Día 1: Piedad
Miércoles de ceniza
Dime: por qué cuando no estoy contigo, los días son más tristes
Y melancólicos, cargados de nubes grises y sin un rayo de luz?
Dime: por qué cuando me faltas TU, me irrito con facilidad, no tengo
consideración con los demás, y todos me parecen falsos y embusteros?
Dime: por qué cuando no estás a mi lado, el trabajo se me hace más
pesado, los sufrimientos eternos, las noches de confusión
interminables; y experimento insatisfacción, angustia y duda?
Dime: por qué cuando me ausento de tu presencia, le pierdo sentido a la vida
y busco refugio a mi soledad en los vicios y en el aturdimiento,
a pesar de que en ellos sólo encuentro sinsabores y tribulación?
Dios mío, no estés lejos; si de Ti me viene la alegría,
el deseo de amar y de vivir, concédeme estar siempre Contigo.
Jueves de ceniza
Día 2: Familia
Dentro de Tu familia hay un espíritu capaz de alcanzar las estrellas.
Dentro de tu familia hay la capacidad de lograr tus metas
y convertir en realidad tus sueños.
No escuches a los demás ni temas la competencia
Ni te preocupes si te equivocas.
De cada experiencia, de tu experiencia se gana sabiduría.
Ten Fe en Ti, en tus decisiones y en tu familia y sigue adelante!
Con confianza, creyendo plenamente en tu capacidad como la persona
especial que has sido destinada a ser. Y Dios, bendecirá tu familia.
(Mary Hough Foote)
Día 3: Amor
Viernes de ceniza
Déjame valerme de tus ojos para ver la necesidad ajena.
Déjame valerme de tus oídos para oír el clamor de los perdidos.
Permíteme hacer uso de tu lengua para divulgar Mis palabras de amor
y compasión, de oración y consuelo, entre los abatidos.
Déjame valerme de tu mente para implantar en ella Mis pensamientos,
de amor y de bondad. Déjame tomar tu corazón en Mis manos
y que se parta por las multitudes que aún no conocen Mi amor. Sí, déjame
quebrarte el alma para que luego pueda tomar los trozos y formar con ellos
una vasija más dócil y más útil a través de la cual verter Mi amor.
Ser una vasija, un instrumento de Mi amor,
constituye una gran vocación.
Sábado de ceniza
Día 4: Valentía
Cuando el pequeño David se enfrentó al gigante Goliat todos presagiaban
una derrota cantada. Pero David, además de su ánimo y su entusiasmo,
contaba con un poder especial: El poder de Dios.
Y David ganó el combate porque las victorias dependen de la estatura
del alma y no de la estatura del cuerpo. Lee el capítulo 17 del primer libro
de Samuel. Las victorias sobre el mal, las crisis y los problemas dependen
del estado de nuestro espíritu. La gran urgencia para todos es hacer a diario
"aeróbicos espirituales" en el gimnasio del alma.
Todo mejora cuando asumimos el compromiso diario de orar,
meditar y cuidar el alma. Así, unidos a Dios, vencemos el mal
como David y no sufrimos por andar en un serio eclipse espiritual.
(Anónimo)
Día 5: Renuncia
Domingo 1º de cuaresma
A eso de caer y volver a levantarte. De fracasar y volver a comenzar.
De seguir un camino y tener que torcerlo. De encontrar el dolor
y tener que afrontarlo. A eso no le llames adversidad, llámale sabiduría.
A eso de sentir la mano de Dios y saberte impotente.
De fijarte una meta y tener que seguir otra. De huir de una prueba
y tener que encararla. De planear un vuelo y tener que recortarlo.
De aspirar y no poder, de querer y no saber. De avanzar y no llegar.
A eso no le llames castigo, llámale enseñanza. A eso de pasar días juntos
radiantes. Días felices y días tristes. Días de soledad y días de compañía.
A eso no le llames rutina, llámale experiencia. A eso de que tus ojos miren
Y tus oídos oigan. Y tu cerebro funcione y tus manos trabajen.
Y tu alma irradie, y tu sensibilidad sienta. Y tu corazón ame.
A eso no le llames poder humano, llámale milagro divino…
(Anónimo)
Día 6: Oración
Lunes 1ª de cuaresma
Padre, escucha mi oración, atiende mi plegaria, porque en ti confío.
Padre alargo a ti mis manos, porque en ti confió.
Padre, escúchame pronto, porque me falta el aliento y en ti confío.
Padre hazme sentir desde la mañana tu gracia, puesto que confío en ti.
Padre señálame el camino que debo andar, ya que levanto a ti mi alma
porque en ti confío. Padre, enséñame a cumplir tu voluntad,
ya que tú eres mi Dios y en ti confío.
Padre que tu buen espíritu me guíe y me conduzca
por buenos caminos porque en ti confío.
Padre, por tu Nombre guardarás mi vida; por tu gran compasión
me sacarás de las angustias. Porque en ti confío y confiare por siempre.
(Anónimo)
Martes 1ª de cuaresma
Día 7: Humildad
Hoy te prometo Señor
Ser tan fuerte que nada ni nadie pueda perturbar la paz de mi espíritu.
Hablar de salud, progreso y felicidad a todos los que encuentre.
Hacer sentir a mis amigos que hay algo grande en ellos.
Ver todo por el lado noble y hermoso haciendo que mi optimismo
sea sincero. Pensar sólo en lo mejor y esperar sólo lo mejor.
Tener tanto entusiasmo por el éxito de los demás como por el mío propio.
Olvidar los errores del pasado y luchar por las grandes realizaciones
del futuro. Llevar todo el tiempo semblante alegre y tener siempre
una sonrisa para todos. Emplear tanto tiempo en el mejoramiento
que no tenga lugar de criticar a los demás.
Ser grande para la pena, y noble en la presencia del dolor.
(Anónimo)
Día 8: Fortaleza
Miércoles 1ª de cuaresma
Padre, haz que mis ojos vean lo que Tú ves Haz que mis oídos oigan
el estruendo de tu voz en las ondas de lo creado.
Haz que mi hablar sea un baño de palabras de néctar que se viertan sobre
gente que está presa de amargura. Haz que mis labios sólo canten los cantos
de tu amor y tu alegría. Padre amado, realiza por medio de mí la obra
de la verdad. Ten mis manos ocupadas en servir a todas las personas.
Haz que mi voz esparza de continuo semillas de amor para Ti
en esta tierra en que la gente te busca. Haz que mis pies avancen siempre
por el camino de la justicia. Guíame de mi ignorancia a tu luz.
Padre, mueve mi corazón y hazme sentir simpatía por todas las criaturas
vivientes. Que tu Palabra sea el Maestro de la mía. Piensa con
mis pensamientos, porque mis pensamientos son tus pensamientos,
mi mano es tu mano, mis pies son tus pies, mi vida es tu fuerza para luchar
por la justicia, social y personal (P. Yoganada)
Jueves 1ª de cuaresma
Día 9: Constancia
Un cristiano estaba caminando por la calle cuando se encontró con el dueño
de una compañía que fabricaba jabones.
Mientras hablaban, el fabricante de jabones dijo:
«El evangelio que usted predica no puede ser muy bueno,
porque todavía hay mucha gente mala.»
El cristiano notó que había un niño cerca jugando con lodo.
El niño estaba manchado de lodo de pies a cabeza.
El cristiano dijo a su amigo: «Su jabón no puede ser muy bueno,
porque todavía hay mucho sucio en el mundo.»
El hombre respondió: «Bueno, solamente limpia cuando una persona lo usa.»
¡Exactamente!» --dijo el cristiano!
(Anónimo)
Día 10: Entusiasmo
Viernes 1ª de cuaresma
Dame Temple Señor
porque ahí reside la valentía para vivir...
la raíz de todos los troncos...
el ancla de todos los mares...
el puntal de todas las penas...
la médula de todas las cruces...
Dame temple Señor...
porque he nacido espiga, y quisiera ser roble...
he nacido barro, y quisiera ser roca...
he nacido tornillo, y quisiera ser columna...
he nacido arroyo, y quisiera ser mar...
he nacido frágil...¡Pero quisiera ser de temple!
¡Ayúdame Señor!
Día 11: Evangelización
Sábado 1ª de cuaresma
Dame, Señor, la simplicidad de un niño y la conciencia de un adulto.
Dame, Señor, la prudencia de un astronauta y el coraje de un salvavidas.
Dame, Señor, la humildad de un barrendero y la paciencia de un enfermo.
Dame, Señor, el idealismo de un joven y la sabiduría de un anciano.
Dame, Señor, la disponibilidad del Buen Samaritano
y la gratitud del menesteroso.
Dame, Señor, todo lo que de bueno veo en mis hermanos,
a quienes colmaste con tus dones.
Haz, Señor, que sea imitador de tus santos, o, mejor,
que sea como Tú quieres: perseverante, como el pescador,
y esperanzado como el cristiano. Que aparezca en el camino de tu Hijo
y en el servicio de los enfermos. Amén.
(Padre Ignacio Larrañaga)
Día 12: Dinamismo
Domingo 2º de cuaresma
¡Campeón!
Hoy el sol sale para ti, todos los ojos te miran,
quieren verte correr...jugar... lleno de vida.
¡Campeón!
Hoy el cielo es azul y tú, dibujarás sobre la pista,
regates de alegría, con disparos de bondad.
¡Campeón!
Hoy las estrellas te aplauden,
por tu juego limpio, por hacernos felices.
¡Campeón!
Que Dios te bendiga y te conceda al copa llena de amistad y de vida.
(Ángel Luis Martín)
Día 13: Perdón
Lunes 2ª cuaresma
Hu-Ssong propuso a sus discípulos el siguiente relato:
-Un hombre que iba por el camino tropezó con una gran piedra. La recogió
y la llevó consigo. Poco después tropezó con otra. Igualmente la cargó.
Todas las piedras con que iba tropezando las cargaba, hasta que aquel peso se volvió
tan grande que el hombre ya no pudo caminar. ¿Qué piensan
ustedes de ese hombre? -Que es un necio -respondió uno de los discípulos-.
¿Para qué cargaba las piedras con que tropezaba?
Dijo Hu-Ssong: -Eso es lo que hacen aquellos que cargan las ofensas que otros
les han hecho, los agravios sufridos, y aun la amargura de las propias
equivocaciones. Todo eso lo debemos dejar atrás, y no cargar las pesadas piedras
del rencor contra los demás o contra nosotros mismos.
Si hacemos a un lado esa inútil carga, si no la llevamos con nosotros,
nuestro camino será más ligero y nuestro paso más seguro.
Así dijo Hu-Ssong, y los discípulos se hicieron el propósito de no cargar nunca
el peso del odio o del resentimiento. (Anónimo)
Día 14: Universalidad
Martes 2ª de cuaresma
Señor, para poder servirte mejor, dame un noble corazón.
Un corazón fuerte para aspirar por los altos ideales y no por opciones
mediocres. Un corazón generoso en el trabajo, viendo en él no una
imposición sino una misión que me confías.
Un corazón grande en el sufrimiento, siendo valiente soldado
ante mi propia cruz y sensible cirineo para la cruz de los demás.
Un corazón grande para con el mundo, siendo comprensivo
para con sus fragilidades pero inmune a sus máximas y seducciones.
Un corazón grande con los hombres, leal y atento para con todos,
pero especialmente servicial y dedicado a los pequeños y humildes.
Un corazón nunca centrado sobre mí, siempre apoyado en Tí,
feliz de servirte y servir a mis hermanos, Señor, todos los días de mi vida.
(Padre Ignacio Larrañaga)
Día 15: Confianza
Miércoles 2ª de cuaresma
Hay Alguien que en ti piensa más de lo que te imaginas;
Alguien que es tu defensa con sus manos divinas.
Alguien que de los cielos lee tu corazón;
que ausculta tus anhelos y escucha tu oración.
Dios te quiere inmensamente no lo dudes ni un momento.
No lo dudes que Dios siente tu amargura y sufrimiento.
Pero, que no te venga el desaliento porque Dios no se echa atrás
y afirmó con juramento que al pedirle algo en tus cuitas
todo lo que necesitas, lo recibirás.
(Anónimo)
Día 16: Esperanza
Jueves 2ª de cuaresma
Dame Señor, el día de hoy fe para seguir adelante.
Dame grandeza de espíritu para perdonar.
Dame paciencia para comprender y esperar.
Dame voluntad para no caer, fuerza para levantarme si caído estoy
Dame amor para dar, dame lo que necesito y no lo que quiero
Dame elocuencia para decir lo que debo decir.
Haz que yo sea el mejor ejemplo para mis hijos.
Haz que yo sea el mejor amigo de mis amigos.
Haz de mi un instrumento de tu voluntad.
Hazme fuerte para recibir los golpes que me da la vida.
Déjame saber que es lo que tu quieres de mi.
Déjame tu paz para que la comparta con quien no la tenga.
Por ultimo, anda conmigo y déjame saber que así es. (Anónimo)
Día 17: Austeridad
Viernes 2ª de cuaresma
Ayuna de juzgar a otros; descubre a Cristo que vive en ellos.
Ayuna de palabras hirientes; llénate de frases sanadoras.
Ayuna de descontento; llénate de gratitud. Ayuna de enojos; llénate de paciencia.
Ayuna de pesimismo; llénate de esperanza cristiana.
Ayuna de preocupaciones; llénate de confianza en Dios.
Ayuna de quejarte; llénate de aprecio por la maravilla que es la vida.
Ayuna de las presiones que no cesan; llénate de una oración que no acabe.
Ayuna de amargura; llénate de perdón.
Ayuna de darte importancia a ti mismo; llénate de compasión por los demás.
Ayuna de ansiedad sobre tus cosas; comprométete en la propagación del Reino.
Ayuna de desaliento; llénate del entusiasmo de la fe. Ayuna de pensamientos
mundanos; llénate de las verdades que fundamentan la santidad.
Ayuna de todo lo que te separe de Jesús; llénate de todo lo que a El te acerque.
(Anónimo)
Día 18: Testimonio
Sábado 2ª de cuaresma
Estás así, Señor, por nuestras culpas, por tantos signos de egoísmo
en nuestras vidas, por las muchas faltas de caridad que cometemos,
porque no te amamos tanto como debemos.
Estás así, Señor, por nuestra indiferencia, porque no nos conmueve el sufrimiento
ajeno, ni el de las viudas, los huérfanos y los desplazados, ni el dolor y la angustia
de una madre que llora, ni la desesperanza de las gentes sin techo.
Estás así, Señor, porque no nos aceptamos, por la falta de amor en las familias,
porque no dialogamos, porque no comprendemos,
porque no hemos aprendido a perdonar.
Estás así, Señor, por nuestra salvación porque desde siempre nos amaste
y por nosotros te vejaron, te maltrataron, se burlaron de Ti y te crucificaron...
por eso estás así, mi Cristo Roto.
(Anónimo)
Día 19: Paciencia
Domingo 3º de cuaresma
Da vuelta otra hoja el libro de mi vida. ¿Qué me traerá, Señor?
Lo que Tú quieras Señor. Pero te pido fe para mirarte en todo.
Esperanza para no desfallecer. Caridad perfecta en todo lo que haga y piense.
Dame paciencia y humildad. Dame desprendimiento
y un olvido de mi mismo.
Dame, Señor, lo que Tú sabes me conviene y yo no sé pedir.
Que pueda yo amarte cada vez más, y hacerte amar de los que me rodean.
Que siempre tenga el corazón alerta, el oído atento,
las manos y la mente activas, el pié dispuesto.
Derrama, Señor tus gracias sobre todos los que quiero.
Mi amor abarca el mundo y aunque yo soy muy pequeño,
sé que todo lo colmas con Tu bondad inmensa. Amén.
(Anónimo)
Día 20: Serenidad
Lunes 3ª de cuaresma
Ayúdame a imitarte.
Tu rostro es dulce, Tu bondad es infinita, Tu misericordia es eterna.
Ayúdame a imitarte.
Tu rostro es dulce, Tu bondad es infinita, Tu misericordia es eterna,
Ayúdame a imitarte.
Tu Reino es de justicia, Tu Reino es de paz,
Ayúdame a sembrarlas.
Tú eres amor, Tú eres el Amor, Rebózame de Ti, y ayúdame a reflejarte.
(Anónimo)
Día 21: Agradecimiento
Martes 3º de cuaresma
Gracias a Dios que puedo oír.
Gracias a Dios que puedo ver.
Gracias a Dios que tengo fuerzas para hacerlo.
Gracias a Dios que tengo familia.
Gracias a Dios que tengo alimentos.
Gracias a Dios que tengo ocupación.
Gracias a Dios por la vida.
Demos gracias a Dios por todo.
Día 22: Delicadeza
Miércoles 3ª de cuaresma
Escucha, nunca sabes, si dirán las palabras justas que estabas esperando.
Abre, nunca sabes, si era la persona que siempre soñaste.
Despierta, nunca sabes, si ese día cambiará el resto de tu vida.
Habla, nunca sabes, si tus palabras despertarán sentimientos en personas
insospechadas. Cambia, nunca sabes, si el nuevo camino, te traerá nuevas
alegrías. Analiza, nunca sabes, si la situación que te acongoja,
está disfrazada de oportunidad. Arriesga, nunca sabes, si tus movimientos
audaces, serán el comienzo de una cadena de éxitos notables.
Camina, nunca sabes, si tus huellas, serán el camino que sigan aquellos
que confían en Ti. Perdona, nunca sabes, si las ofensas son en realidad
pruebas que te ayudan a crecer. Estimula, nunca sabes, si tus acciones generarán
acontecimientos a tu favor. Agradece, nunca sabes, si lo bueno o lo malo
que te sucede, es ni más ni menos, que la señal, de que el Buen Dios,
te está poniendo. (Anónimo)
Día 23: Sensibilidad
Jueves 3ª de cuaresma
Ama sin reclamar nada, porque el amor es desinteresado.
Ama sin calcular las desventajas, porque amar es sacrificarse.
Ama sin poner condiciones, porque el amor es darse.
Ama sin exclusividades, porque amar es compartir.
Ama sin fecha y sin tiempo, porque el amor es eterno.
Simplemente ama...
(Anónimo)
Día 24: Compromiso
Viernes 3ª de cuaresma
No dudes del poder de la bondad,
aunque te parezca que todo esta en contra de ti.
Un corazón unido a Dios está en mayoría contra toda una multitud
discordante la bondad practicada en todos los momentos es una semilla
que nos asegurará una cosecha de felicidad y paz.
Sólo quien planta bondad encontrará dentro de sí fuerzas de vivir con Dios.
Usa entonces, sin restricciones, la bondad de tu corazón.
(T. Pastorino)
Día 25: Abandono en Dios
Sábado 3ª de cuaresma
Yo me abandono ¡oh Dios! en tus manos. Toma este barro y trabájalo
como arcilla entre las manos del alfarero dale una forma y después, rómpela,
si quieres como es despedazada la vida de tantos hermanos.
Pide, ordena ¿Qué quieres que haga? ¿Qué quieres que no haga?
Ensalzado o humillado, perseguido, incomprendido, calumniado, alegre o triste,
o inútil para todo, sólo diré, a ejemplo de tu Madre: “Hágase en mí
según tu palabra”. Dame el amor por excelencia, el amor de la cruz.
Pero no de las cruces heroicas que podrían nutrir mi vanidad, sino de
las cruces vulgares que, sin embargo, llevo con repugnancia. De esas que
se encuentran cada día en la contradicción, en el olvido, en los juicios falsos,
en la frialdad del alma, en los desaires y desprecios de los demás; en el malestar
y defectos del cuerpo, en la oscuridad de la mente y en el silencio y aridez
del corazón. Entonces sólo Tú sabrás que te amo, aunque ni yo lo sepa,
con eso me basta. (Anónimo)
Día 26: Comprensión
Domingo 4º de cuaresma
OH!...Señor,
Que difícil es el camino hasta ti..
cuando aprendí a escalar... me enseñaste a bajar.
Cuando aprendí a reír... me enseñaste a llorar.
Cuando aprendí a hablar... me enseñaste a callar.
Si alguna vez odié... me enseñaste a amar.
¡Sabes...! me cuesta mucho seguirte...
hay veces que mis brazos tienden a bajar
pero Tu, en tu inmensa sabiduría..
me muestras a alguien...
Para volver a empezar.
(Anónimo)
Día 27: Alegría
Lunes 4ª de cuaresma
Señor Jesús: Me cuesta comenzar este día porque sé que es una nueva tarea,
un nuevo compromiso, un nuevo esfuerzo. Porque te amo, quiero comenzar este
día con entusiasmo, con alegría, en mi propia persona. Gracias, Señor Jesús,
por este nuevo empezar. Gracias, Señor Jesús, por tu presencia, tu amor
y compañía en este caminar de mi existencia. Quiero sembrar paz, solidaridad
y amor entre mis hermanos. Que cuantos se me allegan, ninguno deje de
escucharme algo que pueda serle útil. Que ninguno note debilitada su fe en sí
mismo. Que ninguno se retire sin alivio en sus dolores y dificultades.
Déjame sentir tu honda paz, presente en cada experiencia en la armonía de vivir
Guárdame de palabras ociosas y vanas fantasías. Calma la carrera de mi mente
para que mis pensamientos tengan claridad y la luz de tu Santo Espíritu me
ilumine en cada instante de este día. Bien sé Señor que esta tarea la comienzan
cada día muchos hermanos de cualquier punto de la tierra y eso me alienta y
empuja. También te pido por ellos y con ellos te digo: Buenos días Señor.
Día 28: Comprensión
Martes 4ª de cuaresma
María... Tú en mi y por mi María, te suplico,
un acto de Confianza en Dios y pídele Misericordia!
Toma en posesión mi corazón y ¡se en mi la Buena Voluntad!
Tu misma transforma mi vida y la vida de aquellos a quienes abrazo con mi suplica
de la Misericordia Divina. María, el camino por el que quisiera ir me sobrepasa…,
por eso te pido María que Tu en mi y por mi confíes en la presencia de Dios
junto a mi, que Tu en mi y por mi …Le Adores!
Te doy gracias María porque en mi y por mi oras, porque en mi y por mi miras
con amor a Tu Hijo oculto en el Santísimo Sacramento.
María: Te doy gracias porque en mi y por mi trabajas, escuchas aquellos con los que
converso, oras, sonríes, ¡todo lo puedo en Ti!
Tu puedes hacer que haya en mi un abismo de gratitud confiada… no mío sino Tuyo.
Tu misma llamas con confianza al abismo de la Misericordia Divina…
por que en Ti y por mi soy santo en Ti. (Anónimo)
Día 29: Profesión de fe
Miércoles 4ª de cuaresma
Amo Señor tu sendas, y me es suave la carga que en mis hombros pusiste;
pero a veces encuentro que la jornada es larga,
que el cielo ante mis ojos de tinieblas se viste,
que el agua del camino es amarga, es amarga,
que se enfría este ardiente corazón que me diste;
y una sombría y honda desolación me embarga,
y siento el alma triste y hasta la muerte triste...
El espíritu es débil y la carne cobarde, lo mismo que el cansado labriego,
por la tarde, de la dura fatiga quisiera reposar...
más entonces me miras... y se llena de estrellas,
Señor, la oscura noche; y detrás de tus huellas,
con la cruz que llevaste, me es dulce caminar
(Blanco Vega )
Día 30: Oración
Jueves 4ª de cuaresma
No conviene acudir a instancias superiores cuando basta con acudir
a las inferiores. Ni apelar al jefe, si nos lo puede resolver el secretario.
A Moisés le aconsejaba su suegro que eligiera jefes para asuntos menores,
y que se reservara para los mayores. Esta misma actitud hay que tener
en la oración. No se debe importunar a Dios con cosas que tú mismo puedes
hacer, lo contrario favorece la pereza.
"Maestro -decía un discípulo-, es tan grande mi confianza en Dios
que ni siquiera até mi camello cuando os vine a visitar. Lo dejé al cuidado
de la Providencia de Dios. No quiero faltar a la confianza en el Señor".
"¡Vuelve y ata tu camello al poste, loco!", le reprendió el maestro.
"No hay que molestar a Dios con algo que tú puedes resolver".
(Anónimo)
Día 31: Fe
Viernes 4ª de cuaresma:
Mucha gente es irracional, Ilógica y egocéntrica; Aún así, ámalos.
Si haces el bien la gente te acusará de tener motivos escondidos y egoísta;
Aún así, haz el bien.
Si tienes éxito ganarás falsos amigos y verdaderos enemigos; Aún así, ten éxito.
El bien que hagas hoy será olvidado mañana; Aún así, haz el bien.
La honestidad y la franqueza te hacen vulnerable; Aún así, se honesto y franco.
Aquello que pasas la vida entera construyendo puede que sea destruido de un día
para otro; Aún así, construye.
Algunas personas necesitaran tu ayuda mucho pero puede que te ataquen
cuando les ayudes; Aún así, ayúdales.
Dale al mundo lo mejor de ti y terminarás siendo pateado en los dientes;
Aún así, dale al mundo lo mejor de ti.
(Madre Teresa de Calcuta)
Sábado 4ª de cuaresma
Día 32: Rosario
Mira al cielo cuando te sientas aturdido por las injusticias de este mundo,
mira el cielo, busca la mirada de quien nunca te abandona
y siempre te perdona...
No existe mejor consuelo, búscalo entre las estrellas de la noche
y pronto verás amanecer nuevas esperanzas...
Él está velando por ti...
Lleva, en cada cuenta del rosario, las lágrimas de los que lloran
los gozos de los que disfrutan, los triunfos de los que tienen éxito
la luz de los que aconsejan e iluminan.
Y, si la oscuridad te sigue envolviendo,
Busca en el ancho firmamento la estrella más fugaz y veloz
la más destellante y bonita porque, esa estrella, tiene un nombre: MARIA
(Anónimo)
Domingo 5º de cuaresma
Día 33: La cruz
Hazme una cruz sencilla, carpintero...
sin añadidos ni ornamentos...
que se vean desnudos los maderos, desnudos y decididamente rectos:
los brazos en abrazo hacia la tierra, el astil disparándose a los cielos.
Que no haya un solo adorno que distraiga este gesto:
este equilibrio humano de los dos mandamientos...
sencilla, sencilla...
hazme una cruz sencilla, carpintero.
(María Denise Dinkel)
Lunes 5ª de cuaresma
Día 34: Dificultades
Desde que voy junto a Ti, la tierra que yo piso es como espuma.
Desde que voy junto a Ti, la noche mas oscura tiene luz.
Yo se que esta vida no es tan dura, si todo en realidad me lo das Tu.
Andando de tu mano, que fácil es la vida, andando de tu mano, el mundo es ideal!
Andando de tu mano, que fácil es la vida,
andando de tu mano, el mundo es ideal, Señor.
Desde que voy junto a Ti, mis ojos se han cerrado por completo.
Desde que voy junto a Ti, no se por que los hombres lloraran.
Yo solo en esta vida tengo miedo, del día en que yo pierda tu amistad!
Andando de tu mano, que fácil es la vida, andando de tu mano, el mundo es ideal!
Andando de tu mano, que fácil es la vida,
andando de tu mano, el mundo es ideal, Señor
(Anónimo)
Día 35: Eucaristía
Martes 5ª de cuaresma
Aquí hay alguien más grande, que todo el Universo.
Aquí hay alguien más resplandeciente, que el mismo Sol.
Aquí hay alguien más bello, que las Estrellas.
Aquí hay alguien más profundo, que los Mares de la tierra.
Aquí hay alguien más sabio, que todas las Ciencias.
Aquí hay alguien más importante, que el Oro del mundo.
Aquí hay alguien más fuerte, que la Roca.
Aquí hay alguien más misterioso, que cualquier Secreto.
Aquí hay alguien más dulce, que la Miel.
Aquí hay alguien más necesario, que la Vida.
Aquí hay alguien más grande, su nombre es.....Jesús
y se encuentra en la eucaristía.
(Jesús David Rodríguez González)
Miércoles 5ª de cuaresma
Día 36: Penitencia
El sol se aleja, el cielo se nubla.
el viento se calla, el agua se hiela,
Y la tierra se viste de vida.
¡Ante la cruz!
Un hombre se arrodilla,
una mujer llora, un joven reza,
un niño se alegra, un anciano la besa.
¡Ante la cruz!
Un pueblo se reúne, un pueblo canta,
más que llora.
Porque ha sido vencida, por el Señor de la vida.
(Ángel Luis Martín)
Jueves 5ª de cuaresma
Día 37: Iglesia
Dame tu corazón... y yo lo cambiaré. Entrégame tu mente... y yo la limpiaré.
Dame tus pies... y yo los encaminaré. Así de literal, así de cierto.
No esperes recibir para guardar, yo les daba mana día por día.
Así quiero que vivas. Tu dependencia en mí, te da la fuerza...
no anules mi poder, en ti descansa. Yo no soy un Dios que da y que quita.
si la tierra me es fiel, cuanto plantas en ella, fructifica... cuanto más no será
en mis primicias!. Séme fiel hasta el fin... nada te importe.
El mundo cambia siempre y lo que es oro hoy, lodo es mañana.
Yo te respaldo, ve... listo esta el mundo; solo ve y comunica.
Tu trabajo es hablar, dar mi palabra... Mi responsabilidad: salvar las almas.
No sientas como pesada carga, el hablar a la gente de mi amor.
(Ángel Luis Martín)
Día 38: Lucha
Viernes 5ª de cuaresma
No le reces a Dios mirando al cielo, ¡ mira hacia adentro !
No lo busques a Dios lejos de ti, sino en ti mismo... No le pidas a Dios lo que te falta:
¡ búscalo tú mismo!, y Dios lo buscará contigo, porque ya te lo dio como promesa
y como meta para que tu lo alcances... No reproches a Dios por tu desgracia;
¡ súfrela con Él ! Y Él sufrirá contigo; y si hay dos para un dolor, se sufre menos...
No le exijas a Dios que te gobierne, a golpe de milagros, desde afuera;
¡ gobiérnate tú mismo ! con responsable libertad, amando, y Dios te estará guiando
¡ desde adentro y sin que sepas cómo! No le pidas a Dios que te responda cuando
le hablas; ¡ respóndele tú!, porque El te habló primero; y si quieres seguir oyendo
lo que falta escucha lo que ya te dijo. No le pidas a Dios que te libere, desconociendo
la libertad que ya te dio.¡ Anímate a vivir tu libertad! y sabrás que sólo fue posible
porque tu Dios te quiere libre. No le pidas a Dios que te ame, mientras tengas miedo
de amar y de saberte amado. ¡ Ámalo tú! y sabrás que si hay calor es porque hubo
fuego y que si tú puedes amar es porque El te amó primero. (San Agustín)
Día 39: Tentación
Sábado 5ª de cuaresma
Si cuidas una abeja, habrá más miel en el panal.
Si evitas una injusticia, habrá más justicia en el mundo.
Si cultivas un rosal, habrá más rosas en el jardín.
Si amas, Dios estará más presente en el mundo.
Si siembras un grano de trigo, habrá más humanidad en el mundo.
Si enciendes una vela, habrá más luz en la noche.
Si vives en la verdad, habrá menos mentira en el mundo.
Si cuidas un nido de golondrinas, habrá más golondrinas en primavera.
Si vives en libertad, habrá más libertad en el mundo.
Si enciendes un fuego, habrá más fuego en el invierno.
Si irradias en tu alegría, habrá menos tristezas en el mundo.
Si esperas cambiar tú cuando haya cambiado el mundo, morirás sin haber vivido;
Si comienzas cambiando tú, ya estás cambiando el mundo...
Domingo de Ramos
Día 40: Interiorización
Caminante son tus huellas el camino nada más;
caminante no hay camino se hace camino al andar.
Al andar se hace camino y al volver la vista atrás
se ve la senda que nunca se ha de volver a pisar.
Caminante, no hay camino sino estelas sobre el mar.
¿Para que llamar caminos A los surcos del azar...?
Todo el que camina anda, Como Jesús sobre el mar.
Yo amo a Jesús que nos dijo: Cielo y tierra pasarán
Cuando cielo y tierra pasen mi palabra quedará.
¿Cuál fue Jesús tu palabra? ¿Amor?, ¿perdón?, ¿caridad?
Todas tus palabras fueron una palabra: Velad.
Como no sabéis la hora en que os han de despertar,
os despertarán dormidos si no veláis; despertad.
(Antonio Machado)