.
Ser sembrador-a, es vivir de Esperanzas... de Ilusiones..Mas hay que ser siempre sembrador-a.
Sin cansarse nunca, sin desfallecer jamás.
Algunas semillas germinarán, algunas darán fruto,
tal vez en abundancia... por eso hay que sembrar generosamente.
.
.
Palabras buenas, que caen
en las almas y que quedan allí ocultas
quizás por mucho tiempo como algunas
semillas bajo tierra.
.
Las palabras de aliento en el momento oportuno,
la palabra de simpatía o de comprensión,
la palabra seria, que llama a la reflexión
Todas las semillas que debo ir sembrando a mi paso
como el Sembrador.
.
Qué importa, si germinan y dan fruto o que yo no llegue a saberlo.
Sembrar con generosidad y con amor.
Y quizá también un día tendré una grata sorpresa,
aquella palabra dicha al pasar cayó, en tierra fértil y en ella arraigó...
y la planta creció y dio luego flores y frutos.
.
¡Ah, la semilla que dejé caer sin casi darme cuenta,
y que el Sembrador cultivó en tierra buena y fecunda!
Quiero ser sembrador-a.
Siempre y en todas partes.
Sembrador-a de alegría, de paz, de consuelo,
sembrador-a de esperanza, de fe y de amor.
Dejar caer mis semillas con amor desinteresado y generoso.
Que muchas no germinarán ¡no importa! mi deber es sembrar.
Iré sembrando y dejaré al Sembrador, al Único que puede dar a la semilla
el poder de germinar y crecer, el poder dar fruto a mi trabajo.
Seré el sembrador-a humilde
y silencios@ que se contenta con sembrar
y esperar con la paciencia.
¡Un día, quizás no muy lejano,
los frutos de mi siembra alegrarán a Dios!
Descargar

Quiero ser sembrador - :: Hermanas de la Caridad de …