“El puzzle de la paz” C.E.I.P. San Fulgencio - Pozoestrecho
Erase una vez cinco niños:
uno francés, otro
colombiano, otro inglés,
otro marroquí y una niña
española. Se llamaban Paul,
Anderson, Ibtissame,
Raichel y Naiara.
“El puzzle de la paz” C.E.I.P. San Fulgencio - Pozoestrecho
Eran muy buenos amigos y jugaban siempre juntos en
el recreo. Nunca se peleaban y compartían sus cosas.
“El puzzle de la paz” C.E.I.P. San Fulgencio - Pozoestrecho
Un día vino un niño nuevo a
su colegio. Se llamaba
Diego y era de un pueblo
muy importante que es el
pueblo gitano.
“El puzzle de la paz” C.E.I.P. San Fulgencio - Pozoestrecho
El quería jugar con los
otros pero no le hacían ni
pizca de caso.
“El puzzle de la paz” C.E.I.P. San Fulgencio - Pozoestrecho
Algunos como Paul
y Raichel querían
que jugasen con
ellos, pero los otros
tres no querian.
Entonces por
primera vez
discutieron y el
grupo se separó.
“El puzzle de la paz” C.E.I.P. San Fulgencio - Pozoestrecho
Diego se sentía triste por
haber separado a sus
amigos y empezó a
buscar una solución
para el problema.
“El puzzle de la paz” C.E.I.P. San Fulgencio - Pozoestrecho
Se le ocurrió organizar una
fiesta, sin que nadie lo
supiera, para reunirlos a
todos.
“El puzzle de la paz” C.E.I.P. San Fulgencio - Pozoestrecho
Hizo en el ordenador
una invitación para
cada uno pero no la
firmó, para que nadie
supiera quien
preparaba la fiesta.
Invitó a toda la clase .
“El puzzle de la paz” C.E.I.P. San Fulgencio - Pozoestrecho
La casa de Diego estaba
al lado de un jardín muy
grande. Cuando llegaron
allí se dieron cuenta de
quien había escrito las
cartas..
“El puzzle de la paz” C.E.I.P. San Fulgencio - Pozoestrecho
Diego iba disfrazado de
corazón gigante.
A cada niño o niña que
llegaba le entregaba una
pieza de un puzzle muy
grande..
“El puzzle de la paz” C.E.I.P. San Fulgencio - Pozoestrecho
Todos colocaron en
su sitio la pieza que
les habia tocado
menos Ibtissame,
Anderson y Naiara.
“El puzzle de la paz” C.E.I.P. San Fulgencio - Pozoestrecho
Los demás se dieron
cuenta de que faltaban
tres pieza y no podían
acabar el puzzle.
“El puzzle de la paz” C.E.I.P. San Fulgencio - Pozoestrecho
Vieron que todas las
piezas eran igual de
importantes.
“El puzzle de la paz” C.E.I.P. San Fulgencio - Pozoestrecho
Entre todos convencieron
a los tres niños para que
jugaran. Y así
descubrieron que igual
que en el puzzle, en su
grupo de amigos todos
son iguales.
“El puzzle de la paz” C.E.I.P. San Fulgencio - Pozoestrecho
Y desde aquel día, aunque de vez
en cuando discutieran siempre
seguían siendo amigos.
“El puzzle de la paz” C.E.I.P. San Fulgencio - Pozoestrecho
Y cada vez que venía alguien nuevo a su colegio, siempre
lo recibían con cariño.
Y colorado colorín este cuento llegó a su fin.
FIN
“El puzzle de la paz” C.E.I.P. San Fulgencio - Pozoestrecho
“El puzzle de la paz” C.E.I.P. San Fulgencio - Pozoestrecho
Descargar

Diapositiva 1