¿Con qué frecuencia permites que las majaderías de otras
personas cambien tu estado de ánimo? ¿Te das permiso de
enojarte cuando otro conductor te agrede por un error de
transito, o un mesero grosero te trata irrespetuosamente, un
jefe exigente te pide más de lo que te corresponde hacer o
cuando un compañero de trabajo arruina tu día?
Lo que realmente distingue a una
persona exitosa es, el control que
tenga sobre el manejo de la ira.
Hace 16 años aprendí esta lección.
Me la enseñaron en el asiento
trasero de un taxi en Nueva York.
Me subí a un taxi y partimos rumbo a la dirección que le indiqué al conductor,
íbamos en el carril derecho cuando de repente un coche salió de no sé donde;
el taxista frenó súbitamente, se oyó el rechinar de las llantas y a escasos
centímetros evitó chocar con el otro auto.
El conductor del coche que casi causa el accidente, empezó a gritarnos con una
serie de malas palabras altisonantes.
No he vuelto a permitir que los camiones de basura tomen el control de mis
sentimientos y mucho menos de mis emociones.
Aprendí, que sonreírles a los insatisfechos, malhumorados y frustrados es la
mejor medicina que puede ayudarles a cambiar su perspectiva de la vida o
por lo menos les puede iluminar su día.
QUE TENGAS UN BUEN
DÍA
SI TE GUSTO EL MENSAJE
REENVIALO ,
ASI EVITAREMOS MAS
CAMIONES DE BASURA.
Descargar

Slide 1