Bienvenidos…
La Confianza en Dios
(Isa: 50:7-52:1)
Introducción
Naturalmente hablando…
En Sociología y Psicología Social…
La confianza es la creencia en que una persona o grupo
será capaz y deseará actuar de manera adecuada en una
determinada situación y pensamientos.
La confianza se verá más o menos reforzada en función de las
acciones.
• La confianza es una hipótesis sobre la conducta futura
del otro.
• Es una actitud que concierne el futuro, en la medida en
que este futuro depende de la acción de un otro.
•
Es una especie de apuesta que consiste en no
inquietarse del no-control del otro y del tiempo,
Pero espiritualmente…
• Es la oportunidad que todos tenemos de ver al Señor
actuando a nuestro favor.
• ¡Es el ejercicio de la Fe!
(Isa: 50:10-11)
¿Quién hay entre vosotros que teme al Señor y oye la voz
de su siervo? El que anda en tinieblas y carece de Luz,
confíe en el nombre Del Señor, y apóyese en su Dios.
11 He aquí que todos vosotros encendéis fuego, y os
rodeáis de teas;
Esta es una pregunta que nos debe hacer reflexionar
respecto a lo que Dios a hecho en nuestra vida,
dandonos conocimiento y revelacion; la misma que
cada uno de nosotros deberia estar manifestando,
viviendo y experimentando.
Pero cuando somos puestos en el ejercicio de fe; quedamos
en tinieblas siendo luz, y no prestamos oido a las
palabras dichas por Dios a travez de sus siervos y
aflora en nosotros la incredulidad y la desconfianza…Y
no el apoyarnos en Dios.
Salomon escribio en
(Prov: 3:5-7)
Fíate del Señor de todo tu corazón, Y no te
apoyes en tu propia prudencia.
6 Reconócelo en todos tus caminos, Y él
enderezará tus veredas.
7 No seas sabio en tu propia opinión;
Teme al Señor, y apártate del mal;
• Recordemos lo que el Profeta Isaias escribio al
respecto…
(Isa: 50:11) He aquí que todos vosotros encendéis fuego, y os
rodeáis de teas;
andad a la luz de vuestro fuego, y de las teas que encendisteis. De
mi mano os vendrá esto; en dolor seréis sepultados.
Cuando prendemos nuestra propia luz y vamos en contra de lo
establecido por Dios en nuestra mente y Corazon, recogeremos
siempre lo que cada uno hemos sembrado; para que en nada
tengamos nosotros el culpar a nuestro Dios, pues esta escrito…
(Gál: 6:7-8)9 No os engañéis; Dios no puede ser burlado: pues
todo lo que el hombre sembrare, eso también segará.
8 Porque el que siembra para su carne, de la carne segará
corrupción; mas el que siembra para el Espíritu, del Espíritu
segará vida eterna.
¡LLamado de atención!
Siempre que escuchamos un llamado de atencion de parte
de Dios…
( Biblia – Padres – Hermanos en Cristo – Circinstancias)
Buscamos a quien le puede servir esta Palabra, y no
tenemos la madurez de tomarla para nosotros ;
Dejamos pasar esa bendicion que es la llave o la solucion
a cada una de las preguntas o quejas que tenemos
delante de Dios.
(Isa: 51:1, 4, 7-9, 12-13, 15-17, 22)
Oídme, los que seguís la justicia, los que buscáis al
Señor.
Mirad a la piedra de donde fuisteis cortados, y al
hueco de la cantera de donde fuisteis arrancados.
4 Estad atentos a mí, pueblo mío, y oídme, nación
mía; porque de mí saldrá la ley, y mi justicia para
luz de los pueblos.
7 Oídme, los que conocéis justicia, pueblo en cuyo
corazón está mi ley. No temáis afrenta de hombre, ni
desmayéis por sus ultrajes.
8b Mi justicia permanecerá perpetuamente, y mi
salvación por siglos de siglos.
• Oracion de Isaias al Señor y …
9 Despiértate, despiértate, vístete de poder, oh brazo del Señor;
despiértate como en el tiempo antiguo, en los siglos pasados.
• Respuesta de Dios…
12 Yo, yo soy vuestro consolador.
¿Quién eres tú para que tengas temor del hombre, que es mortal, y del
hijo de hombre, que es como heno?
13 Ya te has olvidado del Señor tu Hacedor, que extendió los cielos y fundó
la tierra;
15 Porque yo el Señor, que agito el mar y hago rugir sus ondas, soy tu
Dios, cuyo nombre es el Señor de los ejércitos.
16 Y en tu boca he puesto mis palabras, y con la sombra de mi mano Te
cubrí, extendiendo los cielos y echando los cimientos de la tierra, y
diciendo a Sion: Pueblo mío eres tú.
• Exhortacion a confiar
17 Despierta, despierta, levántate, oh Jerusalén, que bebiste de la mano
Del Señor el cáliz de su ira;
22 Así dijo tu Señor, y tu Dios, el cual aboga por su pueblo: He aquí he
quitado de tu mano el cáliz de aturdimiento, los sedimentos Del cáliz
de mi ira; nunca más lo beberás.
(Isa: 52:1, 6.7) Despierta, despierta, vístete de poder, oh Sion; vístete tu
ropa hermosa, oh Jerusalén, ciudad santa; porque nunca más
vendrá a ti incircunciso ni inmundo.
6 Por tanto, mi pueblo sabrá mi nombre por esta causa en aquel día;
porque yo mismo que hablo, he aquí estaré presente.
7 ¡Cuán hermosos son sobre los montes los pies del que trae alegres
nuevas, del que anuncia la paz, del que trae nuevas del bien, del
que publica salvación, del que dice a Sion:
¡Tu Dios reina!
• Conclusion
¡Confia Confia Confia!
(Rom: 8:28- 31) Y sabemos que a los que aman a Dios, todas las
cosas les ayudan a bien, esto es, a los que conforme a su
propósito son llamados.
29 Porque a los que antes conoció, también los predestinó para
que fuesen hechos conformes a su imagen , para que él sea el
primogénito entre muchos hermanos.
30 Y a los que predestinó, a éstos también llamó; y a los que
llamó, a éstos también justificó; y a los que justificó, a éstos
también glorificó.
31 ¿Qué, pues, diremos a esto?
Si Dios es por nosotros, ¿quién contra nosotros?
Somos la bendición de Dios
Descargar

Diapositiva 1