DESASTRE DEL 98
La crisis del 98, más que política o económica fue una crisis moral e
ideológica, tan profunda y amplia que hizo tambalearse al sistema de la
Restauración. A partir de aquí; los nacionalismos comienzan a
expandirse, el movimiento obrero y el republicanismo se radicalizan,
comienza un renacimiento del militarismo (el ejército derrotado paso a
considerarse garante de la unidad nacional que amenazaban los
nacionalismos y la paz social que lo hacía el movimiento obrero) y la
críticas al sistema canovista se generalizan. Muchos historiadores opinan
que el 98 marca el fin de un siglo y una época y el comienzo de otra; en
el 98 sitúan el inicio de la crisis de la Restauración. Esta crisis tendría su
continuidad en la Semana Trágica, la triple crisis del 17 y el desastre de
Annual, desembocando en la dictadura de Primo de Rivera.
Antecedentes del Desastre del 98
• Principios del siglo XIX: pérdida de las colonias españolas en
América (Fernando VII).
• Restos del Imperio colonial español: Cuba, Puerto Rico, Filipinas,…
– Cuba y Puerto Rico:
Caña de azúcar
Economía agrícola
exportación
tabaco
Cuba y Puerto Rico
Importan productos
españoles
Aportan beneficios
Rentables para
España
explotación
Abastecen materias
Primas y mercados
Leyes arancelarias y
esclavitud
Intenso protagonismo de las órdenes religiosas
Escasa inversión y población española
Filipinas
Siempre se ha considerado que la oposición a
España tuvo un fuerte carácter anticlerical, y que en
ella intervino activamente la masonería
Explotación de los recursos agrarios
Líderes independentistas: José Rizal y Emilio
Aguinaldo
Guerra de Cuba
El problema cubano
• Los antecedentes:
– Guerra de los diez años (1868-1878): Paz de Zanjón
– Guerra Chiquita (1879-1880).
– Las dos guerras tuvieron dos consecuencias:
• Impulsaron el nacionalismo cubano
• Favorecieron la penetración económica de los capitales de Estados
Unidos
– Aunque se adoptaron medidas para alcanzar la normalización
de las relaciones entre España y su colonia:
– una provincia más, con representación en el parlamento
–La abolición de la esclavitud (1886)
–Fomento de la inmigración española (700.000 entre 18681894)
–No se concedió la autonomía a la isla.
• Causas:
– Anhelo de conseguir la independencia de la población cubana.
– Intereses económicos de EEUU. A comienzos de la última década del
siglo, el valor de las exportaciones cubanas a España era de 7 millones
de pesos, por 61 millones a los EEUU.
– La negativa de España a concederle la autonomía.
Insurgentes cubanos
Alianza del tío Sam con
cubanos y filipinos.
José Martí (La Habana 1853 – Dos
Ríos 1895)
Hijo de valenciano y tinerfeña
Máximo Gómez
(Rep. Dominicana
1836 – La Habana
1910)
Antonio Maceo (Santiago
De Cuba 1845 – Punta
Brava 1896). El titán de
Bronce.
MANIFIESTO DE MONTECRISTI
“La guerra no es contra el español que, en el seguro de sus hijos y en el
acatamiento a la patria que se ganen, podrá gozar respetado, y aun
amado, de la libertad que sólo arrollará a los que le salgan, imprevisores,
al camino. Nosotros, los cubanos, empezamos la guerra, y los cubanos y
los españoles la terminaremos […]. No hay odio en el pecho antillano, y el
cubano saluda en la muerte al español a quién la crueldad del ejército
forzoso arrancó de sus casa y su terreno para venir a asesinar en pecho
de hombres la libertad que él mismo ansia. Más que saludarlo en la
muerte quisiera la Revolución acogerlo en vida, y la República será un
tranquilo hogar para todos los españoles laboriosos y honestos, que
podrán gozar en ella de la libertad y de los bienes que no habrían de
encontrar aún por largo tiempo en la flaqueza, la apatía y los vicios
políticos de sus país […]”.
Montecristi, Santo Domingo, 25-03-1895. Firmado por José Martí y
Máximo Gómez
Etapas de la guerra
• Primera etapa de la guerra (1895): Grito de Baire, Sublevación en
la parte oriental, guerra de guerrillas. General Martínez Campos.
Los rebeldes se extendieron por todos lados.
• Segunda etapa (1896-octubre 1897): General Valeriano Weyler,
dura política de represión (campos de concentración). Cánovas
aplica sus reformas administrativas, pretendiendo atraerse a gran
parte de los sublevados y calmar las presiones de EEUU.
• Tercera etapa (1897-agosto de 1898): Gobierno de Sagasta. El
general Ramón Blanco por Weyler. Se concede la autonomía a la
isla. Intervención de EEUU (voladura del Maine) en la guerra
apoyando a los cubanos.
Asesinato de Cánovas (1897)
Valeriano Weyler (1838-1930)
GUERRA CON EEUU
EL MAINE
Resolución conjunta aprobada por el Congreso norteamericano el 18 de abril, 1898, sancionada por el
presidente Mc Kinley el 20 de abril, 1898
Por cuanto: el aborrecible estado de cosas que ha existido, durante los tres últimos años, en la isla de Cuba,
tan próxima a nuestro territorio, ha herido el sentido moral del pueblo de los Estados Unidos y afrentado la
civilización cristiana, y ha culminado en la destrucción de un barco de guerra de los Estados Unidos con
doscientos sesenta y seis de sus oficiales y tripulantes, mientras se hallaba de visita amistosa en el puerto
de La Habana, y tal estado de cosas no puede ser tolerada por más tiempo, según manifestó ya el
Presidente de los Estados Unidos en su mensaje al Congreso de 11 de abril de 1898, invitando a éste a que
adopte resoluciones:
Por tanto: Se resuelve por el Senado y la Cámara de Representantes de los Estados Unidos de América,
reunidos en Congreso:
Primero, Que el pueblo de la isla de Cuba es y de derecho debe ser libre e independiente.
Segundo. Que es el deber de los Estados Unidos exigir, como el Gobierno de los Estados Unidos por la
presente exige, que el Gobierno de España renuncie inmediatamente su autoridad y gobierno en la isla de
Cuba y retire del territorio de ésta y de sus aguas, sus fuerzas militares y navales.
Tercero. Que por la presente se da orden y autoridad al Presidente de los Estados Unidos para usar en su
totalidad las fuerzas militares y navales de los Estados Unidos, y para llamar a servicio activo la milicia de los
diferentes Estados de los Estados Unidos hasta donde sea necesario para llevar a efecto esta resolución.
Cuarto, Que los Estados Unidos por la presente declaran que no tienen deseo ni intención de ejercer
soberanía, jurisdicción o dominio sobre dicha Isla, excepto para su pacificación, y afirman su determinación,
cuando ésta se haya conseguido, de dejar el gobierno y dominio de la Isla a su pueblo.
La redención en metálico
Este era el nombre que recibía la
posibilidad de eludir el servicio
militar mediante el pago de una
cantidad de dinero (entre 1200 a
2000 pesetas). Esta norma no era
exclusiva de España, existía
también en Bélgica, Holanda,
Portugal y Grecia.
La cantidad a pagar estaba
totalmente fuera del alcance de las
clases más desfavorecidas. La
exención del servicio militar era uno
de los favores más destacados que
un político podía prestar. El número
de prófugos y desertores fue muy
elevado en algunas provincias.
Durante la guerra de Cuba, éste fue
uno de los principales temas de la
campaña socialista en contra de la
contienda.
La guerra de Filipinas (1896-1898)
José Rizal (1861-1896)
Emilio Aguinaldo (1869-1964)
EL TRATADO DE PARÍS
se firmó el 10 de Diciembre de 1898.
España renunciaba definitivamente a
su soberanía sobre Cuba, cedía a
Estados Unidos las islas Filipinas, a
cambio de 20 millones de dólares,
Puerto Rico y la isla de Guam en las
Marianas.
El gobierno español, consciente de la
imposibilidad de mantener los últimos
reductos, cedió a Alemania las islas
Marianas (excepto Guam), las
Carolinas y las Palaos, a cambio de 15
millones de dólares.
Consecuencias del desastre del 98
•
•
•
•
•
Punto de vista demográfico: 120.000 muertos, más por enfermedades
infecciosas que por fallecimientos en combate.
Punto de vista económico: pérdida del mercado colonial, gastos de guerra.
Resentimiento de los militares contra los políticos, crecimiento del
antimilitarismo popular y crisis política:
“…las horas amargas de Cuba y Filipinas, aquella gran traición de la
política española a su Ejército. Aquel Ejército quería combatir; no estaban
agotados sus medios ni sus sacrificios. Y, sin embargo, se le abandonó y se
le entregó. Lo mismo que si porque spaña hubiese perdido una de sus
capitales costeras, que era lo que representaba Santiago de Cuba, hubiese
de entregarse toda la nación. La política de entonces, masónica,
traicionando a España y a su Ejército, pactó con el enemigo, entregando los
últimos florones de nuestro Imperio”.
Discurso de Franco, 1947
Cambio del estatus internacional: España había dejado de ser un imperio.
Se prestará mayor atención al norte de África.
Aparición del Regeneracionismo: movimiento intelectual que se
caracteriza por el rechazo al sistema de la Restauración.
EL REGERACIONISMO
De la derrota surgía una nueva idea y un nuevo impulso: LA
MODERNIZACIÓN DE ESPAÑA, ya que para todos la causa fundamental
del desastre estaba en nuestro retraso con respecto a los países del
entorno. En este contexto, se instaló en España el movimiento
regeneracionista, un regeneracionismo que va a llegar hasta nuestros
días. Se puede definir el regeneracionismo como un movimiento
ideológico que hace culpable a la Restauración de todos sus
radicalizados males y propugna la necesidad de una modernización
política, económica y social. Modernización que vendría europeizando a
España.
Descargar

Desastre del 98