BETSABE
LA MADRE DEL REY
SALOMON
Libro: Extraordinarias Mujeres de la Biblia
Autora Eunice Faith Priddy
Editorial Porta voz – 2003
ISBN 978-0-8254-1387-2
1
INTRODUCCION
Israel estaba en guerra; pero el rey David
no iba frente a sus hombres en la batalla, como
era su obligación. Había reinado durante doce
años y había decidido quedarse en su casa en
lugar de ir a pelear. Por no cumplir sus
responsabilidades, el rey David fue incitado a
pecar. Betsabé era la esposa de Urías un fiel
soldado del ejército de David. Urías estaba
luchando por Israel (donde deberia estar el
Rey!).
2
2 Samuel 11:1-5
1
Aconteció al año siguiente, en el tiempo que salen los reyes a la
guerra, que David envió a Joab, y con él a sus siervos y a todo
Israel, y destruyeron a los amonitas, y sitiaron a Rabá; pero
David se quedó en Jerusalén.
2 Y sucedió un día, al caer la tarde, que se levantó David
de su lecho y se paseaba sobre el terrado de la casa real; y vió
desde el terrado a una mujer que se estaba bañando, la cual era
muy hermosa.
3 Envió David a preguntar por aquella mujer, y le dijeron:
Aquella es Betsabé hija de Eliam, mujer de Urías heteo.
4 Y envió David mensajeros, y la tomó; y vino a él, y él
durmió con ella. Luego ella se purificó de su inmundicia, y se
volvió a su casa.
5 Y concibió la mujer, y envió a hacerlo saber a David,
diciendo: Estoy encinta”.
3
Betsabé se estaba bañando en su azotea.
La mayor parte de los techos en los
países de medio oriente son planos, y a
menudo las actividades tales como comer,
recibir visitas y dormir ocurrían en el techo.
Pero la mayor parte de la gente no se baña en
público en el techo. Betsabé debió suponer
que al bañarse ahí se exponía a ser vista por
alguien. David se encontraba en su azotea sin
ninguna preocupación y disfrutando su
tiempo libre por evadir la guerra y su
responsabilidad como rey de Israel.
4
David miró hacia abajo desde lo alto de su
terraza (en una posicion muy ventajosa)y vió a
Betsabé quien era muy hermosa y pese a que
David se enteró de que era casada, envió por
ella y cometió adulterio. El pecado comenzo
con la vista, luego con el deseo, despues la
5
maquinación, y finalmente la ejecución.
LA RESPONSABILIDA DE
BETSABE
Cuando David fue confrontado con su
pecado, se hizo cargo de toda la culpa y se
arrepintió.
Pero, y Betsabé ¿no era
responsable? Claro que si. Ella no debía
haberse bañando en público. No mostró
recato al exhibirse desnuda donde podía ser
vista por la gente de las otras casas.
6
Si Betsabé hubiera sido una mujer
fiel y de fuertes convicciones, David y
ella nunca hubieran cometido este
pecado. Pero ¿ que nos quiere enseñar
Dios acerca de las consecuencias del
pecado?
7
LA REACCION DE DAVID
Cuando David supó que Betsabé
estaba embarazada, planeó como ocultar su
pecado. Le ordenó a Urías que regresara del
campo de batalla a su casa. David suponía
que este dormiría con su esposa. Así,
cuando se supiera que Betsabé estaba
embarazada, parecería resultado de la visita
de su esposo. Esta le pareció una buena
idea.
8
2 Samuel 11:9-11
9 Mas Urías durmió a la puerta de la casa del rey
con todos los siervos de su señor, y no descendió a su casa.
10 E hicieron saber esto a David, diciendo: Urías no ha
descendido a su casa. Y dijo David a Urías: ¿No has
venido de camino? ¿Por qué, pues, no descendiste a tu
casa?
11 Y Urías respondió a David: El arca e Israel y Judá están
bajo tiendas, y mi señor Joab, y los siervos de mi señor, en
el campo; ¿y había yo de entrar en mi casa para comer y
beber, y a dormir con mi mujer? Por vida tuya, y por vida
de tu alma, que yo no haré tal cosa”.
9
Y Betsabé donde estaba? La Biblia nos
dice que el esposo durmió en la puerta del
palacio en lugar de hacerlo con su esposa.
Ella sabía que Urías estaba allíLa Biblia no
menciona que Betsabé haya ido a ver a su
marido o que le haya contando lo sucedido y
mucho menos que estuviera embarazada.
Ella no confesó lo que había ocurrido
cuando Urías estaba en el campo de batalla.
10
El plan de David no funcionó porque
Urías era un soldado fiel. Se negó a sí mismo
el placer de comer, dormir y estar con su
esposa mientras hubiera soldados en el campo
de batalla. Dios le dio oportunidad a David de
recapacitar al ver la fidelidad de Urías, pero
no lo hizo. David tuvo que hacer un plan
alternativo. Envió un mensaje al capitán de su
ejército ordenando retirarse dejando a Urías
al frente de la batalla para que fuera
asesinado.
11
Urías era valiente y seguramente iría al
frente de la guerra sin reparos y era fiel a
sus principios de luchar por su país y por su
Rey. Este malvado plan tuvo éxito y Urías
murió en el frente de batalla, luchando por
un Rey traicionero, cobarde y malvado.
David fue de maldad en maldad.
Primero cometio adulterio
y despues asesinó
para cubrir su pecado.
12
LAS CONSECUENCIAS
2 Samuel 11:26-27
26
Oyendo la mujer de Urías que su marido
Urías era muerto, hizo duelo por su marido.
27
Y pasado el luto, envió David y la trajo a su
casa; y fue ella su mujer, y le dio a luz un hijo.
Mas esto que David había hecho, fue
desagradable ante los ojos de Jehová”.
13
Ahora David tenía lo que quería: Betsabé
era su esposa. El bebé nació y no había señal de
vergüenza pública. Dios envió al profeta Natán
para que enfrentara a David. Natán escuchó la
confesión de David de su pecado, y le aseguró
que el Señor le había perdonado, Natán
también le dijo a David que el niño moriría.
Esa profecía se cumplió
al morir el niño
siete días después.
14
Seguramente
David
y
Betsabé sufrieron por la muerte
de su hijo profundamente. Esto
debe haberles hecho tomar
conciencia sobre las consecuencias
de su pecado. Dios usó este pesar
para ayudar a otros cuya pérdida
no tiene nada que ver con su
pecado. No hay palabras para
borrar el dolor por la pérdida de
un ser querido, pero en esta
historia
15
encontramos palabras que han traído
consuelo a mucha gente cuyos hijos han
muerto. David dijo: “Yo voy a él, mas él no
volverá a mí” 2 Samuel 12:23. David sabía
que él vería a su niño otra vez en la
resurrección.
16
La muerte física no constituye el final;
hay vida después de la muerte. Los que
hemos confiado en Jesucristo como Salvador
y aceptado su pago por nuestros pecados,
podemos tener la seguridad,
Como David, que veremos
nuevamente a nuestros seres
queridos que también hayan
confiado en El el día de
la Resurrección.
17
LA REACCION DE BETSABE
¿Cuál fue la reacción de Betsabé con
respecto a la muerte de su hijo? ¿Derramó
lágrimas de arrepentimiento? Posiblemente
si. La Biblia dice que David la consoló y que
ella concibió y dio a luz a otro hijo llamado
Salomón, cuyo nombre significa “pacificador”.
Betsabé fue la madre del Rey que se
considera el mas sabio y rico de la
historia.Que gran privilegio para ella!
18
El rey Salomón sucedio a David como
gobernante de Israel. Salomón como el rey
mas sabio. Al parecer Betsabé criaó a su hijo
Salomón, guiandolo en los caminos del
Señor. Ejemplo de su buena crianza la
encontramos en el libro de proverbios donde
hay consejos sobre cómo criar niños y de las
relaciones entre el hombre y la mujer.
Betsabé es mencionada,
en la geneología del Mesias
en Mateo.
19
Mateo 1:6
“Isai engendro al rey David, y el rey David engrendro a
Salomon de la que fue mujer de Urias”.
Dios los perdonó a ambos, pero observa
que en la genealogía se recuerda a Betsabé
como la esposa de Urías y no de David.
20
PENSAMIENTOS FINALES
Betsabé acepto el perdón de Dios y no
dejo que su pecado arruinara toda su vida.
Aprendió de su error y cumplió la labor de
criar a su familia. A veces es difícil creer y
aceptar el perdón de Dios y perdonarnos a
nosotras mismas. Las mujeres, especialmente,
tenemos la tendencia de seguir ancladas en el
pasado impidiendonos avanzar con libertad
hacia una vida de victoria.
21
Al hacerlo nos privamos
de crecer espiritualmente.
Convertiendonos en mujeres
infelices y miserables. Esto
causa tambien
muy baja
nuestra autoestima y que
arrastremos cargas y culpas
que no deberiamos.
22
Aprendamos de David y Betsabé a ser
felices y a aceptar el perdón de Dios. En
Salmos 32:1-2 David escribió después de
haber
confesado
sus
pecados
y
experimentado el perdón de Dios:
1
Bienaventurado aquel cuya transgresión ha sido
perdonada, y cubierto su pecado.
2 Bienaventurado el hombre a quien Jehová no culpa
de iniquidad,Y en cuyo espíritu no hay engaño.
23
No arruines tu vida viviendo con una
carga de pecado y culpa. Con un espiritu
humilde, pídele a Dios que te perdone tus
pecados. Se específica cuando ores, no hagas
una oración genérica al tipo de “Si he pecado
perdoname”. Mejor es que antes de ir a
dormir, repases lo ocurrido durante el día.
Pregúntale si has pecado con tus acciones,
palabras, actitudes o pensamientos.
24
Nombra esos pecados y pídele a Dios su
perdón y que te ayude a recordar los pecados
olvidados o pasados por alto. Después
reclama la promesa de Dios.
Si confesamos nuestros pecados, el es fiel y justo para
perdonar nuestros pecados y limpiarnos de toda maldad.
Juan 1:9
25
Y por ultimo, perdona a todos los que
te hayan ofendido, aun si no sientes
perdonarlos. Pidele a Dios que te ponga el
sentir perdon, amor, compasion y
misericordia aun por tus enemigos.
Recuerda:
Y perdónanos nuestras deudas, como también
nosotros perdonamos a nuestros deudores.
Mateo 6:12
•
26
Descargar

BETSABE - Byron & Anita Vaughn | Planting Hispanic