Fue sólo hace cuarenta
años cuando el PLANETA
TIERRA se dejó ver por
primera vez, desde el
espacio, y su imagen
no sólo nos dejó atónitos,
deslumbrados por su
belleza, sino que produjo
una transformación
de conciencia en la
Humanidad.
La imagen del planeta
nos hacía evidente
que estamos embarcados
en una misma y única
nave espacial,
colgados de él
y unidos a su destino …
Color real del planeta
Pero han pasado sólo unos
años y aquella belleza se
ha transformado en
angustia, ante un planeta
con crecientes signos de
calentamiento, de
cansancio, de incapacidad
para absorber nuestro
creciente impacto
negativo, y de catástrofes
“naturales” cada día más
numerosas …
¿Hemos llegado a tiempo
para incorporarnos de un
modo responsable a
copilotar esta nave?
Nuestra labor es urgente,
inaplazable, y muy
exigente. Y todos y cada
uno debemos contribuir.
Atardecer en Europa
y África Norte.
Descargar

Diapositiva 1