Ven Espíritu de Santidad,
ven Espíritu de Luz,
ven Espíritu de Fuego,
ven abrázanos…
He aquí el
“regreso del hijo
pródigo”
o más bien
“la parábola del padre
misericordioso”.
Vemos a un hombre
vestido con un enorme
manto rojo tocando
tiernamente los
hombros de un
muchacho desvalido
que está arrodillado
ante él.
Texto:
El hijo menor dijo a su
padre:
“padre, dame la parte
de la herencia que me
corresponde”
a los pocos días el
hijo recogió sus cosas
y se marchó...
(Lc 15)
Padre y Madre
Una vida distinta quiero empezar.
Sin más dependencia,
sin más malgastar.
Dije: “ Padre dame mi parte”
Y atrás dejé su ley.
A cambio del vacío del volar y del tener.
Padre, pequé, como un siervo trátame.
Malgasté toda tu herencia.
Por favor: Acógeme (Bis).
¿me atrevo a dejarme
abrazar por un Dios
misericordioso?
¿he experimentado este
abrazo?
¿quiero realmente que
me devuelvan toda la
responsabilidad de
hijo/a?
Me fui
Me fui,
me olvidé
de amarte otra vez
me fui tan lejos no sé por qué
en mi mundo me cerré
y te abandoné
a tu corazón Padre
quiero volver
Texto:
“Su hijo mayor
estaba en el campo.
Cuando vino se
acercó a la casa, al
oír la música y los
cantos preguntó qué
pasaba...
Ha vuelto tu
hermano, y tu padre
ha matado el ternero
cebado porque lo ha
recobrado sano”
¿Qué cosas pasan
por nuestro
corazón…
por nuestra
mente…?
¿Puedo ser
agradecido aún
cuando mis
sentimientos y
emociones están
impregnadas de
dolor y
resentimiento?.
Confío
Sé de quien me he fiado,
confío Señor en Ti
Y aunque a veces parezca
de piedra,
confío Señor en Ti
Y aunque el corazón se
pegue a la tierra,
confío en ti,
confío en ti,
mi Señor.
Texto:
“Cuando aún estaba
lejos su padre lo vio y,
profundamente
conmovido salió a su
encuentro, lo abrazó y lo
cubrió de besos...
.... Su padre salió a
persuadirlo...
El padre respondió :
“¡Hijo, tú estás siempre
conmigo y todo lo mío
es tuyo!”
Jesús se convierte en el hijo
menor y mayor para
enseñarme en cómo
convertirme en el Padre.
Es el padre-madre quien refleja
más plenamente mi amor a la
vida,
padre que perdona y no pide
nada a cambio.
¿Cómo llegar a la
misericordia?... Por el camino
del dolor, del perdón y de la
generosidad. El dolor hecho
oración me lleva a la
misericordia.
Vivir experiencia requiere la
disciplina de estar en casa.
PADRE AMADO
Padre amado, Padre amado,
somos hijos bendecidos,
Padre amado
Levantemos nuestras manos
en un gesto de amor.
Padre amado, Padre amado.
Cristo vive, aleluya,
Somos pueblo redimido, aleluya
Levantemos nuestras manos
en un gesto de amor
Cristo vive, aleluya
Santo Espíritu,
Santo Espíritu,
úngenos y llénanos
Oh, Santo Espíritu
Levantemos nuestras manos
en un gesto de amor
Santo Espíritu, Santo Espíritu
Señor nuestro te adoramos,
Señor nuestro, te adoramos…
Levantemos nuestras voces
en un canto de amor,
Señor nuestro te adoramos
Aleluya….
Para compartir:
De qué forma me interpelan:
• Las palabras
• Las imágenes
• Cada uno de los personajes
Dame Señor tu mirada
y pueda yo ver desde allí.
El día que empieza,
el sol que calienta
y que cubre los montes de luz.
Dame Señor tu mirada
y entrañas de compasión
Dale firmeza a mis pasos,
habita mi espacio
y sé mi canción.
Dame Señor tu mirada
y pueda gozar desde allí
que el día declina
y anuncia las noches
de luna
cuando viene a mí.
Dame Señor tu mirada
y entrañas de compasión,
haz de mis manos ternura
y mi vientre madura,
aquí estoy Señor.
Dame Señor tu mirada,
grábala en el corazón,
donde tu amor es amante,
tu paso constante
Tu gesto creador
Dame Señor tu mirada,
grábala en el corazón,
donde tu amor es amante,
tu paso constante
Tu gesto creador
Ponme Señor la mirada
Junto al otro corazón,
de manos atadas,
de oculta mirada que guarda
y calla el dolor
Siembra Señor tu mirada
y brote una nueva canción,
de manos abiertas,
de voces cubiertas
sin límite en nuestro interior.
Danos Señor tu mirada,
grábala en el corazón,
donde tu amor es amante,
tu paso constante
Tu gesto creador
Descargar

Seminario de actualización ved 2012: el hijo pródigo