¡Es Navidad una vez más!...
Una alegría contagiosa
domina el corazón de todos
nosotros.
Cristo nace,
Él está entre nosotros.
Ha acampado
entre los hombres.
La liturgia de este día nos
invita a contemplar
el amor de Dios,
manifestado en Jesús, que
se hace "PALABRA" (Verbo)
de Dios.
Viene a habitar en medio de
nosotros, para ofrecernos
la vida en plenitud y
elevarnos a la dignidad de
“hijos de Dios".
En la 1ª Lectura, ISAÍAS anuncia la llegada del Dios liberador. (Is 52,7-10)
Para vitalizar la esperanza de los exiliados, el profeta imagina un
mensajero llegando a Jerusalén destruida, con una gran noticia:
Anuncia la "Paz", la "Salvación" y promete el "Reinado de Dios".
Enseguida, los centinelas ven al propio Yahvé de vuelta a Sión.
Sus gritos de alerta se transforman en gritos de alegría y fiesta.
El profeta invita incluso a las ruinas de la ciudad desierta
a cantar en alegre coro, porque la liberación ha llegado.
* La alegría en Jerusalén por el regreso de los exiliados, es imagen de
la alegría de todos los hombres que hoy celebran el comienzo de un
mundo nuevo.
Y nosotros debemos ser los CENTINELAS atentos que descubren
las señales del Señor y lo anuncian a todos.
La 2ª Lectura presenta, en resumen, el Plan salvador de Dios. (Hb 1,1-6)
Dios se reveló a los hombres de muchos modos...
En la plenitud de los tiempos, nos envió a su propio Hijo,
su imagen perfecta, su "Palabra", o su "Verbo".
* Jesús es la revelación más perfecta del Padre.
El Evangelio resalta:
“El Verbo se hizo carne
y habitó entre nosotros".
La Encarnación del "Verbo"
ha sido la mayor de las
revelaciones de Dios.
En el rostro de Cristo brilla
en plenitud la gloria del Padre.
(Jn 1,1-18)
Es un himno cristológico,
por el cual la comunidad
cristiana expresaba su fe
en Cristo en cuanto
Palabra viva de Dios,
su origen divino,
su influencia
en el mundo y en la historia,
posibilitando a los hombres
que lo acojan y lo escuchen
haciéndose “hijos de Dios".
- "Verbo" significa Palabra:
es el medio a través
del cual comunicamos
lo que guardamos
en la mente y en el
corazón.
- El "Verbo" vino como
"Luz" en medio de las
tinieblas.
En una humanidad
hundida en el pecado,
surgió un hombre nuevo.
Es el "Principio"
de una nueva Creación.
* Y nosotros debemos de
tal modo encarnar en
nosotros a Cristo-Palabra
del Padre, que seamos
su Palabra para el mundo.
* La transformación de la "Palabra" en "carne" (en el niño de Belén)
es la tremenda aventura de un Dios que ama hasta lo inimaginable
y que, por amor, acepta revestirse de nuestra fragilidad,
para darnos vida en plenitud.
En este día, estamos invitados a contemplar,
con una actitud de serena adoración, ese increíble paso de Dios,
expresión extrema de un amor sin límites.
* Acoger la "Palabra"
es dejar que Jesús
nos transforme,
nos dé la vida plena,
con el fin de hacernos
verdaderamente,
“hijos de Dios".
- El Pesebre que hoy
contemplamos
¿es sólo una estampa
bonita y tierna,
o una invitación
a acoger la "Palabra",
para convertirnos en
hombres nuevos?
ACOGER
LA
PALABRA
NAVIDAD
Es el Nacimiento
de Cristo...
en Belén
que recordamos
y revivimos hoy...
Cristo ha nacido...
y está entre nosotros.
- ¿Ha nacido algo
NUEVO en nosotros?
Es una invitación a la
alegria:
“Os anuncio una gran
alegría...
porque os ha nacido
un Salvador"...
- ¿Cuál es el motivo
de nuestra alegría?
Es una lección
de Humildad y Pobreza:
Dios hecho niño...
en una gruta... en un
lugar perdido en el
tiempo...
- Dios se hace pequeño..
¿Y nosotros?
Es una llamada
de Amor y Paz:
- DIOS “habiendo amado
a los suyos nos envió a
su propio hijo":
CRISTO:
fruto del amor de Dios
para con los hombres...
- ÁNGELES:
"Gloria a Dios...
y PAZ en la tierra..."
Que Dios le conceda la luz
de la Navidad, que es la fe;
el calor de la Navidad, que es el amor;
el esplendor de la Navidad, que es la pureza;
la justicia de la Navidad, que es la equidad;
la creencia de la Navidad, que es la verdad;
y la plenitud de la Navidad,
que es Cristo
P. Antonio Geraldo Della Costa CS
¡FELIZ NAVIDAD!
MI DOMINGO
Con la Palabra de Dios
Meditada por: P. Antonio Geraldo Dalla Costa CS
Ilustración: Nelso Geraldo Ferronatto
Traducción: P. José Luis Uranga, CMF
Música: Adeste fideles
Busca la dirección: http://www.buscandonovasaguas.com
Descargar

Slide 1