Textos tomados de las cartas del
Padre Fundador
Hoy queremos recordar nuestra Fiesta y en ella aquel
día en que Jesús y su Madre quisieron lanzarlos a una
tremenda aventura que, por fortuna y porque era
aventura divina, la cosa salió bien y sin fracaso.
Al Mendoza
Claro, cosa de Dios no podía fracasar.
Hoy sabemos que , en efecto, era cosa de Dios;
pero entonces el caso no era tan claro.
Muchos fueron los que creyeron que aquello
no era más que una imprudente chifladura
de… Amundarain
y casi sería un favor y un acto de caridad advertirle el
berenjenal en que se metía…
Todo pasó, y Jesús salió con la suya y con muchas
almas que en ese misterioso berenjenal iban a quedar
enredadas.
Entre ellas tú que caíste con gracia,
por la gracia y favor de Él.
Justo que en este día cantemos el “Te Deum”
incesante, y esto cada año lo hemos de recordar más y
mejor;
porque las gracias que ese día cayeron
del cielo fueron por torrentes.
Yo cada día que pasa y cada año que se
renueva el aniversario de aquel día y aquel
momento en que la Virgen nos llevó a su
camarín para sembrar en los surcos de
aquella tierra virginal la semilla de la
Alianza,
Al Mendoza
entiendo que fue momento de un misterio que se nos
ocultaba a todos los reunidos allí,
y Ella callandito y muy ocultamente verificaba la Obra
de una verdadera encarnación…
Y tanta debió ser la gracia que allí derramó
Ella, que por su eficacia, a pesar de todo
un mundo de dificultades y luchas, hoy a
los 87 años de la Obra de la Alianza es una
verdadera maravilla.
Felices y dichosísimas las que en el combate, entre
titubeos y vacilaciones, no habéis sucumbido y
permanecéis fieles a vuestro lema y vuestra vocación.
El Señor y la Virgen Santísima del Coro se han
mostrado espléndidos en esta ocasión
solemnísima.
El cielo ha querido darnos una prueba evidente de
ser la Alianza hija predilecta de sus Corazones, y
lo ha hecho sin medida.
(10-02-50)
Hijas mías, vivid eficaz, exuberante,
fecunda, rica, vuestra vida, la vida de la
Alianza, la vida de las vírgenes, de los
ángeles, de los mártires, vida la más pura,
la más amante, la más sacrificada.
Ya sabéis que primero sois de Jesús y para Jesús,
y segundo para la Alianza
y tercero para las obras de Jesús.
Lo que importa es que sigáis sin desmayos,
sin retroceder en vuestro caminito, bien unidas,
muy metidas en Jesús, de espaldas al mundo
fascinador y llenas de celo por la Obra.
Vosotras sois las que en la misma fuente habéis bebido
la vida de la Alianza y las que en Andalucía lleváis el
destino de darla a las demás.
Jesús dejó caer las primeras gracias de la Alianza en
vuestros corazones, para que en vosotras brotaran las
primeras flores de nuestra Obra en la tierra
privilegiada de las flores.
El perfume celestial de esas flores es vuestra vida, y
tras esos ungüentos fragantes han de correr las
adolescentes de esa bendita tierra.
Vivir intensamente nuestro lema, reduciendo
enfocando y simplificando vuestras energías y
actividades alrededor del los puntos que abarca el
objetivo esencial de la Alianza.
Al Mendoza
Felicidades
02-02-2012
Descargar

Diapositiva 1