En este shopping las mujeres podían elegir
un marido entre varias opciones de hombres...
Ria Slides
Eran cinco pisos y a medida que iban subiendo,
aumentaban las cualidades de los hombres.
Ria Slides
Pero había una regla: una vez que se subía un piso,
no se podía volver a bajar.
O se elegía un hombre del piso, o se subía al
siguiente... De lo contrario, había que retirarse.
Ria Slides
Dos amigas decidieron ir a este shopping.
Ria Slides
Los hombres de
este piso trabajan y
les gustan los
niños.
Subieron al primer piso y vieron una placa que
informaba:
Ria Slides
“Bueno.... Sería peor si no tuvieran empleo o
no les gustaran los niños, pero....
¿cómo serán los hombres del próximo piso?”
- comentaron las dos.... Y decidieron subir.
Ria Slides
Los hombres de este piso
trabajan, tienen salarios
excelentes, les gustan los
niños y son muy apuestos.
En el segundo piso la placa decía:
Ria Slides
“¿Viste eso?" – dijo una de ellas.
“¿Cómo serán entonces los hombres del próximo
piso?"
Y rápidamente subieron.
Ria Slides
Los hombres de este piso trabajan,
tienen excelentes salarios, les gustan
los niños, son muy apuestos y ayudan
en las tareas domésticas.
La placa del tercer piso decía:
Ria Slides
“¡¡¡Epa!!!" – dijo una de ellas - "Muy tentador,
pero me pregunto cómo serán los hombres del
próximo piso..."
Entonces, una vez más, decidieron subir.
Ria Slides
Los hombres de este piso trabajan, tienen
excelentes salarios, les gustan los niños, son
muy apuestos, ayudan con las tareas domésticas
y son muy buenos amantes.
Ansiosamente leyeron la placa del cuarto piso, que
informaba:
Ria Slides
“¡Dios mío! ¡¡¡Qué será lo que nos espera en
el quinto!!!“
Y sin dudarlo, subieron al último piso.
Ria Slides
El piso estaba vacío y la placa decía:
Ria Slides
Este piso sólo sirve para demostrar que es
imposible satisfacer a las mujeres.
Por favor, siga hasta la salida.
Que tenga un buen día.
Ria Slides
Descargar

Shopping de Maridos