CARLOS II
FELIPE III
1665-1700
1598-1621
FELIPE
III 1598-1621
20 AÑOS,
PEREZOSO, INTELIGENTE
DEBIL DE
FELIPE
IV5AÑOS.
16 AÑOS
DESPLAZADO
POR ELPERO
CONDECARLOS
II
DEFICIENTE
FELIPE IV MENTAL.CON UNA
VOLUNTAD.
LE
ENGAÑABAN
LO SABÍA
YDE
NO HARO.
HACÍA NADA. RELIGIOSIDAD
DUQUE
Y
LUEGO
DON
LUÍS
1621-1665
CAMARILLA
QUE
LO ANULA
MÁS
ESTÉTICA QUE
VERDADERA
PARA ESCAQUEARSE.
FELIPE III
FELIPE IV
VALIDOS REALES
FENÓMENO COMÚN A EUROPA
NO SON CARGO INSITUCIONAL
PRÓXIMOS AL REY POR ALGUN OFICIO REAL
NOBLEZA SEGUNDA FILA
APROVECHAN SU CARGO PARA MEJORAR
LA POSICIÓN SOCIAL FAMILIAR
INTENTAN GOBERNAR AL MARGEN DE CONSEJOS
SE GANARAN LA ENEMISTAD DE LA NOBLEZA PRINCIPAL
SERVIRÁN DE COLCHÓN COMO RESPONSABLES DEL
MAL GOBIERNO
DUQUE DE LERMA
CONDE-DUQUE OLIVARES
FELIPE III 1598-1621
EXPULSIÓN DE LOS MORISCOS 1609-1614.
300.000 EXPULSADOS AFECTANDO LA ECONOMÍA
DE VALENCIA Y ARAGÓN
FELIPE IV 1621-1665
UNIÓN DE ARMAS 1625. REINO ARAGÓN. CATALUÑA AL MARGEN.
IMPUESTO SOBRE LA SAL VIZCAYA 1631-1632
CRISIS 1640.
GUERRA CON FRANCIA DESDE 1635. SE LLEVA A CATALUÑA.
EXCESOS DE LOS TERCIOS. MAYO QUEJAS DE LOS SEGADORESCORPUS DE SANGRE: 17 JUNIO. PAU CLARIS.SECESIÓN CATALUÑA
HASTA 1652 COMO VIRREINATO DE FRANCIA.
SUBLEVACIÓN E INDEPENDENCIA DE ANDALUCÍA CON
MEDINA SIDONIA EN 1641.
DESTITUCIÓN DEL CONDE-DUQUE EN 1643. REVUELTAS GENERALES
CARLOS II 1665-1700
REGENCIA DE MARIANA DE AUSTRIA 10 AÑOS HASTA 1675.
NEOFORALISMO Y NEOFEUDALISMO PARA EVITAR REVUELTAS
GOLPE DE ESTADO DE DON JUAN JOSÉ DE AUSTRIA.
MUERTE SIN DESCENDENCIA. GUERRA DE SUCESIÓN.
FELIPE III 1598-1621. Periodo de relativa paz. Paz con Inglaterra
(1604). Tregua de los Doce años con las Provincias Unidas (1609). Paz con
Francia durante la minoría de Luis XIII
.
FELIPE IV 1621-1665. Vuelta a una política de prestigio lo que
provoca la reanudación de todos los conflictos. Vuelta a la guerra con las
Provincias Unidas en 1621 más por cuestiones comerciales de las colonias
que por las tradicionales disputas religiosas. Entrada en la Guerra de los
Treinta Años (1618-1648) como aliados de los Austrias europeos, en 1635
Francia entra en el conflicto como enemigo de España y derrota de manera
aplastante a las tropas del Conde-Duque en Rocroi (1643). España firmará la
Paz de Westfalia en 1648 aceptando la independencia de las Provincias
Unidas y constatando la pérdida de su hegemonía y su poca relevancia en el
panorama político internacional. El conflicto con Francia continuará hasta la
Paz de los Pirineos en 1659 cediendo España el Rosellón y la Cerdaña. En
1668 Portugal obtiene su independencia definitiva.
CARLOS II 1665-1700. Francia sigue acosando a España y
se apodera del Franco-Condado y partes de Flandes. A la
muerte de Carlos II sin descendencia, se desarrollará la
Guerra de Sucesión que constata la impotencia demostrada
de España para defender sus posesiones. Pierde los Piases
Bajos del Sur, la Lombardía, Nápoles, Cerdeña y Sicilia. Tras
trece años de guerra una nueva dinastía llegará al trono
español: los Borbones con FelipeV.
Los reinos de España pasaron de potencia dominante
a perder su hegemonía en Europa. La pérdida del dominio
militar no tiene una única explicación económica. La guerra,
que es la forma de hacer política exterior en el siglo XVII, fue
dejada en manos de los señores. La guerra se refeudaliza en
España mientras los nuevos tiempos traen nuevas exigencias
como la centralización y el control real que en nuestros reinos
no se aplican.
CRISIS DEMOGRÁFICA
8 MILLONES, COMO EN EL SIGLO XVI
PESTE Y EPIDEMIAS 1.250.000
MALAS COSECHAS Y HAMBRUNAS.
GUERRAS. NO COMERCIO Y LEVAS FORZOSAS.
EXPULSIÓN MORISCOS 300.000
CRISIS ECONÓMICA
BASE DEL RETRASO. ESPAÑA PAIS CON ECONOMÍA
SUBDESARROLLADA
INFLACCIÓN (METALES PRECIOSOS9)Y EMISIÓN DE VELLÓN
FALTAL DE MANO DE OBRA LLE VA LAS TIERRAS A
LATIFUNDISTAS.
PARÓN EN LA INDUSTRIA Y COMERCIO. TRANSPORTISTAS EN
AMÉRICA.
Yo te untaré mis obras con tocino
porque no me las muerdas, Gongorilla,
perro de los ingenios de Castilla,
docto en pullas, cual mozo de camino;
Apenas hombre, sacerdote indino,
que aprendiste sin cristus la cartilla;
chocarrero de Córdoba y Sevilla,
y en la Corte bufón a lo divino.
¿Por qué censuras tú la lengua griega
siendo sólo rabí de la judía,
cosa que tu nariz aun no lo niega?
No escribas versos más, por vida mía;
aunque aquesto de escribas se te pega,
por tener de sayón la rebeldía.
TODA ESPAÑA ESTÁ EN UN TRIS
Y A PIQUE DE DAR UN TRAS
YAMONTA A CABALLO MÁS
QUE MONTA A MARAVEDÍS.
TODA ES FLAMENCO PAÍS
Y TODA CUARTELES ES;
AL DERECHO O AL REVÉS
SU PAZ ALTERADO HAN
EL REBELDE CATALÁN
Y EL TIRANO PORTUGUÉS.
A ESPAÑA SE HA TRASLADADO
DE ITALIA Y FLANDES LA GUERRA
SIENDO SEÑOR DE LA TIERRA
EL ATREVIDO SOLDADO;
LA CAMPAÑA Y EL POBLADO
ROBA SU CODICIA IMPÍA
CON MILITAR OSADÍA;
QUE ES LA GUERRA EN CONCLUSIÓN,
PARA MUCHOS PERDICIÓN,
PARA POCOS GRANJERÍA(…)
TODOS DEL CONDE, A MI VER,
SE QUEJAN POR VARIOS MODOS,
Y PUES DEL SE QUEJAN TODOS,
RAZÓN DEBEN DE TENER;
LA VERDAD DEBE DE SER
QUE EL INSUFRIBLE DOLOR
DEL EXCESIVO RIGOR
DE TRIBUTOS Y DE PECHOS
SE AUMENTA MÁS CON DESPECHOS
DEL MINISTRO SUPERIOR.
¿QUÉ CULPA AL CONDE LE DAN,
SEA VERDAD, O SEA PATRAÑA
EN LA PERDICIÓN DE ESPAÑA?
LA DEL CONDE DON JULIÁN.
MUCHOS AFIRMADO HAN
EN VARIOS JUICIOS SEVEROS
QUE A ESPAÑA DOS CONDES FIEROS
HAN CAUSADO ETERNOS LLOROS,
UNO METIENDO A LOS MOROS
Y OTRO SACANDO DINERO.
Érase un hombre a una nariz pegado,
Érase una nariz superlativa,
Érase una alquitara medio viva,
Érase un peje espada mal barbado;
Era un reloj de sol mal encarado.
Érase un elefante boca arriba,
Érase una nariz sayón y escriba,
Un Ovidio Nasón mal narigado.
Érase el espolón de una galera,
Érase una pirámide de Egito,
Los doce tribus de narices era;
Érase un naricísimo infinito,
Frisón archinariz, caratulera,
Sabañón garrafal morado y frito.
Poema A Una Dama Bizca y Hermosa
de Francisco de Quevedo
Si a una parte miraran solamente
vuestros ojos, ¿cuál parte no abrasaran?
Y si a diversas partes no miraran,
se helaran el ocaso o el Oriente.
El mirar zambo y zurdo es delincuente;
vuestras luces izquierdas lo declaran,
pues con mira engañosa nos disparan
facinorosa luz, dulce y ardiente.
Lo que no miran ven, y son despojos
suyos cuantos los ven, y su conquista
da a l'alma tantos premios como enojos.
¿Qué ley, pues, mover pudo al mal jurista
a que, siendo monarcas los dos ojos,
los llamase vizcondes de la vista?
Poema Definición del Amor
de Francisco de Quevedo
Es hielo abrasador, es fuego helado,
es herida que duele y no se siente,
es un soñado bien, un mal presente,
es un breve descanso muy cansado.
Es un descuido que nos da cuidado,
un cobarde con nombre de valiente,
un andar solitario entre la gente,
un amar solamente ser amado.
Es una libertad encarcelada,
que dura hasta el postrero paroxismo;
enfermedad que crece si es curada.
Éste es el niño Amor, éste es su abismo.
¡Mirad cuál amistad tendrá con nada
el que en todo es contrario de sí mismo!
EL BUSCÓN
A mi amo apadrináronle unos colegiales conocidos de su padre y entró en
su general, pero yo, que había de entrar en otro diferente y fui solo,
comencé a temblar. Entré en el patio, y no hube metido bien un pie,
cuando me encararon y comenzaron a decir: -«¡Nuevo!». Yo por disimular
di en reír, como que no hacía caso; mas no bastó, porque llegándose a mí
ocho o nueve, comenzaron a reírse. Púseme colorado; nunca Dios lo
permitiera, pues al instante se puso uno que estaba a mi lado las manos en
las narices y apartándose, dijo:
-Por resucitar está este Lázaro, según olisca.
Y con esto todos se apartaron tapándose las narices. Yo, que me pensé
escapar, puse las manos también y dije:
-V. Mds. tienen razón, que huele muy mal.
Dioles mucha risa y, apartándose, ya estaban juntos hasta ciento.
Comenzaron a escarrar y tocar al arma y en las toses y abrir y cerrar de
las bocas, vi que se me aparejaban gargajos. En esto, un manchegazo
acatarrado hízome alarde de uno terrible, diciendo:
-Esto hago.
Yo entonces, que me vi perdido, dije:
-¡Juro a Dios que ma...!
.
Iba a decir te, pero fue tal la batería y lluvia que cayó sobre mí, que no
pude acabar la razón. Yo estaba cubierto el rostro con la capa, y tan
blanco, que todos tiraban a mí, y era de ver cómo tomaban la puntería.
Estaba ya nevado de pies a cabeza, pero un bellaco, viéndome cubierto
y que no tenía en la cara cosa, arrancó hacia mí diciendo con gran
cólera:
-¡Baste, no le déis con el palo!
Que yo, según me trataban, creí de ellos que lo harían. Destapéme por
ver lo que era, y al mismo tiempo, el que daba las voces me enclavó un
gargajo en los dos ojos. Aquí se han de considerar mis angustias.
Levantó la infernal gente una grita que me aturdieron, y yo, según lo que
echaron sobre mí de sus estómagos, pensé que por ahorrar de médicos
y boticas aguardan nuevos para purgarse. Quisieron tras esto darme de
pescozones pero no había dónde sin llevarse en las manos la mitad del
afeite de mi negra capa, ya blanca por mis pecados. Dejáronme, y iba
hecho zufaina de viejo a pura saliva. Fuime a casa, que apenas acerté, y
fue ventura el ser de mañana, pues sólo topé dos o tres muchachos, que
debían de ser bien inclinados porque no me tiraron más de cuatro o seis
trapajos y luego me dejaron
EL BARROCO
Descargar

BLOQUE 7. LOS AUSTRIAS MENORES