Jesús, misionero del Padre,
que
derrames Tu gran misericordia
en su vida.
Entra en su corazón y
llénalo de Amor, de Paz y de Alegría.
Toca su mente, sus emociones, sus
recuerdos, Señor.
Elimina sus miedos...
Líbralas de sus angustias...
Pon sus preocupaciones en tu corazón
Enséñales a
beber
“El Agua Viva”
Y repertan esta
agua a los
sedientos
Ilumina
su vida, Señor y
enséñales a amar, como Tú
Dales fuerza y ternura;
entereza y dulzura;
encanto y valor.
Dales Jesús, Tu
Gracia, Tu Alegría
Que donde estén y trabajen
Lleven en su corazón la llama de tu
amor y tu Palabra
Descargar

Oración de Bendición