Iglesia y familia
El amor conyugal
• “El amor conyugal
comporta una totalidad, en
la que entran todos los
elementos de la persona:
reclamo del cuerpo y del
instinto, fuerza del
sentimiento y la
afectividad, aspiración del
espíritu y de la voluntad”
(Familiares Consortio 13).
La Iglesia ante la separación y el
divorcio
• Hay casos en que se rompe irreparablemente la
armonía en el hogar, entonces “la separación debe
considerarse como un remedio extremo, después
que cualquier intento razonable haya sido inútil”
(Familiares Consortio 83)
• La separación sin divorcio.
• Divorciados que no vuelven a casarse.
• Divorciados casados de nuevo.
Paternidad responsable
El criterio insuprimible
para juzgar el ejercicio de
la paternidad responsable
es el amor, o falta de
amor, que motiva la unión
conyugal: el amor al
cónyuge, amor a los hijos
nacidos o por nacer, a la
sociedad en que vive la
pareja.
La familia, comunidad de personas
• Dios es familia de tres personas. A imagen de Dios,
la familia humana “es una alianza de personas a la
que se llega por vocación amorosa del Padre que
invita a los esposos a una íntima comunidad de
vida y amor” (GS 48).
• Para que en la familia haya comprensión, “se
requieren un clima de benévola comunicación y
unión de propósitos de los cónyuges y una
cuidadosa cooperación de los padres en la
educación de los hijos” (GS 52).
Familia e Iglesia
• La misión de la familia es la
misma de la Iglesia. Los padres
evangelizan a los hijos y son
evangelizados por ellos, y así
“una familia se hace
evangelizadora de muchas
otras familias y del ambiente en
que ella vive”
(Familiares Consortio 52).
Participación de la mujer
• La mujer, como parte de la familia, tiene
derecho a intervenir, en igualdad con el varón,
en la vida de sociedad. Hay que recordar y
reconocer el insustituible valor del abnegado
trabajo de la mujer
• en el hogar, de manera que la mujer, ama de
casa, no se sienta despreciada y no busque el
trabajo fuera del hogar para ser valorada
(cf. Familiares Consortio 23).
Derechos del niño
• La Iglesia reconoce,
apoya y promueve los
derechos del niño, tanto
en el seno de la familia
como en el ámbito de
toda la sociedad.
• La familia se hace
iglesia doméstica
cuando educa a sus
miembros en la fe, y son
los padres los
principales
responsables.
La mujer en la Iglesia
…en la Iglesia la mujer debe
tener el papel fundamental
y básico de todo cristiano,
sobre el cual se edifican
todos los demás
ministerios: “La mujer
participa de los dones de
Cristo y difunde su
testimonio por la vida de
fe y de caridad” (DP 843).
El matrimonio, sacramento del
Amor
• El matrimonio cristiano es el sacramento
que consagra la unión conyugal efectuada
en la fe de los esposos. La comunidad
íntima de vida y amor fundada por el
Creador es elevada y asumida en la
caridad de Cristo, sostenida y enriquecida
por su fuerza redentora
(cf. Familiares Consortio 13).
Descargar

Diapositiva 1 - Centro Biblico Verbo Divino