Cómo ayudar a los
hijos en los estudios
Consideraciones previas:
• La importancia de los aprendizajes de los 3 a los
12 años.
• El “principio de la escalera”.
• El papel de los profesionales.
• El papel de los padres.
• Los estudios son responsabilidad
del niño.
• Cada niño tiene su propio estilo.
• El aprendizaje implica esfuerzo.
Importancia de los aprendizajes de los 3
a los 12 años
• Se adquieren capacidades, hábitos
y conocimientos fundamentales.
• El dominio de la comunicación oral.
• Los conceptos cuantitativos, espaciales y
temporales básicos.
• Aprendizajes instrumentales como
la lectura, la escritura, el cálculo y la resolución de
problemas matemáticos básicos.
• Se desarrolla el razonamiento lógico.
• Se adquiere el hábito de estudio.
El “principio de la escalera”
• El aprendizaje se parece al ascenso por una escalera; es
decir, es algo progresivo, peldaño a peldaño, de manera
que cada aprendizaje requiere, en la mayoría de los casos,
asimilar correctamente contenidos anteriores, según un
orden.
• Respetar la secuenciación estricta que deben seguir los
aprendizajes.
• Adecuarse a la madurez y al ritmo de
cada niño
• Saltar "peldaños" para ir más rápido, no
supone aprender más.
El papel de los profesionales
• Los contenidos y destrezas que se adquieren en estas
edades son muy complejos, por eso su enseñanza debe ser
muy especializada
• La enseñanza en esta etapa corresponde exclusivamente a
los profesionales capacitados para ello
El papel de los padres
•
•
•
•
Elegir el centro educativo
Ayudarles a valorar los estudios
Ayudarles a asumir su propia responsabilidad.
Colaborar para que adquieran un hábito adecuado de
estudio.
• Procurarles las condiciones ambientales, emocionales y
materiales necesarias.
• Supervisar y adoptar medidas.
• Proporcionarles ciertas ayudas.
Los estudios son responsabilidad del
niño
• Tenemos que enseñarle a asumir sucesivamente.
• El estudiante es el niño y no los padres.
• Con los estudios, el niño también aprenderá a responder a
futuras responsabilidades.
Cada niño tiene su propio estilo
• No pretendemos encasillar a todos los niños en una
misma forma de estudiar.
• Como regla general, podemos decir que todo aquello que
a los niños les funcione no tiene por qué modificarlo.
El aprendizaje implica esfuerzo
• Aprender no siempre puede ser divertido o atractivo, por
tanto, implica voluntad, motivación, dedicación,
constancia, disciplina y capacidad de saber aplazar la
recompensa.
• Desconfíen de los métodos sin esfuerzo.
MEDIDAS GENERALES PARA AYUDAR
EN LOS ESTUDIOS
• Que sean efectivas
• Que sean competencia principal de los
padres
• Que no requieran especialización
1ª Alimentación, sueño y otros
• Que los niños duerman
lo suficiente
• Desayuno apropiado
• Revisión visual, auditiva…
• Control postural, control de
los pesos, etc.
2ª Mantener comunicación con el niño
• Sin excesiva presión pero sin permisividad
•Que los estudios sean un tema de
conversación más
• Abordar el tema desde
la confianza y el cariño
• Valorar los estudios
• Implicación de la pareja
• La responsabilidad es del niño
• Cuando surgen dificultades
3ª Elaborar un horario de estudio
• A partir de los 6 años sistemáticamente
• Acordado con el niño
• Compatible con ocio y tiempo libre
• Intercalando descansos
• De lunes a sábado
• Manteniendo una hora fija
• Repasar, profundizar, leer,
resumir, memorizar, etc.
cuando “no tengo deberes”
3ª Elaborar un horario de estudio
Edad. Curso del niño
3-4 años
Tiempo de estudio
Un tiempo breve, el que
el niño quiera, pero
diario
5 años (3º de educación Entre 20 y 30 minutos
infantil)
De 6 a 7 años (1º y 2º de Alrededor de 40 minutos
primaria)
De 8 a 9 años (3º y 4º de Alrededor de 1 hora
primaria)
De 10 a 12 años (5º y 6º Alrededor de hora y
de primaria)
media
4ª Ayudarle a establecer un hábito de estudio
Es la mejor aportación que los padres
pueden hacer.
1º Comenzar a la hora prevista
2º Preparar el comienzo: Ritual
3º Comenzar por una actividad
agradable
4º Los primeros minutos
5º Reforzar al niño
5ª Garantizar unas condiciones ambientales óptimas
 Temperatura adecuada
 Convenientemente iluminado
 Aislada de ruidos excesivamente molestos
Sin televisión
 Sin distracciones cerca
 Con un mobiliario adecuado
 Evitar interrupciones
6ª Supervisar y elogiar
 QUÉ: horario, aprovechamiento, realización
de deberes, rendimiento y posibles dificultades
 CÓMO: Visitarlo, revisar conjuntamente.
 Elogiar cuando cumple.
7ª Adoptar medidas si no estudia
1º Hablar con él
2º No permitirle alternativas
3º Retirada de privilegios
4º Castigar explícitamente
5º Situación excepcional
8ª Mantener contacto y colaborar con el colegio
 Acudir a las convocatorias
 Entrevistarse periódicamente con el tutor
 Informar a los profesores
 Apoyar al centro escolar ante el niño
9ª Proporcionar ayuda directa
 Ayudar NO es sustituir:
- Comprender una tarea concreta
- Recordarle información
- Buscar información
- “Pasar la lección”
 La ayuda puede dificultar más
 Pedir orientaciones concretas al maestro
 Proporcionar ayuda especializada: dificultades
de aprendizaje
10ª Enseñar algunas técnicas de estudio
o Enseñar al niño a preparar lo necesario para
estudiar
o Utilizar agendas y planning
o Trabajar de manera ordenada
o Buscar información
o Enseñarle a asimilar los contenidos
o Enseñarle algunas estrategias para los
exámenes.
11ª Potenciar otros aspectos
 Las visitas culturales
 Asistencia a actos culturales
 Acceso a las nuevas tecnologías
 Los idiomas
 Favorecer el hábito lector
 Favorecer el gusto por la música
 Estimular las capacidades físicas y espaciales
 Desarrollar estrategias cognitivas
 La práctica del deporte
12ª Procurar el bienestar psicológico del niño
 Proporcionar apoyo afectivo
 Procurar un ambiente sereno en el hogar
 No exigirle más de lo que es capaz
 Garantizar un tiempo de ocio
Bibliografía
• Jarque García J. 2008. Cómo ayudar a los
hijos en los estudios. Ed. Gesfomedia.
• Estivill E., Sáez Y. 2008. ¡A jugar!
Actividades para enseñar buenos hábitos a
los niños. Ed. Debolsillo.
• “jueduland”
“Casi siempre” = 10 puntos
“Muchas veces” = 7 puntos
“Algunas veces” = 4 puntos
“Nunca” = 0 puntos
 De 90 a 120 puntos. Significa que están manteniendo unas pautas
apropiadas respecto a los estudios de sus hijos.
 De 70 a 89 puntos. Están actuando correctamente en términos
generales, en todo lo relativo al trabajo escolar del niño. Sin
embargo, hay aspectos concretos que deben mejorar o pautas que,
aunque las llevan a cabo en muchas ocasiones, deberían convertirse
en costumbre habitual.
 De 50 a 69 puntos. Indica que hay muchos aspectos que mejorar,
aunque algunas pautas sí las están adoptando.
 De 0 a 49 puntos. Las formas de actuar respecto a los estudios del
niño son claramente inadecuadas o quizás inexistentes. Por tanto,
deben intervenir urgentemente para mejorarlas.
Descargar

El equipo de orientación nos presenta cómo podemos ayudar en los