DEJALO IR
Lucas 15:12-13 y el menor de ellos dijo a
su padre: Padre, dame la parte de los
bienes que me corresponde; y les repartió
los bienes. (13) No muchos días después,
juntándolo todo el hijo menor, se fue lejos
a una provincia apartada; y allí
desperdició sus bienes viviendo
perdidamente.
ANDRES PONG IGLESIA DE CRISTO 3103 N HIGH SCHOOL ROAD
[email protected] 08 04 07
1
INTRODUCCION
1.
2.
3.
4.
5.
6.
7.
8.
9.
Cuando se ama a alguien (MB).
¿ Están teniendo problemas con alguien?
Adán escogió pecar.
Caín fue echado.
Los judíos al mezclarse con los paganos.
Los publicanos, los pecadores… eran despreciados.
En algun lugar hijos estaran pensando en irse.
En alguna iglesia de Cristo…
El egoísmo.
10. La parábola ilustra la ingratitud y la amabilidad.
2
¿Por qué lo dejaría ir?
POR EL EXTRAVÍO EN QUE SE
ENCONTRABA EL HIJO
A. El fue descortés “dame” (Luc 15:2).
B. Como si el Padre le debiera algo (Rom 8:12).
C. ¿Por qué deseaba su parte? (Pro 5:5; Jn 2:16;
Col 2:18)
*Se puede obtener algo mucho mejor (Sant
1:12).
D. Cansado de obedecer a su Padre.
E. Otras cosas.
F. Lo mejor es que se fuera como lo hizo Adán
(Gen 3:23).
3
¿Por qué lo dejaría ir?
PORQUE CADA UNO ES LIBRE PARA
ESCOGER
A. Vemos al padre aceptar la propuesta del hijo (Luc
15:12). .
B. Algunos ejemplos de los que se habían apartado
por decisión propia.
1.Los publicanos.
2. Los pecadores.
3. Los gentiles.
4. Nosotros también podemos escoger (Mat 7:13-14).
C. Esto es una muestra del respeto que Dios tiene
hacia la voluntad del hombre (Sal 81:12-16; Rom
2:4-11).
*No forcemos a alguien a servir a Dios (1Ped 3:15).
4
¿Por qué lo dejaría ir?
PARA NO PARTICIPAR CON EL, DEL
PECADO QUE YA TENIA
A. El estar soñando con aquel lugar no es
menos pecaminoso que el ir ahí (Mat
5:27-28; Gen 19:26).
B. Dios no tiene comunión con el pecado
(2Cor 6:13-18).
C. La distancia es puesta por causa del
pecado (Isa 59:2).
D. Así que no retengamos el pecado con
nosotros (1 Tim 5:22; Ef 5:11; Ti 3:10; Mat
18:17).
5
LO QUE DEBES DEJAR IR
A. Las malas compañías, porque
corrompen (Pro 22:24-25;1Cor
15:33).
6
• Pro 22:24 No te entremetas
con el iracundo,
Ni te acompañes con el hombre
de enojos,
25 No sea que aprendas sus
maneras,
Y tomes lazo para tu alma.
• 1Co 15:33 No erréis; las malas
conversaciones corrompen las
buenas costumbres.
7
LO QUE DEBES DEJAR IR
A. Las malas compañías, porque
corrompen (Pro 22:24;1Cor 15:33).
B. Al viejo hombre viciado (Efe 4:22-25).
8
• Ef 4:22 En cuanto a la pasada manera de
vivir, despojaos del viejo hombre, que
está viciado conforme a los deseos
engañosos, 23 y renovaos en el espíritu
de vuestra mente, 24 y vestíos del nuevo
hombre, creado según Dios en la justicia
y santidad de la verdad. 25 Por lo cual,
desechando la mentira, hablad verdad
cada uno con su prójimo; porque somos
miembros los unos de los otros.
9
LO QUE DEBES DEJAR IR
A. Las malas compañías, porque
corrompen (Pro 22:24;1Cor 15:33).
B. Al viejo hombre viciado (Efe 4:22-25).
C. Los apetitos carnales que son contra
el Espíritu (Gal 5:16-23) .
10
• Gal 5:16-26 Digo, pues: Andad en el Espíritu, y no satisfagáis los
deseos de la carne. (17) Porque el deseo de la carne es contra el
Espíritu, y el del Espíritu es contra la carne; y éstos se oponen entre
sí, para que no hagáis lo que quisiereis. (18) Pero si sois guiados
por el Espíritu, no estáis bajo la ley. (19) Y manifiestas son las obras
de la carne, que son: adulterio, fornicación, inmundicia, lascivia,
(20) idolatría, hechicerías, enemistades, pleitos, celos, iras,
contiendas, disensiones, herejías, (21) envidias, homicidios,
borracheras, orgías, y cosas semejantes a estas; acerca de las
cuales os amonesto, como ya os lo he dicho antes, que los que
practican tales cosas no heredarán el reino de Dios. (22) Mas el fruto
del Espíritu es amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad, fe,
(23) mansedumbre, templanza; contra tales cosas no hay ley. (24)
Pero los que son de Cristo han crucificado la carne con sus pasiones
y deseos. (25) Si vivimos por el Espíritu, andemos también por el
Espíritu. (26) No nos hagamos vanagloriosos, irritándonos unos a
otros, envidiándonos unos a otros.
11
LO QUE DEBES DEJAR IR
A. Las malas compañías, porque
corrompen (Pro 22:24;1Cor 15:33).
B. Al viejo hombre viciado (Efe 4:22-25).
C. Los apetitos carnales que son contra
el Espíritu (Gal 5:16-23) .
D. Si no los dejamos ir, Nuestro Padre
nos apartará (Mat 25:31-33; 25:41;
2Tes 2:9-13; Apo 22:11-15).
12
• Mat 25:31-33 Cuando el Hijo del Hombre venga
en su gloria, y todos los santos ángeles con él,
entonces se sentará en su trono de gloria, (32)
y serán reunidas delante de él todas las
naciones; y apartarálos unos de los otros,
como aparta el pastor las ovejas de los cabritos.
(33) Y pondrá las ovejas a su derecha, y los
cabritos a su izquierda.
• Mat 25:41 Entonces dirá también a los de la
izquierda: Apartaos de mí, malditos, al fuego
eterno preparado para el diablo y sus ángeles.
13
• 2Tes 2:9-13 inicuo cuyo advenimiento es por obra de
Satanás, con gran poder y señales y prodigios
mentirosos, (10) y con todo engaño de iniquidad para
los que se pierden, por cuanto no recibieron el amor de
la verdad para ser salvos. (11) Por esto Dios les envía
un poder engañoso, para que crean la mentira, (12) a
fin de que sean condenados todos los que no creyeron a
la verdad, sino que se complacieron en la injusticia.
(13) Pero nosotros debemos dar siempre gracias a Dios
respecto a vosotros, hermanos amados por el Señor,
de que Dios os haya escogido desde el principio para
salvación, mediante la santificación por el Espíritu y la
fe en la verdad,
14
• Apo 22:11-15 El que es injusto, sea injusto todavía; y
el que es inmundo, sea inmundo todavía; y el que es
justo, practique la justicia todavía; y el que es santo,
santifíquese todavía. (12) He aquí yo vengo pronto, y
mi galardón conmigo, para recompensar a cada uno
según sea su obra. (13) Yo soy el Alfa y la Omega, el
principio y el fin, el primero y el último. (14)
Bienaventurados los que lavan sus ropas, para tener
derecho al árbol de la vida, y para entrar por las puertas
en la ciudad. (15) Mas los perros estarán fuera, y los
hechiceros, los fornicarios, los homicidas, los idólatras,
y todo aquel que ama y hace mentira.
15
Conclusión
1. “Déjalo ir” es una proposición clara, si alguien
no quiere estar fiel, no se le puede obligar.
2. Es mejor dejar ir al pecador señalándolo que
asociarnos con él.
3. También podemos entender que, hay que
dejar ir al pecado de nuestra presencia para
que Dios no nos aleje de su lado.
4. ¿Está usted dispuesto HOY para dejar ir el
pecado y entregarse a Cristo nuestro
Salvador?
16
Descargar

DEJALO IR