SANTÍSIMA VIRGEN DEL PILAR,
PATRONA DE LA
HISPANIDAD
El Apóstol Santiago el Mayor, hermano de San Juan e hijo de Zebedeo,
predicaba en España. Aquellas tierras no habían recibido el evangelio, por lo
que se encontraban atadas al paganismo. Santiago obtuvo la bendición de la
Santísima Virgen para su misión.
Los documentos dicen textualmente que Santiago, "pasando por Asturias, llegó
con sus nuevos discípulos a través de Galicia y de Castilla, hasta Aragón, el
territorio que se llamaba Celtiberia, donde está situada la ciudad de Zaragoza,
en las riberas del Ebro. Allí predicó Santiago muchos días y, entre los muchos
convertidos eligió como acompañantes a ocho hombres, con los cuales trataba
de día del reino de Dios, y por la noche, recorría las riberas para tomar algún
descanso".
En la noche del 2 de enero del año 40, Santiago
se encontraba con sus discípulos junto al río Ebro
cuando "oyó voces de ángeles que cantaban Ave,
María, gratia plena y vio aparecer a la Virgen
Madre de Cristo, de pie sobre un pilar de mármol".
La Santísima Virgen, que aún vivía en carne mortal, le pidió al Apóstol que se le
construyese allí una iglesia, con el altar en torno al pilar donde estaba de pie y
prometió que "permanecerá este sitio hasta el fin de los tiempos para que la
virtud de Dios obre portentos y maravillas por mi intercesión con aquellos
que en sus necesidades imploren mi patrocinio".
Desapareció la Virgen y quedó ahí el pilar. El Apóstol Santiago y los ocho
testigos del prodigio comenzaron inmediatamente a edificar una iglesia
en aquel sitio y, con el concurso de los conversos, la obra se puso en marcha
con rapidez. Pero antes que estuviese terminada la Iglesia, Santiago ordenó
presbítero a uno de sus discípulos para servicio de la misma, la consagró y le dio
el título de Santa María del Pilar, antes de regresarse a Judea.
El Papa Clemente XII señaló la fecha del 12 de octubre para la festividad
particular de la Virgen del Pilar, pero ya desde siglos antes, en todas las
iglesias de España y entre los pueblos sujetos al rey católico , se celebraba la
dicha de haber tenido a la Madre de Dios en su región, cuando todavía vivía
en carne mortal.
Simbolismo del pilar
El pilar o columna: la idea de la solidez del edificio-iglesia con la de la firmeza de
la columna-confianza en la protección de María.
La columna es símbolo del conducto que une el cielo y la tierra,
La Basílica de la Virgen del Pilar es la mas extraordinaria que tiene España como
prueba de una antiquísima y profunda devoción por la Santísima Virgen María.
Esa gran basílica mariana con sus once cúpulas y sus cuatro campanarios es
famosa en el mundo entero, puesto que en el año 40 AD se apareció ahí la Madre
de Dios al Apóstol Santiago
El interior de la Basílica es de una gran belleza y una serena grandiosidad.
Toda la traza del templo está acomodada a la idea, siempre defendida por
el Cabildo del Pilar, de no mover de su sitio la Sagrada Columna de la
Virgen.
Historia de la Basílica
Al principio del siglo XVI, el arzobispo Alonso de Aragón, hijo del rey
católico, transformó en estilo gótico la iglesia anterior, erigida en el lugar
mismo de la aparición de la Virgen,
Por la necesidad que se vio de cobijar a las inmensas muchedumbres de
peregrinos y poder atender mejor a los numerosos asistentes en los actos de
culto, en 1681 se puso la primera piedra del nuevo templo, donde se incluyó
también la santa capilla, conservando intacto el lugar de asentamiento de la
columna de la Virgen. En 1872 se concluyeron las diversas capillas y cúpulas,
mas tarde se añadirán las cuatro torres, la última se concluyó en 1961.
No nos podemos olvidar la importancia que tuvo en aumentar la
devoción a la Virgen del Pilar, la guerra civil de 1936-1939. Las tres
bombas que cayeron sobre el templo no estallaron y muchos vieron en
este hecho un signo de la especial protección de la Virgen sobre las
tropas nacionalistas. De toda España acudían peregrinos a pie a dar
gracias a la Virgen por haberlos librado de los peligros de la guerra.
El retablo del altar
mayor de la CatedralBasílica de Nuestra
Señora del Pilar de
Zaragoza fue realizado
enalabastro policromado,
con guardapolvo de
madera, por Damiá
Forment entre 1512
y 1518 y está dedicado a
laAsunción de la Virgen.
El estilo de la arquitectura
del retablo es gótico final,
si bien las escenas
figurativas muestran
características
plenamente renacentistas.
Tras la catástrofe de la Guerra de la Independencia hubo que esperar a la
segunda mitad del siglo XIX para continar con el programa decorativo. En 1872 se
concluyeron las pinturas de los gajos de la cúpula mayor, en la que, según el
proyecto de Bernardino Montañés, colaboraron los más importantes pintores
aragoneses de su tiempo. Montañés pintó una Coronación de la Virgen; Marcelino
de Unceta los Mártires aragoneses y los Santos Obispos de la región .
Tímpano de la iglesia románica
La Santa Capilla de la Virgen de Nuestra Señora del Pilar de Zaragoza es
un templete barroco construido por Ventura Rodríguez entre 1750 y 1765 en el
interior de la Basílica del Pilar para alojar la columna (el «pilar») sobre la que,
según la tradición, se apareció María a Santiago en el año 40, y la imagen de
la Virgen que sostiene.
Finalmente, en 1941, Ramón Stolz pinta la bóveda sobre el Coro Mayor con
la Alegoría de la música glorificando a Dios y en 1955, la cúpula elíptica
inmediata con una Alegoría del Rosario. También pintó dos frescos en los muros
del tramo central. El situado al costado de la Sacristía Mayor representa
el Milagro de Calanda y el del frente, junto al Museo del Pilar, La Rendición de
Granada.
Pinturas al fresco
Están pintadas todas las cúpulas que
rodean y coronan la Santa
Capilla. Antonio González
Velázquez pintó en 1753 la cúpula
elíptica sobre la capilla de la Virgen y
las restantes los hermanos Ramón
y Francisco Bayeu y Francisco de
Goya, que decoró la que lleva el
nombre de Regina Martirum (Reina de
los Mártires) y la bóveda del Coreto.
También recibieron ornamentación pictórica la cúpula mayor, la que
cubre el órgano y Coro Mayor, y la cúpula elíptica de la nave central de
delante del Coro. Los bocetos de muchas de estas obras se guardan en
el museo de la catedral.
Oración
Omnipotente y eterno Dios que
te dignaste disponer que la
sacratísima Virgen María,
Madre tuya, entre coros de
ángeles sobre esta Columna
de mármol, enviada del Cielo,
viniera viviendo en carne
mortal. Y que esta iglesia
fuese edificada para su honra
por el protomártir de los
apóstoles, Santiago, y sus
discípulos; te suplicamos por
sus méritos e intercesión, nos
concedas alcancemos
fácilmente lo que con toda
confianza pedimos. Tu que
vives y reinas con Dios Padre,
en unidad del Espíritu Santo,
por todos los siglos de los
siglos.
Santa María del Pilar, escucha
nuestra plegaria, al celebrar tu fiesta,
Madre de Dios y Madre de los hombres,
Reina y Señora.
Tú, la alegría y el honor del pueblo,
eres dulzura y esperanza nuestra:
desde tu trono, miras, guardas, velas,
Madre de España.
Árbol de vida, que nos diste a Cristo,
fruto bendito de tu seno virgen,
ven con nosotros hasta que lleguemos
contigo al puerto.
Gloria a Dios Padre, creador del mundo,
gloria a Dios Hijo, redentor de todos,
gloria al Espíritu que nos santifica:
al Trino y Uno. Amén
OLEO DE FRANCISCO DE GOYA
Esa columna sobre la que posa
leve sus plantas tu pequeña imagen,
sube hasta el cielo: puente, escala, guía
de peregrinos.
Cantan tus glorias las generaciones,
todas te llaman bienaventurada,
la roca firme, junto al Ebro enhiesta,
gastan a besos.
Abre tus brazos virginales, Madre,
vuelve tus ojos misericordiosos,
tiende tu manto, que nos acogemos
bajo tu amparo.
Gloria a Dios Padre, creador del mundo,
gloria a Dios Hijo, redentor de todos,
gloria al Espíritu que nos santifica:
al Trino y Uno. Amén.
FRANCISCO DE GOYA
Descargar

Virgen del Pilar