de la corrección por
h
depresión, semidiámetro, refracción y paralaje. En las correcciones a las alturas de las
estrellas no entra el semidiámetro y la paralaje, quedando la fórmula reducida a
Av☉ = Ai☉± Ei - Da - R
CLIC
CLIC
CLIC
Y en las tablas náuticas se halla en función de la altura observada y de la elevación del
observador el valor total Da ━ R a restar siempre de la altura observada (altura corregida de
error instrumental), para tener la altura verdadera. Las alturas de los planetas no se corrigen
©
H
por semidiámetro porque puede precisarse su altura central sin error digno de tener en cuenta y la formula es Av = Ai ± Ei - Da - R + P, y aun el valor P de la paralaje
se desprecia cuando es pequeño; en los cálculos náuticos corrientes se abrevia utilizando sólo dos correcciones dadas por las tablas para uso de los navegantes.
En las correcciones de las alturas de la luna se emplea la fórmula general completa o simplemente dos correcciones que suministran las tablas náuticas.
Índice
En resumidas cuentas, la corrección a la altura instrumental de un
astro para convertirla en altura verdadera se hace de la siguiente
manera:
En el caso del sol:
ai ☉
= … (altura istrumental)
±Ei
= … (error de índice, o instrumental)
ao ☉
= … (altura observada)
CxEo(+)
= … (corrección por elevación del observador
2ªcorr.SD
= … (corrección por variación de semidiámetro)
Pa
= … (paralaje en altura del sol)
av ☉
= … (altura verdadera)
Ahora bien; la corrección por paralaje en altura del sol es un valor tan pequeño que, normalmente, no se
tiene en cuenta, así como la variación por semidiámetro.
.
Índice
CLIC
CLIC
En el caso de una estrella
ai ★
= … (altura istrumental)
±Ei
= … (error de índice)
ao ★
= … (altura observada)
CxEo(━)
= … (corrección por elevación del observador)
av ★
= … (altura verdadera)
CLIC
Índice
Modo de corregir la altura ☉ a ☉
Índice
CLIC
Puede
ocurrir
que,
por
las
circunstancias
que
sean,
hayamos
tangenteado el limbo superior del sol con el horizonte al tomar una
altura. En este caso habrá que transformarla en altura ☉ restándole dos
veces el valor del semidiámetro del sol. Dicho valor viene reflejado en el
almanaque para cada día del año. Esto hay que hacerlo así porque los
valores de las correcciones a las alturas del sol están tabulados para
mediciones hechas sobre su limbo inferior.
Altura medida ☉
El limbo inferior
está tangente con
el horizonte
Altura medida ☉
El limbo superior
está tangente con
el horizonte
1 SD
CLIC
CLIC
CLIC
1 SD + 1 SD = 2 SD
que restamos a la
altura ☉ limbo
superior
1 SD
Índice
FERNÁNDEZ DE NAVARRETE
Martín. Biogr. Capitán de navío de la armada española, prócer del reino, senador y director del Depósito Hidrográfico, * en
Abalos (Logroño) el 9.1 1.1765, ☨ el 8.10.1844. Estudió en el Real Seminario de Vergara, distinguiéndose entre los demás
alumnos, especialmente en literatura. Sentó plaza de guardiamarina en el departamento de El Ferrol el 6.11.1780, embarcando
al año siguiente en el navío San Pablo, de la escuadra de Luis de Córdova, realizando la campaña del canal de la Mancha en
combinación con otra francesa. Sirvió a las órdenes de José de Mazarredo, mayor general de la escuadra. En el navío San
Fernando concurrió al apresamiento de un convoy inglés que iba de Quebec a Terranova. En unión de su entrañable amigo José
Vargas y Ponce, también guardiamarina, tomó parte en el famoso ataque de las baterías flotantes contra Gibraltar; también
combatió en el encuentro habido frente al cabo Espartel. Fue promovido a alférez de fragata a finales de este año de 1782. Al
empezar el siguiente se hizo la paz con Inglaterra, disfrutando de una licencia en las Vascongadas, con que restableció su
maltratada salud.
Embarcó de nuevo en 1784 en la fragata Santa Casilda, con la que efectuó varios cruceros de corso, por el Mediterráneo, y
una misión diplomática cerca de la regencia de Argel, a las órdenes de Mazarredo. Bajo el seudónimo de Pancracia Lesmes de
San Quintín, escribió una carta a Vicente García de la Huerta, autor de un exagerado elogio del general Barceló, con motivo de
sus ataques a Argel en 1784. La Huerta le contestó con unas insolentes apostillas. También compuso el elogio póstumo con
motivo de la muerte del conde de Peñaflorida, fundador y director de la Real Sociedad Vascongada, con el que estaba
familiarmente relacionado. En 1786 fue nombrado ayudante de la compañía de guardiamarinas de Cartagena, aprovechando
este destino para completar su formación científica bajo la dirección de Gabriel Ciscar. Al año siguiente ascendió a alférez de
navío. Se presentó con otros oficiales a exámenes públicos, disertando brillantemente en ellos. Durante su estancia en
Cartagena colaboró en el Semanario Literario. Ascendió a teniente de fragata y, decidido el ministro Valdés a crear una
biblioteca y museo marítimo en la Isla de León (hoy San Fernando), encargó a Fernández de Navarrete que empezase sus
investigaciones en la biblioteca de Madrid; la de San Isidro, también en la corte, y otras de diversos monasterios y algunos
archivos particulares de las principales casas de España. Fue admitido por esta época como miembro de la Sociedad Económica
de Madrid y en la Academia de la Lengua Española. En 1792 entró en la Academia de Nobles Artes de San Fernando. Las
Volver
CLIC
corporaciones científicas y literarias se disputaron el tenerlo entre sus miembros. Después de estas actividades en el interior,
pasó a Sevilla a investigar en su incomparable Archivo de Indias. Al declararse en 1793 la guerra a Francia, solicitó del rey un
puesto en el servicio activo de las armas; al principio se denegó su petición, pero luego se le embarcó, en la Isla de León, en la
fragata Sabina, transbordando al navío Concepción, perteneciente a la escuadra del general Lángara, que se dirigió a las costas
del Rosellón y, tras los infructuosos ataques a Collioure y Port Vendrés, entró en Tolón, defendiendo la plaza y puerto en unión
de la inglesa. Estuvo Fernández de Navarrete en la corte, en San Ildefonso, para dar noticias al rey de la campaña, y regresó a
Tolón ascendido ya a capitán de fragata, siendo nombrado ayudante primero de la escuadra y secretario de su comandancia
general. En 1794 formó parte de la expedición que fue a Liorna para traer a España al príncipe de Parma, escribiendo una
relación muy interesante de su viaje a Pisa y a Florencia. En mayo de ese año fue con la escuadra destinada a Rosas para
bloquear a la francesa, concediéndole la graduación de capitán de navío por los méritos que adquirió en dicha campaña. Una vez
terminada ésta pasó a Sevilla para revisar y corregir los trabajos efectuados durante su permanencia en la guerra, por sus
ayudantes
en la tarea de la investigación de archivos. Estando en esto embarcó en el navío Reina Luisa y continuó su campaña ante las
costas de Cataluña, evitando que los franceses reforzasen su ejército. Al ser nombrado Lángara capitán general del
departamento de Cádiz, llevó consigo a su protegido Fernández de Navarrete, permaneciendo allí ambos hasta que, hecha la
paz de Basilea y declarada la guerra a Inglaterra, salieron de nuevo a campaña, Navarrete como secretario particular de
Lángara. Cuando éste fue nombrado ministro de marina, le llevó a la corte con plaza de oficial tercero de la secretaría,
acometiendo en este puesto la redacción de un reglamento para manutención a bordo de los comandantes y oficiales (febrero
de 1797). Después de una ausencia de la corte, a Murcia, donde contrajo matrimonio, volvió a sus actividades, tomando entre
ellas a su cargo el establecimiento del Depósito Hidrográfico, del que después fue director muchos años. En 1799 tuvo
efectividad la recomendación para el ascenso de que fue objeto por sus méritos durante la evacuación de Rosas, siendo
promovido a capitán de navío efectivo. En 1800 fue admitido en la Academia de la Historia en calidad de supernumerario. Su
discurso de recepción, después publicado, versó Sobre los
Volver
CLIC
progresos que ha tenido en España el arte de navegar. También escribió (1802), a modo de introducción de la relación de los
viajes de las goletas Sutil y Mexicana, publicada por el Depósito Hidrográfico, la Noticia de las expediciones executadas
anteriormente por los españoles en busca del paso del Noroeste de la América. En 1803 ascendió a oficial mayor de la
secretaria, y en 1807 fue nombrado ministro contador fiscal del Supremo Tribunal del Almirantazgo, creado en ese año.
Cuando la invasión francesa de 1808 se negó a prestar juramento al rey intruso; no obstante, éste, conociendo su valer, quiso
atraerle, nombrándole consejero de estado e intendente de marina, empleos que tampoco aceptó. En su negativa a la invitación
al juramento se expresaba: «En tales circunstancias todo lo que se puede exigir de mí es que sea un ciudadano pacífico, y bajo
estas consideraciones renuncio a todos los empleos que puedan forzarme a ir contra estos principios de honor, de patriotismo
y de sana moral». En su condición particular siguió escribiendo y acopiando datos, entre ellos los necesarios para escribir la
vida de Cervantes. A fines de 1812 consiguió escapar de Madrid, después de sufrir calumnias y delaciones; en Sevilla y Cádiz la
junta le encomendó diferentes trabajos históricos. En 1814 pasó nuevamente a Madrid ya expulsados los franceses, siendo
encargado por la Academia Española de la felicitación que se elevó a Fernando VII a su regresó. Consiguió su jubilación como
consejero, y en su retiro siguió escribiendo entre otras, cosas el trabajo que le sirvió para entrar en la Academia de la
Historia como numerario (1815): Disertación histórica sobre la parte que tuvieron los españoles en las guerras de Ultramar o
de las Cruzadas... La Academia de San Fernando le nombró secretario. En 1819 se publicó su vida de Cervantes, con ocasión de
la nueva edición del Quijote que lanzó la Real Academia Española. Su reconocido talento hizo que en 1820 fuese arrancado de
la vida retirada y nombrado de la Comisión de Instrucción Pública y de la Academia Nacional. Al derrocarse en 1823 el régimen
constitucional y tener que emigrar el director del Depósito Hidrográfico Felipe Bauzá, para dar a aquel organismo un carácter
apolítico y que siguiese desempeñando su importante labor, fue nombrado director Fernández de Navarrete, que había sido su
fundador como queda dicho. Aceptó el cargo sólo con carácter interino, esperando que calmada la contienda política pudiese
reanudar Bauzá la dirección. Sólo quiso desempeñar el cargo en propiedad una vez que aquél falleció en Londres. En 1824 se le
nombró consiliario de la Academia de San Fernando y al año siguiente vocal de la junta de dirección de la real armada. La
Academia de la Historia, después de nombrarle tesorero y censor, le eligió director. Por esta época escribía su obra maestra:
Colección de los viajes y descubrimientos que hicieron por mar los españoles desde fines del siglo XV, que el rey ordenó se
Volver
CLIC
imprimiese por cuenta del gobierno. Resultó, como dijo Humboldt, «uno de los monumentos históricos más importantes de los
tiempos modernos». Fue igualmente celebrada por Washington Irving y por Prescott. De 1828 a 1834 publicó Navarrete en el
Estado General de la Armada, en varios opúsculos, diversas biografías, entre ellas la del marqués de Santa Cruz, la del de
Ensenada y la de Lezo. En ] 833, a la muerte del rey, se le nombró consejero decano de la sección de marina del Consejo Real
de España e Indias y después prócer del reino. Restablecida en 1836 la constitución de 1812, fue propuesto Navarrete, por su
provincia, para senador; ya llevaba veinte años de secretario de la diputación en corte de la Sociedad Riojana. En ]840 Luis
Felipe de Francia, le nombró comendador de la Legión de Honor. Por este año emprendió la publicación periódica de la colección
de documentos inéditos. Al año siguiente fue nombrado viceprotector de la Academia de San Fernando. En 1842 ingresó en el
Instituto de Francia. Era incansable y solía repetir que «el hombre ha nacido para el trabajo, y no pudiendo trabajar, debe
morir». Su salud estaba muy quebrantada y sin embargo acudía diariamente al Depósito Hidrográfico. Además de las obras
citadas, escribió las siguientes: Disertación sobre la Historia de la Náutica y de las ciencias matemáticas, Madrid 1846 (obra
póstuma); Biblioteca Marítíma Española, Madrid 1851 (obra póstuma); Noticia biográfica de D. Alvaro de Bazán, 1830; Noticia
biográfica de Fernando de Magallanes, Madrid 1837; Idea general del Discurso y de las Memorias publicadas por la Dirección
de Hidrografra. sobre... las cartas de marear que ha dado a la luz desde I707, Madrid 1810; Mapas del océano Atlántico y de
Tierra Firme, Madrid 1825; Introducción de la Colección de Viages y descubrimientos que hicieron por mar los españoles
desde fines del siglo XV, Madrid 1826; Colección de los viages y descubrimientos que hicieron por mar los españoles, Madrid
1825-1837, y 2.a ed., Madrid ]858-1880; Viajes de Cristóbal Colón. Con una carta, Madrid 1941; Viajes de los españoles por la
costa de Paria, Madrid
Volver
CLIC
COLONNA, Marco Antonio (El joven). Biogr. General de la mar italiano, duque de Pagliano, caballero del Toisón de Oro. gran
condestable de Nápoles, * en Civita Lavinia en 1535, ☨en Medinaceli en 1584. El papa Pio V le dio el mando de la escuadra de
doce galeras con que concurrió el pontificado a formar las fuerzas navales de la Santa Liga (1570), que habían de ir a
defender a Chipre (colonia veneciana). Estaba convenido en cierto modo, si bien no de forma muy clara, que al reunirse las tres
flotas pontificia, veneciana y española (ésta también con naves de Génova), Colonna tomase el mando, pero a ello se opusieron
Jerónimo Zanne y Andrea Doria, que mandaba las naves de Venecia y las de Génova y España, respectivamente, dando lugar a
muchos conflictos. Las instrucciones para esto recibidas decían: «gobernarse en todo con el consejo de sus compañeros y
especialmente de Andrea, como persona que tenia tanta experiencia en las cosas del mar». El rey Felipe 11, por otra parte,
decía al marqués de Santa Cruz que habia ordenado a Doria obedeciere a Colonna «como general de las galeras de Su
Santidad» y que siguiese su estandarte el tiempo en que las escuadras estuviesen juntas. Venecia por su parte encargaba a su
general guardase toda clase de respetos y consideraciones a Colonna y a Doria, por la grandeza de los príncipes que
representaban, pero le encargaba en cuanto a lo de mandar sólo tomase de ellos consejos y no órdenes.
Zanne opinaba que había que encontrar a toda costa a la flota turca y destrozarla donde estuviese, otros en cambio querían
llevar la guerra a algún lugar del imperio otomano para así hacer una diversión que librase a Chipre de los ataques turcos.
Todas estas discusiones motivaron el que no se socorriese a Chipre a tiempo y cayese Nicosia en manos de los turcos,
sometiendo a mil crueldades a sus heroicos defensores. Estas diferencias entre los mandos de las escuadras que fueron tan
nocivas, sólo se solucionaron cuando se nombró generalísimo de la flota a don Juan de Austria. Tomó parte Colonna, al frente
de sus galeras, en la batalla de Lepanto formando parte del cuerpo central, batiéndose con pericia y heroísmo. A su vuelta a
Roma, la corte pontificia dispuso se le concediesen grandes honores, semejantes a los que la antigua Roma dispensaba a los
generales victoriosos. Mandó después Colonna la flota de la Santa Liga en ausencia de don Juan, en julio de 1572, estando muy
cerca de trabar combate con la armada de Uluch AIí, cerca de la isla de Cerigo, mas el turco al ver las naves y galeazas
cristianas, erizadas de artillería, eludió la orden. En Oporto tomó de nuevo el mando de la flota don Juan. Más tarde entró
Colonna al servicio de Felipe 11, el cual le nombró virrey de Sicilia. Regresaba a España con una escuadra de diez galeras
cuando se sintió enfermo, muriendo poco después. c. M-V.
BIBLlOGRAFiA: Orlolani. Biografia degli uomini il/ustri della Sicilia. Nápoles 1817-1821: Sismondi, Histoire des republiques
Volver
TASMAN, Abel-Jansen. Biogr. Marino holandés, descubridor de Australia, * en Horn 1600, ☨ después de 1645. Poco se sabe
de sus navegaciones anteriores a la emprendida en 1639, Van Diemen gobernador general de las Indias Holandesas Orientales,
patrocinó sus descubrimientos, y después de recorrer el océano Pacífico, en 1642, salió de Batavia con dos barcos para explorar las regiones entonces llamadas Zuidland o Tierra del Sur. Después de tres meses de navegar hacia el sur entre espesas
nieblas y con mares gruesas, encontró una gran isla a la que dio el nombre de Tierra de Van Diemen, en honor de su protector,
así como otra, también grande, aunque de menores dimensiones que llamó Tierra de los Estados (Nueva Zelanda), fondeando en
la parte norte de la isla del Sur, lugar conocido actualmente con el nombre de bahía de Tasman. A pesar de sus esfuerzos por
entablar relaciones amistosas con los indígenas maorís) nada consiguió, y después de perder cuatro hombres a sus manos, y
convencerse de no poder desembarcar, recorrió la costa occidental, hacia el norte, en una extensión de 200 leguas,
descubriendo, en 1643 los islotes de Manawa-Tawi pero fracasando en cuantas tentativas hizo de saltar a tierra. Cuando
después de diez meses dio por terminadas sus exploraciones y regresó a Batavia creyó haber encontrado y descubierto una
parte del gran continente sur que a la sazón tanto interesaba a los geógrafos. «Es evidente -decían éstos- que Nueva Guinea,
Nueva Holanda y la Tierra de Van Diemen forman un continente del que Nueva Zelanda está separado por un estrecho». En
1644 Van Diemen encargó nuevamente a Tasman que navegara por las costas occidentales de Nueva Guinea hasta llegar a los
17° de latitud sur, para comprobar si esa costa estaba o no unida a dicho gran continente desconocido. Salió a finales de enero
del citado año; llevaba el encargo de levantar cartas, situando en ellas cuidadosamente las tierras. Se le prevenía fuese cauto
en los desembarcos por estar Nueva Guinea poblada por crueles salvajes y se le recomendaba procurase hacerse amigo de
ellos. Para adelantarse a otras naciones se le ordenaba tomase posesión de cuantas tierras pudiese, plantando en ellas algún
signo con las armas de Holanda. El resultado de esta expedición quedó materializado en la gran carta del continente sur,
levantada por Tasman, y que se muestra en el Ayuntamiento de Amsterdam. El gran continente austral fue conocido desde la
expedición de Tasman, con el nombre de Nueva
Holanda.
Volver
Descargar

Navegación Astronómica 7