Impactos de la gran inversión
sobre las condiciones de vida y la
ecología de los territorios andinoamazónicos
(reflexiones [auto]críticas)
Ernesto F. Ráez Luna
Lima, 13 de octubre de 2010
Tres efemérides (fea palabra) en el
mes del Señor de los Milagros
Día de los Pueblos Originarios y del
Diálogo Intercultural (en Lima) / Día de la
Resistencia Indígena (en Tucumán)
20 años del Foro Solidaridad Perú
– “La Defensa de la Vida de todos y de todas, con
especial preocupación por la de aquellas y aquellos
que son afectados cotidianamente en sus derechos
económicos, civiles y políticos.”
Día Mundial de la Mujer Rural
Una creciente, obsesiva desconfianza de
las palabras y sus muy subjetivos y
convenientemente sesgados significados
Impactos: ¿siempre negativos?
Gran inversión: ¿siempre la responsable?
Condiciones de vida: ¿de quiénes y en los
términos de quiénes?
Ecología: ¿ciencia o mito irreflexivo?
Territorios andino-amazónicos: ¿cuáles, de
quiénes y para qué?
Derechos: ¿y deberes?
Solidaridad: ¿de quién con quién?
(un título alternativo)
Impactos positivos y negativos de la gran
inversión y de la pequeña inversión y sobre
todo de la cotidiana inequidad sobre las
condiciones de vida de mujeres, niños y
adolescentes y otra gente invisible, en los
territorios andino-amazónicos que no son
pues de todos ni cuando decimos que son
comunitarios, y al diablo la ecología y dónde
carajos queda la solidaridad
[en la versión inicial había más lisuras]
Perspectivas de un científico “natural”
Cuando hayamos obtenido transparencia
del Estado y de las empresas privadas,
participación ciudadana genuina y todo
responda a una planificación, todavía
necesitaremos contar con información
relevante, precisa, exacta y oportuna para
sustentar nuestras decisiones, y con
oficiales calificados, para llevar a buen
término nuestros propósitos.
– El cosmos no es ninguna democracia.
Perspectivas de un científico “natural”
Cuando tengamos transparencia, participación,
planificación, información y oficiales de calidad,
todavía requeriremos la voluntad firme de una
masa crítica de ciudadanos, dispuestos a asumir
los costos individuales y familiares del progreso,
como sea que lo hayamos definido.
– Entre “tradición autoritaria y democratización anómica”,
el diablo no está en la estructura, sino mucho en
nosotros mismos.
El Estado, como aparato, es imprescindible; pero no puede
gobernar en democracia y contra la “voluntad popular”.
– ¿Tamaño de la masa crítica? ¿Cómo vamos?
Perspectivas de un científico “natural”
Cuando tengamos todo preparado, todavía necesitaremos
decidir sobre los principios que guiarán nuestros esfuerzos,
y deslindar con los preconceptos.
– El “neo-extractivismo progresista” de Lula, Evo y Chávez no deslinda
con el caudillismo ni el machismo ni el militarismo ni el racismo y
enfrenta a la naturaleza y a los pueblos bosquecinos con la misma
perspectiva utilitaria y discriminatoria del más vulgar mercantilismo.
Pero todos ellos ofrecen beneficios económicos reales y opciones de
emergencia social a un sector importante de población… Lo mismo que
el “neoliberalismo” de Alan.
– No todos los ricos son malos ni todos los pobres son buenos
No todo acto o voz genial viene del pueblo, cómo va a venir…
– “Pobre” y “pueblo” no son lo mismo y tampoco son categorías
absolutas, sino relacionales.
Pobre es quien tiene menos (o se percibe con menos) que otro.
Pueblo es la mayoría, no siempre los más pobres.
¿Adónde nos lleva todo esto?
Existen principios fundamentales que resguardan la
dignidad humana, que son universales e innegociables.
Pueblo vs. oligarquía y pobres vs. ricos no son
contradicciones que fatiguen la inequidad entre seres
humanos, hay inequidades mucho más antiguas,
profundas y cotidianas. Debemos enfrentarlas y
destruirlas.
– La solidaridad debe siempre empezar por los más débiles de
los débiles, los más silenciados de los silenciados y los más
invisibles de los invisibles, o acabaremos reforzando
inequidades ocultas y subrepticias.
Las ecuaciones pobre = bueno y rico = malo son falsas,
incluso malévolas, pues descarrilan cualquier ímpetu
solidario.
Propuestas para analistas
bienintencionados
Insistamos en una construcción
intransigentemente crítica, estratégica, de
nuestro lenguaje y nuestros discursos.
A toda ambición analítica corresponde una
escala de realidad. Si la ambición es
panorámica, observemos el panorama completo
(o menos incompleto).
Rechacemos categorías absolutas, ahistóricas.
Ningún análisis tiene sentido sin un contexto.
Integremos el contexto al análisis.
Construyamos visiones críticas de futuro y un
nuevo contrato social radicalmente solidario.
¿Por qué es importante?
No importa su discurso ni colocación relativa, los
gobiernos de Sudamérica plantean hoy un mismo
modelo socioeconómico [Gudynas]:
– Crecimiento económico = Desarrollo
– Crec. econ. basado en extracción de RRNN y
exportación de materias primas
– Rol dependiente y funcional a la globalización capitalista
Sometimiento urbano (“moderno”) de lo rural y de lo silvestre
El modelo acentúa la desterritorialización e
intensifica los impactos socioambientales negativos
– Conflictos de supervivencia étnica (indígenas), de
ciudadanía ambiental y de “final” o acabamiento de la
naturaleza
Una Aproximación Ecosistémica
No vivimos uno, sino muchos cambios globales simultáneos
e inter-dependientes.
Los cambios globales generan procesos emergentes
locales / Los procesos locales influyen sobre los cambios
globales.
Los cambios globales nos enfrentan a desafíos epistémicos:
– Los impactos son inextricablemente híbridos sociales&ambientales.
– Los impactos son relativamente impredecibles y sorpresivos.
Los impactos locales de los cambios globales intensifican
las desigualdades pre-existentes
– “Positivo y negativo” son relacionales, distributivos y temporales:
dependen de quién se beneficia, dónde, cuánto, cómo y cuándo
¿Qué está en juego? (un ejemplo)
Globalización de la Amazonía: su
transformación final por los cambios globales.
– Un fenómeno de magnitud sin precedentes.
– Dos corrientes en conflicto:
¡Crecimiento!  “Libre” acceso a los bienes y servicios
naturales y culturales de la Amazonía ( desplazamiento).
¡Bienestar!  Valoración y rescate de la diversidad natural y
cultural de la Amazonía ( acceso restringido y selectivo).
Otra globalización es posible.
– Derecho universal a ecosistemas saludables, a la
equidad social y al bienestar en nuestros propios
términos (sin renunciar a nuestra identidad local).
Contexto
Cambios globales tecnológico-económicoecológico-ideológicos
Y
Emergencia de una potencia mundial en
nuestra región (Brasil)
IIRSA y PAC en la cuenca trinacional del río Madeira
Interoceánica Sur
= Áreas Protegidas, Perú y Bolivia
Bajo el modelo propuesto por el
Acuerdo Hidroenergético PerúBrasil, se bloqueará varias
cuencas hidrográficas mayores,
se inundará o talará cientos de
miles de hectáreas de bosques
primarios, se destruirá proyectos
multimillonarios como la
Interoceánica Sur; y se
desplazará a miles de
pobladores locales e indígenas,
todo en territorio peruano, para
exportar por treinta años energía
al Brasil, desde centrales
construídas y operadas por
consorcios brasileños y bajo
créditos financieros brasileños.
Todo esto, en nombre de
“nuestro” desarrollo.
http://190.41.250.97:82/pmapperibc/map.phtml
Amazonía Peruana:
Territorios indígenas
y Areas Naturales Protegidas
+ Concesiones
Forestales, Mineras, Lotes
de Hidrocarburos e IIRSA
¿territorios andino- amazónicos
o andinos contra amazónicos?
Conflictos
territoriales a
múltiples escalas
(internacional,
nacional,
regional y local)
Un Panorama menos
incompleto de la Amazonía
Peruana:
Mucho más que grandes
corporaciones mineras y petroleras:
Territorios en conflicto y crimen
organizado
“Pequeña” Minería
Impactos de la
mediana inversión.
Fuente: Maria Stenzel, National Geographic Magazine
¿De qué territorios, de qué
impactos, de qué ecología
hablamos?
¿Qué solidaridad si no nos
indignamos?
Impacto
socioambiental del
campesinado en el
Perú.
QUEMAS AGROPECUARIAS
EN LA AMAZONÍA ANDINA
Estos tres últimos días han sido los más calurosos que he sentido en Moyobamba, ciudad que
optamos para vivir principalmente por su providencial clima primaveral todo el año, ciudad de
las orquídeas, de los barrancos, de las tres cuencas que la rodean, Juninguillo La Mina, Morro
Calzada y Rumiyacu Mishquiyacu Almendra, las tres protegidas localmente, siendo las últimas el
ícono de la implementación de un sistema de compensación por servicios ecosistémicos, para la
provisión de agua a la ciudad, la misma que fuera presentada hace unos días a través de una
publicación con bombos y platillos por el Ministerio del Ambiente, como la experiencia digna de
réplica, que sí lo es porque los usuarios del agua, por propia voluntad y conocimiento de la
importancia del agua, es que pagamos en nuestros recibos del servicio mensualmente una cuota
para que la Municipalidad Provincial de Moyobamba, a través de la EPS, implemente actividades
de manejo y conservación de las microcuencas en mención, pero lo sucedido el día el sábado 25
de setiembre en una falda del cerro con un incendio que casi cobra la vida del agricultor que lo
provocó solo fue el aviso para el mayor incendio, el de más grande magnitud que se haya podido
observar en esta ciudad, se dé exactamente desde hace unas horas hoy lunes 27 de setiembre, en
el cerro San Mateo, un incendio de grandes proporciones que ha llevado a que la Autoridad
Forestal con los Bomberos se apersonen al lugar de los hechos, a la población de Moyobamba a
movilizarse y exigir que los responsables sean sancionados, responsabilidad que no solo recae en
la ignorancia atrevida del agricultor que cree que quemando va a hacer que llueva, sino
principalmente al Gobierno Local de Moyobamba y a la empresa que no vienen administrando bien
nuestro aporte, ¿acaso no se supone que pagamos para que este tipo de desastres no sucedan?,
¿acaso no sentimos que en este verano largo y seco, como nunca antes tuvimos, la escasez de
agua ha sido una permanente en nuestras casas? ¿acaso queremos condenar a nuestros hijos a
una ciudad sin agua y sin vida?. Karina Pinasco Vela, Amazónicos por la Amazonía, 27/09/10
“... Yo quiero preguntarle en cuanto a si los pobladores fueron consultados para que haiga concesiones, si
estaban de acuerdo con este desarrollo de la infraestructura. Un punto. Otro: ¿Con qué financiamiento se
hacen estas concesiones y por qué tiempo? Otro: (Ahora, de experiencia nada más ya le voy a decir). En
Ancash, con la penalidad de la empresa minera Antamina se hizo la carretera (…) a San Martin. Esto dieron
seguro también a un consorcio, muy calificado, muy evaluado. Hoy en día, esa carretera no vale para nada,
¡para nada! Los desmontes malograron al territorio adyacente... También hubo problemas de habitaciones, la
gente que vivía al borde de este carretera. Bueno, es cierto que Ud. dice que han hecho un reconocimiento de
estas casas; pero ¿cómo lo hacen? ¡Exactamente como está medido, ni siquiera lo mejoran! Así le entregan a los
señores que viven a la orilla del río... Cuando uno reubica, lo que ha estado, igual [le dan]. Si pueden mejorar,
entonces la gente se contenta con ese desarrollo; no está pensando más bien que está perjudicada.
Luego, no indemnizan como debe ser. Son engañados. Ahora, en cuanto a ese trabajo no estoy contra; pero
hay que ser realista: Hay mucho, mucha contaminación. Y eses contaminaciones no están mitigados en
estos momentos. Por eso, actualmente el calentamiento global hay; que nosotros los peruanos quizá vivamos
más de cincuenta años nuestro territorio ya se va a desaparecer (...) Ahora, dice que hay quienes supervisan a
eses trabajos ¿no? Pero eses supervisores son amigos de quienes trabajan que no lo ven cómo le están
echando este material, si están haciendo como han presentado en su proyecto. Y por ello es que cuando viene la
lluvia todo se abre eso que han hecho (...) Entonces, hoy en día, para mí sería NO ACEPTO carretera. Que la
gente camine con su caballo (…) y vive feliz. Ese modo de desarrollo no debe cambiar, no debe impactar,
por qué, si viene más la pobreza en vez de estar mejor (...) Ahora: En cuanto a las audiencias que Uds.
tienen. Estas audiencias que dicen que se ha consultado, son audiencias repentinas... Llegan, dicen esto es
legal. Hacen firmar la asistencia, pero se ha protestado que no quiere esa concesión minera, no quiere esa
carretera. Pero como ya firmó, ya está dice, ya apuntó, ya se aceptó. Y esas cosas son que Uds. como
Ministerio deben ser muy celosos en ver, no hay que pensar nada más que dar inversiones a empresas extrañas
que vienen nada más chantajeando. Otro: Debe hacer estas consultas, primeramente preparar al ciudadano, al
campesino, nativo, primero educarlo. Antes, de educarle; antes, de hacerles conocer los tratados
internacionales (…) Luego, esas audiencias o los facilitadores, como [también] quien va a exponer, debe dar en
su propia lengua materna de cada localidad donde se va a llevar a cabo. Con este no, no estoy contra; pero…
se debe cuidar los recursos naturales y no se debe depredar. Gracias.” Feliciana Amado Chávez, CONACAMI,
18/06/09
A modo de conclusiones
Los procesos económicos dominantes en nuestra Amazonía, se basan
en el extractivismo y la ilegalidad, y se escudan en la pobreza: La
minería de oro y de madera, el contrabando, el narcotráfico y la trata de
menores para su explotación sexual y laboral.
– ¿Cuánto dependen la economía peruana y la sociedad peruana de estos
flujos?
En el balance, el impacto de estas actividades sobre los seres
humanos, las instituciones, los territorios indígenas y la salud ecológica
es destructivo hasta el paroxismo. En especial, erosiona las bases de
cualquier alternativa sostenible y solidaria.
El perjuicio se ensaña entre los más vulnerables, especialmente
mujeres, niños, indígenas y adolescentes, no por culpa de ningún
neoliberalismo, sino por machismos y racismos antiguos y criminales
– Hay que extirpar sin tapujos estas lacras, donde se encuentren.
Las grandes inversiones transnacionales agudizan esas desigualdades
silenciadas y aceleran la degradación socio-ambiental; pero también
abren oportunidades de expresión y movilización social.
Estado y ciudadanía nos hallamos balbuceantes, incluso incoherentes;
pero aumenta día a día el torrente de peruanas y peruanos dispuestos a
indignarnos y solidarizarnos tras visiones mejores de futuro.
HAY, A PESAR DE TODO, MUCHÍSIMA ESPERANZA.
[email protected]
Descargar

Impactos de la gran inversión sobre las condiciones de vida y la