LA LLAVE
DEL TALLER
DE VELÁZQUEZ
Hola, estoy buscando la llave del
taller de Velázquez. Quiero entrar
para conocer su arte, aprender a
mirar sus cuadros y … descubrir
todos sus secretos. Necesito
vuestra ayuda.
¿Me acompañáis?.
Ya he buscado en “La
fragua de Vulcano”, pero
sus ayudantes me dijeron
que la llave se la había
llevado una vieja.
Por cierto, la fragua de
Vulcano
parecía
un
programa de cotilleo. Allí
estaba el dios Apolo
contando que la diosa
Venus engañaba a su
marido Vulcano, con Marte,
el Dios de la guerra.
¡Estábamos en ascuas!.
Uno de los herreros están trabajando en un peto de coraza
para la guerra en Flandes . Haz clic en el cuadro.
Me puse a buscar a la vieja y la encontré.
Encontré a “La vieja friendo
huevos” en su cocina. La
pregunté y casi sin mirarme
– creo que estaba ciega – me
dijo que unos borrachos le
habían quitado la llave.
A que los objetos que están
en el cuadro parece que se
pueden tocar. Es el realismo
de Velázquez y eso que lo
pintó cuando era muy joven.
¿Sabes qué es un almirez? Es un utensilio de cocina. Haz
clic en el cuadro.
En busca de los borrachos
Pero “Los borrachos”
no tenían la llave.
Estaban
demasiado
alegres ahogando sus
penas en vino. El dios
Baco, rey del vino, me
contó que uno de los
borrachos
había
regalado la llave a
unas hilanderas.
Velázquez representa al Dios Baco coronando a uno de los borrachos, como riéndose de los
que beben para olvidar sus problemas.
Parece una taberna de Madrid.
En busca de las hilanderas
“Las hilanderas”
preparaban lanas para
tapices. La señora que
giraba la rueca me dijo que
el bufón D. Diego había
cogido la llave del taller.
Al fondo del cuadro
Minerva con casco, diosa
de las Artes y los Oficios
va a convertir a la joven
Aracné en araña por haber
desafiado su poder y tejer
como ella. Aracne, afirmó
que podría competir con
la Atenea, inventora de
la rueca,
tejiendo el
tapiz más hermoso.
¿Sabes dónde está la rueca?. Si Haces clic en el cuadro
la verás.
En busca del Bufón Don Diego
… Pero el bufón
“D. Diego de
Acedo” tampoco la
tenía. Preocupado
me confesó que se
la había entregado
al príncipe.
En la corte española había numerosos
enanos, que hacían, entre otros trabajos, el
de bufones. Velázquez pintó toda una serie
de retratos de ellos. Para concentrar la vista
del espectador sobre el personaje, éste se
encuentra solo en el cuadro, sin ningún
fondo que distraiga la atención. A diferencia
de otros pintores de su época, Velázquez
pinta a los enanos con simpatía y dignidad,
mostrando claramente su personalidad.
El enano muestra una mirada pensativa e inteligente. Llegó a ser
funcionario de palacio. Haz clic en los libros
Y me fui a buscar al príncipe.
Pero he aquí que todos mis esfuerzos habían
sido vanos: “El príncipe Felipe Próspero”
había dado la llave a su madre, la Reina.
El príncipe Felipe Próspero fue hijo del rey
Felipe IV y de su segunda esposa, doña
Mariana de Austria. Fue un niño con aspecto
enfermizo y salud delicada (murió a los 5
años). Para evitar ese mal estado de salud
llevaba un buen número de reliquias y
amuletos en sus ropas, algunos contra el mal
de ojo. En aquella época la medicina estaba
poco desarrollada, por lo que era costumbre
del s. XVII protegerse de las enfermedades
mediante esos objetos
Haz clic en el príncipe verás colgantes
y amuletos . El perro también se va
¿Encontré a la reina? Pues claro.
¡Me lo imaginaba! El
príncipe a la Reina y la
reina … ¡al Rey!. Así que
encaminé mis pasos al
Monte del Pardo, tras el
Rey, había partido de
cacería.
La Reina Mariana de Austria se casó a los 16 años
con Felipe IV, mucho mayor que ella. Dicen que la
reina para olvidar su juventud perdida organizaba
fiestas, banquetes y actos a los que acudía vestida
con lujo y elegancia (era modelo del buen vestir en
la corte). Como la economía no iba bien a causa de
la guerra, el rey ordenó que los adornos del vestido
fueran de plata. Pero el colgante que luce era de
oro. La reina sostiene con elegancia un pañuelo
enorme de moda en la corte. Bajo su vestido el
guardainfante, una estructura de alambre y cintas
muy ancha y rígida, ahuecaba el vestido hacia los
lados
Haz clic en el cuadro y la reina te dará el colgante y el pañuelo.
¿Y a quien me fui a buscar?.... Pues al rey.
El rey “Felipe IV, cazador” aparece con una pose
elegante, ataviado con un traje de caza sencillo. Su
afición a la caza le hizo dejar el gobierno en manos de
los validos, personas de su confianza.
Nadie parecía darse cuenta de que el
oro que llegaba de América no era
bastante para pagar tantas guerras en
Europa. La nobleza vivía con lujo, pero el
país se empobrecía y la población
española disminuía.
Menos mal que ese día el Rey
estaba contento porque le habían
traído una buena noticia de la guerra
de Flandes, que tanto dinero y
disgustos le estaba costando. Por
eso me dijo quién tenía la llave.
¿Lo adivináis?
Haz clic en el cuadro, el
rey te dará su guante.
¡El poderoso Conde-Duque de Olivares!. Don
Gaspar de Guzmán, que así se llamaba, con
gesto seguro y dominante me dijo: “¡Ve a
Flandes, el general Spínola acaba de recibir
la llave, pídesela en mi nombre!”
Velázquez pinta en este cuadro el poder y la
fuerza del “Conde-Duque a caballo” en una
batalla en la que no estuvo presente, pero
Velázquez lo pintó como si hubiese dirigido a las
tropas. El valido de Felipe IV, llevó España a
varias guerras en Europa que ocasionaron
pobreza, endeudamiento y derrotas militares de
nuestro país.
¿Os venís a Flandes? Allá vamos. !Vaya con las llaves.!
En “La rendición de Breda”
Velázquez representa el
momento
en
que
el
gobernador de la ciudad de
Breda, Justino de Nassau,
tras
un
año
de
acorralamiento, entrega las
llaves al vencedor, el general
español
Ambrosio
de
Spínola. Pero Velázquez no
representa una rendición
normal, sino que Spínola
levanta al vencido para
evitar una humillación del
derrotado; así, en el centro
del cuadro está la llave y los
dos generales. A un lado los
vencedores, al otro los
vencidos. Al fondo el horror
de la guerra.
Así que a Flandes me fui. ¡Y allí estaba la llave!. Pero
tuve que pedir permiso a Velázquez quien se encontraba
presente en la escena.
Haz clic en el cuadro, tendrás la llave y sabrás quién es Velázquez
Ya hemos conseguido la llave para entrar en el taller de
Velázquez. ¿Sabes los tipos de cuadro que hemos visto?
Cuadros de tema mitológico
Cuadros de tema histórico
Retratos
Haz clic
cada vez
Bodegones
¿Cuántos objetos hemos recogido?
Haz clic AQUÍ
Rueca
Almirez amuletos
perro
Libros pañuelo medallón guante
La llave
Ahora puedes entrar en el taller
de Velázquez. En estos
momentos está pintando uno
de sus cuadros más famosos.
¿Sabes cómo se llama el
cuadro y a quiénes está
pintando?. Este será tu
siguiente desafío. Haz clic en
la puerta … y ENTRA
Se trata de ”La familia de Felipe
IV” o “LAS MENINAS”, cuadro
pintado en 1656. Es un retrato
de familia que refleja la vida de
un día cualquiera en el Alcázar
de Madrid, donde vivían los
Reyes de España.
¿Quieres conocer los
personajes de este cuadro,
algunos de sus secretos … y
del propio VELÁZQUEZ ?.
Adelante, comencemos.
Es una de las obras que más misterios y secretos esconde.
1- La infanta Margarita, de apenas cinco años de edad, ha invadido el estudio
que el pintor tiene en el Alcázar de Madrid, acompañada por sus dos damas
de honor y un enano. En segundo término, y en penumbras, se adivinan los
bultos de otros dos servidores de la corte, y en el marco de la puerta del
fondo se destaca la silueta del ayuda de cámara José Nieto.
2-Velázquez, que también
aparece, está pintando un
retrato de los reyes, que no
están en la sala, pero se
los muestra reflejados en el
espejo que está junto a la
puerta.
3- Hay dos cosas que no
cuadran: la edad de
Velázquez que tenía 57
años y no lo parece y la
cruz roja de la Orden de los
Caballeros de Santiago que
aparece en la pechera de
su jubón y que la consiguió
tres años después de
terminar el cuadro.
4- Velázquez sabía mucho de
astronomía y lo plasmó en el
cuadro. Si se traza, una línea
desde la cabeza de Velázquez
hasta la cabeza de José Nieto,
parado en el marco de la
puerta de la pared del fondo,
pasando sobre las cabezas de
la infanta Margarita y de las
dos meninas, se obtiene una
figura que coincide con la
forma que tiene la constelación
celeste llamada Corona
Borealis. No es casual que la
estrella más brillante de esa
constelación se denomine
Margarita
5- Aparece el signo de Capricornio,
en los protagonistas principales de
la obra. Sólo la reina era de este
signo.
Velázquez muestra así su afecto a
una reina que no estaba pasando
por sus mejores momentos: de su
maternidad dependía el destino de
la corona de España.
¿Qué amistad unían al pintor con la
reina para que se atreviera a pintar
su horóscopo?
¿Veis a la infanta margarita?¿Sois
capaces de encontrar a los demás?
Descargar

velazquest