En un Zoológico de California, una tigresa dio
a luz a cachorros, trillizos, algo excepcional.
Debido a las complicaciones del embarazo
en cautiverio, los cachorros nacieron
prematuramente y lamentablemente murieron
poco después de su nacimiento.
Luego de recuperarse del parto, la salud
de la tigresa comenzó a declinar,
aunque físicamente ella estaba bien.
Los veterinarios pensaron que la pérdida
de sus cachorros la había hecho
caer en depresión.
Decidieron que si sustituían a los cachorros
por los de otra madre, ella se mejoraría.
Después de verificar en varios Zoológicos a través
del país, comprobaron que no había cachorros
de una edad similar para traerlos a la madre
en luto. Los veterinarios tenían que decidir algo
que nunca antes se había intentado en ningún
ambiente del Zoológico: Algunas veces una madre
de una especie adquiría bajo su cuidado a unos
cachorros de otra especie.
Los únicos “huérfanos” que pudieron encontrar
rápidamente era una camada de cerdos.
Los veterinarios envolvieron
a los cerditos en “piel de tigre”
y los colocaron alrededor
de la tigresa....
MIRÁ LO QUE
SUCEDIÓ...
Descargar

Tigresa