La Iglesia de San Germán de Auxerre, nombrada en honor de
San Germán, obispo de Auxerre del siglo V, está justo enfrente
de la Place du Louvre, en la orilla derecha.
Cuando el rey se trasladó al Louvre en el siglo XIV, San Germán
de Auxerre se convirtió en su iglesia parroquial, y fue la iglesia
de la realeza durante muchos años.
También fue la iglesia de muchos artistas, poetas y arquitectos,
muchos de los cuales están enterrados allí. Hoy sigue al servicio
de los artistas, con una misa anual el Miércoles de Ceniza en
memoria de aquellos que han fallecido.
Construida durante varios siglos, muestra una gran variedad de
estilos arquitectónicos, desde el campanario románico al gótico.
Sus vitrales datan del siglo XVI, y contiene esculturas de fecha
tan lejana como el siglo XIII.
El órgano, entregado originalmente a la Sainte-Chapelle por el
rey Luis XVI, fue trasladado a San Germán de Auxerre durante
la Revolución.
En el interior hay un retablo flamenco y un tríptico del siglo
XV, y alrededor de la capilla se encuentra una intrincada verja
del siglo XVIII
Iglesia de San Esteban del Monte.
Genoveva, patrona de París, ostenta el mérito de haber salvado
milagrosamente la ciudad de los estragos de Atila en 451, y su
santuario ha sido un lugar de peregrinación desde entonces.
La iglesia actual fue construida en una amalgama de estilos gótico y
renacentista entre 1492 y 1626
La fachada gótica mezcla rosetones con rústicas columnas romanas
y relieves de figuras clásicas, mientras el interior es
extraordinariamente alto y claro, con altísimas columnas y una
balaustrada clásica.
Su impresionante escalera de doble espiral y piedra ornamentada
del Renacimiento, es la única sobreviviente de su estilo en París,
posiblemente diseñado por Philibert Delorme. También es notable el
púlpito de madera con dosel decorativo de Germaine Pillon que data
de 1651, adornado con figuras de las Gracias y apoyado sobre un
Sansón con el león muerto a sus pies.
A finales del siglo XIX y principios del siglo XX, el ambiente
bohemio de Montmatre atrajo a un número considerable de
escritores y artistas de renombre, muchos de los cuales
vivieron en un estudio llamado Bateu-Lavoir, situado en el
11bis Place Émile Goudeau, entre 1892 y 1930.
Aunque la comunidad artística se trasladó a la zona de
Montaparnasse, el vecindario de Montmatre continua teniendo
ese aire a pueblo pequeño y a comunidad. El encanto de la
colina de Montmatre con sus luces, sus callejuelas y la
Iglesia del Sacre-Cuer en la cima, es eterno.
La basílica del Sagrado Corazón fue construida en la cima de
la Butte Montmatre con donaciones de católicos de la ciudad
como penitencia por la guerra Franco-Prusiana de 1870.
La construcción se inició en 1873 y la consagración no se
llevó a cabo hasta 1919.
Después de subir 234 escalones se llega a la cúpula para ver
una de las mejores vistas de París.
La Basílica de Saint-Denis es una importante basílica católica
situada en Saint Denis, un suburbio al norte de París.
El edificio se caracteriza por ser un hito arquitectónico, ya
que es considerada la primera gran estructura construida en
estilo gótico, así como por ser el lugar de sepultura de los
monarcas franceses, comparable a la Abadía de Westminster
en Inglaterra.
Saint Denis es el santo patrón de Francia y, según la
leyenda, el primer obispo de París. Un santuario sencillo fue
erigido originalmente en su lugar de entierro.
Más tarde, Dagobert I, rey de los francos, fundó la Abadía
de Saint Denis, adjunta a un monasterio benedictino. La
estructura gótica que se encuentra hoy en día se inició en
1136 por el abad Suger, y no se terminó hasta finales del
siglo XIII.
Hoy en día, Saint Denis es el lugar de sepultura de todos
menos tres reyes de Francia, desde el siglo X hasta 1789.
La Saint Chapelle, es el monumento gótico más exquisito
de Paris, y se encuentra oculto dentro del Palais de
Justice.
El templo consta de dos capillas superpuestas. La inferior,
cuyo suelo está lleno de losas sepulcrales, estaba
reservada a los sirvientes y soldados. La del nivel superior
o capilla palatina comunica directamente con el palacio y
era el lugar del culto de los miembros de la realeza.
Los muros de la capilla superior son cortinas de vidrieras
de colores y escenas exquisitos. Unas 720 de las 1134
escenas descritas en las vidrieras son las originales, lo
que las convierte en las más antiguas de Paris.
Construida en menos de tres años, la Saint Chapelle se
consagró en 1248 y fue concebida por Luis XI para
albergar su colección personas de reliquias sagradas.
Rodeada de una plétora de tiendas de alimentación de alta
calidad para sibaritas, la Place de la Madeleine, debe su
nombre a la iglesia neoclásica del siglo XIX situada en el
centro, la Église de la Madeleine, está a 350 m. al norte
de la Place de la Concorde por la Rue Royale.
Construida según el estilo de los templos griegos, La
Madeleine se consagró en el año 1845 después de casi un
siglo de cambios en el diseño y retrasos en la construcción.
Rodeada por 52 columnas corintias de 20 m. de altura, su
interior de mármol está coronado por tres cúpulas de
iluminación natural.
Las misas se celebran con la música del enorme órgano de la
iglesia.
Desde la monumental escalinata de la fachada sur se puede
disfrutar de la vista más típica de París: la Rue Royale
hasta la Place de la Concorde, el Sena y la Asamblea
Nacional, que ocupa el Palais Bourba
La Iglesia de San Germán de los Prados
(Église Saint-Germain des Prés), es la iglesia más antigua de
París, con partes que datan del siglo VI, cuando una abadía
benedictina fue fundada en el sitio por Hildeberto, hijo de
Clovis.
Con los años, la iglesia ha sufrido varias olas de deterioro.
Primero saqueada por los normandos, fue reconstruida en
estilo románico en el siglo XI y, debido al desgaste, fue
reestructurada en el siglo XII.
Durante la Revolución, la abadía fue quemada y se estableció
una refinería de sal en la iglesia principal.
Hoy en día, la mayor parte de la estructura data del siglo
XII, aunque la torre es de la XI. Incluso esta, sin embargo,
fue restaurada en el siglo XIX, cuando un chapitel y los
frescos de Flandrin fueron agregados.
Situada en la Place St Germain, en su interior están las
cenizas de Descartes desde 1819.
Situada a la entrada del antiguo mercado de París (Les Halles) y
el comienzo de la famosa Rue Montorgueil, la Iglesia de San
Eustaquio es una joya gótica de París.
Esta majestuosa iglesia, una de las más bellas de la ciudad, fue
construida entre 1532 y 1640 fundamentalmente en estilo
gótico, aunque una fachada de estilo neoclásica fue añadida en
el lado occidental a mediados del siglo XVIII.
La reputación de la iglesia era tan grande en su época, que fue
elegida por el joven Luis XIV para recibir su comunión, así como
por Mozart para el funeral de su madre.
Entre los bautizados aquí se encuentran niños como Richelieu,
Jeanne-Antoinette Poisson, la futura Madame de Pompadour y
Molière, quien también contrajo matrimonio en el lugar dos
décadas más tarde.
En el interior hay unos excepcionales arcos góticos que sostienen
el techo de la capilla mayor, aunque la mayoría de la
ornamentación es renacentista y clásica.
También se encuentran varias pinturas de Rubens, así como un
gigantesco órgano de 1854 con el que se ofrecen espectaculares
conciertos en verano.
El Hotel de los Inválidos se construyó en la década de 1670
por encargo de Luis XIV para albergar a 4.000 veteranos del
ejército francés. Más que un edificio, el Hotel de los
Inválidos es un conjunto de edificios.
El Palacete de los Inválidos, lo que era antiguamente la
residencia, hoy alberga el Museo del Ejercito.
Al sur del conjunto se encuentran la Iglesia Saint Louis des
Invalides, utilizada en su día por los soldados, y la Iglesia del
Dôme o de la Cúpula, con su resplandeciente cúpula que le da
nombre. Esta basílica está considerada una de las mejores
construcciones religiosas del reinado de Luis XIV, y en 1840
recibió los restos mortales de Napoleón. La tumba de
Napoleón está formada por seis ataúdes de Porfirio rojo que
encajan uno dentro del otro.
Tumba de Napoleón
Capilla Espiatoria Construida en 1815 y ubicada en el 8º
distrito de París, este templo de estilo neoclásico marca el
lugar de entierro original de Louis XVI y María Antonieta,
los últimos reyes de Francia. Después de que a los
monarcas depuestos les llegara su turno en la guillotina en
la plaza de la Concordia, sus cuerpos fueron llevados a una
cercana fosa común. Un leal a los reyes marcó el lugar, y
sus restos fueron finalmente recuperados por el hermano
del rey muerto, Louis XVIII, que los trasladó a la Basílica
de St. Denis. Fue entonces cuando se ordenó erigir el
monumento construido en ese lugar, en lo que hoy es la
frondosa plaza de Louis XVI, en el bulevar Haussmann. En
dos tablas de piedra están inscritas las últimas misivas de
los condenados de la familia real, incluidos los motivos de
Dios para perdonar a sus enemigos de la Revolución. Este
sutil homenaje presenta un agudo contraste con el
ostentoso Memorial de Napoleón en Les Invalides.
Notre Dame, la Catedral de Nuestra Señora de Paris, no es
solo una obra maestra de la arquitectura gótica francesa, sino
también ha sido el centro del catolicismo francés por siete
siglos. Erigida en el emplazamiento de un antiguo templo
galorromano y de varias iglesias. La catedral se comenzó a
construir en 1163 y se terminó a mediados del siglo XIV.
El interior tiene 130 m. de longitud, 48 m. de anchura y 35 m.
de altura, puede albergar a más de 6.000 fieles. Del interior
destacan los tres espectaculares rosetones, el mayor de todos
mide 10 m. de ancho, situado en la fachada occidental, por
encima del órgano de 7.800 cañones.
También es importante destacar las sillas de madera tallada y
las estatuas de la Pasión de Cristo del Coro Central.
Una de las mejores vistas de Notre Dame es la que se puede
apreciar desde la Plaza Juan XXIII; los arbotantes que rodean
el coro y el presbiterio lucen toda su estructura desde aquí.
Otra forma de ver las gárgolas y los arbotantes de cerca es
subir los 387 escalones, que llegan a la azotea de la fachada
occidental. Desde aquí también podrán ver la campana de 13
toneladas llamada Emmanuel.
Eliza
Descargar

Iglesias de Paris