TEMA 6.
La religión
romana y el
cristianismo.
La religión romana.
Repasamos la época histórica donde nos
encontramos:
•Prehistoria: Aparición del hombre (3 millones
a.C.)/Invención escritura (3500 a.C.).
•Edad Antigua: Invención escritura (3500 a.C.)/Caída del
Imperio Romano (476 d.C.).
•Edad Media: Caída del Imperio Romano (476
d.C.)/Caída de Constantinopla (1453 d.C.).
•Edad Moderna: Caída de Constantinopla (1453
d.C.)/Revolución Francesa (1789 d.C.).
•Edad Contemporánea: Revolución Francesa (1789
d.C.)/Actualidad.
La religión romana.
Concretemos ahora cuál es la cronología de la
Península Ibérica durante la Edad Antigua:
• Del 3500 a. C. al 218 a. C.: Pueblos
prerromanos (celtas e iberos).
En el 509 a. C. llegaron los cartagineses, procedentes del Norte de
África.
• Del 218 a. C. al 19 a. C. : Conquista romana de
la Península Ibérica.
• Del 19. a. C. al 476 d. C. : Dominación romana
de la Península Ibérica.
En el 381 d. C. el cristianismo se convierte en la religión oficial.
La religión romana.
Los romanos tomaron su religión de los
griegos, a los que conquistaron asimilando
su cultura. Así, muchos de los dioses
romanos son dioses griegos con otro
nombre.
Zeus griego.
Júpiter romano.
La religión romana.
Afrodita griega.
Venus romana.
La religión romana.
Poseidón griego.
Neptuno romano.
La religión romana.
Los romanos eran politeístas ( de Poli: varios y teos:
dios), por lo que adoraban a un gran número
de dioses, uno para cada necesidad o
explicación de los misterios de la vida o la
naturaleza.
La religión romana.
Los dioses se adoraban en los templos,
aunque el culto se realizaba en el exterior.
Sólo los sacerdotes podían acceder al
interior (cella), donde se encontraba la
estatua del dios al que estaba dedicado.
Los fieles ofrecían sacrificios de animales y
ofrendas al dios.
La religión romana.
Frontón: Forma
triangular. Podía
contener esculturas.
Cella: Interior
del templo con
la escultura del
dios.
Columnas:
Rodeaban todo
el templo.
Escalinata de acceso
Podio: Plataforma que
levantaba el templo.
La religión romana.
Los templos estaban
decorados con vivos
colores, aunque no se
han conservado.
La religión romana.
Los templos romanos tenían
planta cuadrangular.
La religión romana.
Las columnas solían ser de tres
órdenes: dórico, jónico y corintio.
La religión romana.
El Panteón de Agripa (Roma)
era un templo dedicado a todos
los dioses, con una estructura
particular.
La religión romana.
Los dioses más venerados eran:
• Júpiter.
• Minerva.
• Juno.
• Apolo.
• Venus.
• Neptuno.
• Plutón.
• Ceres.
• Diana…
La religión romana.
Júpiter.
El rey de los dioses. También era el dios de las
tempestades.
Se le representaba sentado en un trono, con
barba y un rayo.
La religión romana.
Juno.
Esposa de Júpiter y reina de los dioses. Se le
asocia con la maternidad y el matrimonio.
La religión romana.
Minerva.
Diosa de la guerra, la inteligencia y las
artes. Se la representa con escudo,
casco, lanza y una victoria alada en su
mano.
La religión romana.
Apolo.
Dios de la medicina, el sol, la música, la poesía
y la adivinación. Se le suele representar con una
lira.
La religión romana.
Venus.
Diosa del amor y de la
belleza. Se le suele
representar acompañada de
Cupido y naciendo del mar.
La religión romana.
Neptuno.
Dios del mar. Se le representa en un carro
tirado por tritones y con un tridente.
La religión romana.
Plutón.
Dios de los infiernos. Se le representa
raptando a Proserpina o en un trono junto al
can Cerbero.
La religión romana.
Ceres.
Diosa de la tierra, la agricultura,
las cosechas y la fecundidad. Se
la representa con un ramo de
espigas.
La religión romana.
Diana.
Diosa de la caza, la luna y protectora
de la naturaleza. Se la representa con
un arco, flechas y una media luna.
La religión romana.
Mercurio.
Dios del comercio y mensajero
de los dioses. Se le representa
con unas sandalias aladas.
La religión romana.
Los romanos también veneraban a los
dioses protectores de la familia (lares),
que tenían su propio altar en cada casa.
Los lares eran
pequeñas estatuillas
que se colocaban en
altares cerca de la
puerta de la casa.
Protegían a la familia y
a la propia casa.
La religión romana.
Los romanos eran muy supersticiosos, por
lo que consultaban sus decisiones con los
dioses antes de tomarlas.
Se consultaba especialmente al dios Apolo
a través de un sacerdote en un oráculo.
La religión romana.
Además de los propios dioses, el
emperador era venerado como un dios
más en todo el Imperio y se le rendía culto
en templos (culto imperial).
La religión romana.
El Traianeum o templo de Trajano
en Itálica era el lugar donde se le
rendía culto a este emperador,
que había nacido en la ciudad.
Los orígenes del cristianismo.
El cristianismo nació en Palestina, que
pertenecía en aquella época al Imperio
Romano. Era una tierra habitada por el
pueblo judío.
Los orígenes del cristianismo.
En Palestina se encuentra la ciudad de
Belén, donde nació Cristo, naciendo
también una nueva religión tras su
predicación.
Los orígenes del cristianismo.
Jesús nació de José y María en el año 1,
época en la que el emperador romano era
Augusto. (Palestina y Judea pertenecían al Imperio romano en esta época).
Los orígenes del cristianismo.
Palestina estaba habitada por los judíos,
que tenían su propia religión (judaísmo),
que afirmaba que existía un solo dios
(Yahvé) y esperaban la llegada de un
salvador para su pueblo (Mesías).
Los orígenes del cristianismo.
Jesús de Nazaret comenzó a predicar a los
30 años. Creó un nuevo mensaje religioso
y algunos judíos lo reconocieron como el
Mesías (salvador, hijo de Dios).
Los orígenes del cristianismo.
Creó la doctrina del cristianismo, que
prometía la salvación eterna a quien
amara a Dios y al prójimo, perdonara las
ofensas y viviera humildemente,
renunciado a los bienes materiales.
Poco a poco fue contando con más
seguidores en diversas partes del Imperio
Romano.
Los orígenes del cristianismo.
Jesús fue crucificado a los 33 años porque
las autoridades judías y las romanas no
aceptaban lo que predicaba.
También fueron perseguidos muchos de sus
seguidores.
La expansión del cristianismo.
Tras la muerte de Jesús, los doce apóstoles
difundieron el cristianismo por todo el
Imperio, llegando a Hispania a finales del
siglo I d. C.
La expansión del cristianismo.
La expansión del cristianismo.
El hecho de que el cristianismo proclamara
la igualdad entre todas las personas y se
opusiese al culto del emperador, no fue
bien visto por las autoridades romanas y
los grupos privilegiados, aunque atrajo a
los más humildes.
Recuerda la división de la
sociedad romana entre
personas libres y esclavos.
La expansión del cristianismo.
Los primeros cristianos fueron perseguidos
y martirizados por las autoridades
romanas, que no veían bien la igualdad
que proclamaban y los consideraban una
amenaza para el Imperio.
La expansión del cristianismo.
Sin embargo, en el 313 d.C. (s. IV) mediante
el Edicto de Milán, el emperador
Constantino autorizó el cristianismo.
La expansión del cristianismo.
Pocos años más tarde, en el 381 d.C. (s.
IV), el emperador Teodosio no sólo
consiente el cristianismo, sino que la hace
la religión oficial del Imperio romano.
Faltaban pocos años
para la Caída del
Imperio Romano en el
476 d. C.
La expansión del cristianismo.
Comienza así la expansión del cristianismo
por todo el mundo.
La expansión del cristianismo.
Los símbolos de los primeros cristianos
fueron el pez y el anagrama del nombre
de Cristo.
Descargar

Diapositiva 1 - Todo Primaria