Recuerdo de la presentación del cómic Fashionman79
Expositor: Juan Carlos Delgado
Presentador: Guido Cuadros
Moderador: Andrés Giraldo
Recepción: Gisella Hurtado
Fotografía: Sebastián Gómez
Martes 20 de abril
Auditorio de la Escuela Profesional de Ciencias de la Comunicación – Universidad de San Martín de Porres
“Hago comics porque soy un idiota.
Lo hago porque, cuando era un mozalbete,
consumí fantasía en dosis exageradas.
Hago comics porque estoy cansado que todo
ocurra en Estados Unidos o Japón.
Hago comics porque me gusta dar la contra y,
así tuviera un millón de dólares, lo seguiría
haciendo.
Hago comics porque, sin figuritas, a muchos
no nos da la gana de leer.
También porque, según yo, es lo que hago
menos mal.
Finalmente, hago comics porque al realizarlos
me siento, al menos por breves momentos,
auténtico…”
“Cuando en la primaria me preguntaban, qué quería
hacer de grande, mi madre (sabia ella) siempre me
recomendaba responder ‘diplomático’. Cada vez que
le confesaba que quería hacer historietas o dibujos
animados, no podía ocultar su preocupación.
Para dedicarte seriamente a la historieta, tienes que
estar preparado o preparada a que la mayoría no
crea en lo que haces. En mi propia casa, he
escuchado frases del tipo ‘hasta cuándo vas a seguir
con eso del cómic’ o ‘yo no voy a mantener vagos
por si acaso’ o, peor aún, ‘eres un muerto de
hambre’.
Hago comics porque soy un idiota...”
“Entregarme a este arte ha significado irme
rezagando económicamente de mis amigos; no
poder invitar a salir a la chica que me gusta; no
poder darle todos los bienes materiales que me
gustaría darle a mi familia; encerrarme largo
tiempo a dibujar en vez de salir a vivir un poco
más.
Hago comics, ya les dije, porque soy un idiota…”
“Cuando en la universidad, le solicitaba al profesor de
Historia de los Medios de Comunicación que profundice
en el origen de la historieta y su repercusión en los
demás medios, me respondía que todo iba a depender
de lo que el aula necesitase. Elegantemente, me estaba
diciendo que no lo iba a hacer.
Cuando en Bellas Artes, los profesores de Dibujo
revisaban mi trabajo y me decían que estaba muy bonito,
podía advertir en sus ojos, que pese a sus buenos
deseos, no dominaban el lenguaje que a mí tanto
interesaba.
Cuando en Pintura, presenté las carátulas de mis comics
como trabajos creativos señalando que, entre muchas
otras cosas, en ellas había un esfuerzo compositivo, así
como en el manejo de color, el Jurado me llamó la
atención diciendo que presentando dichas carátulas
estaba haciendo quedar mal a mi profesor.
Hago comics porque soy un idiota...”
“Soy el idiota que no le interesa tener el carro del año, la
tarjeta Visa o la modelo rubia. El que no le interesa tener
bajo su mando a cinco mil empleados de una gran
corporación. El freak que se ríe con el tráfico de la ciudad
pero que le revienta ver a los niños trabajando en la calle.
Soy el idiota que dejó de buscar la felicidad publicitada. El
que vota en blanco. El que no cree en el ser humano.
Soy el idiota que hace historietas...”
“Esta noche, amigos, me presento de esta
manera. No como un diseñador gráfico ni
comunicador social, no como artista o ilustrador o
humorista gráfico. No como artista plástico o
visual. No como profesor o amigo. Ni siquiera
como expositor. Ante la vanidad de creer haber
hecho algo importante, que por eso estamos
reunidos aquí, prefiero ser el idiota que hace
historietas…”
“Muchas gracias.”
Descargar

Diapositiva 1 - Juan Carlos Delgado