JESÚS SACRAMENTADO
Señor Jesús,
sé que estás aquí igual que en el cielo.
Sé que no quieres
ofrendas, ni flores, ni
lujos;
tú lo que quieres es mi corazón:
aquí lo tienes para que vivas en él
mejor que en el sagrario.
Me gusta estar aquí, sentirte cerca,
me gusta decirte que te quiero.
A ti que te gustaba andar con los
humildes y con los marginados,
para ser el pan de
su vida,
vengo a decirte que te quiero
en cada hermano que me necesita,
te acompaño en cada anciano que
ayudo,
te visito en cada enfermo que veo,
te siento presente en todos los
desamparados.
Deseo llenarme de ti y
decirle a mis hermanos
que tú les amas, que tú les ayudas.
Porque no lo creerán si no lo ven
en mí.
Señor Jesús, presente ya en
mi corazón,
necesito
comerte y
beberte,
para seguir
dando vida.
Amén
Descargar

Diapositiva 1