El avance de la izquierda
latinoamericana

La desmedrada situación económica y social de amplios de la
población latinoamericana es una de las principales causas que
explican el fortalecimiento de las organizaciones de izquierda desde
la década del 1930. Por lo tanto, el mejoramiento de la situación de
los más pobres en la URSS y los primeros éxitos conseguidos por los
cubanos (por ejemplo, la alfabetización de la población y la reforma
agraria), constituirán una señal de que la solución socialista era
viable, más todavía el comprobarse que los gobiernos populistas no
eran capaces de cumplir con gran parte de sus promesas.

El caso cubano presentó una serie de enseñanzas: por un lado,
quedó demostrado que era posible llegar al poder a través de la
lucha armada, apoyándose en sectores rurales, y por otro, se
rompió la presentación del Partido Comunista de ser la única
organización capaz de encabezar un proceso de tal envergadura, ya
que la revolución se había llevado a cabo sin que su concurso fuera
decisivo.

A lo largo de la década de 1960, en varios países surgirán
organizaciones que se propusieron imitar el modelo cubano. La
denominada táctica del foco guerrillero sería adoptada en Colombia
donde se conformaron diferentes grupos armados que actúan hasta
el día de hoy, como el Ejército de Liberación Nacional (ELN), el
Ejercito Popular de Liberación (EPL) y el M – 19, además de
las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC),
surgidas al alero del Partido Comunista de ese país. También hubo
guerrillas, o intentonas de guerrillas, en México, Guatemala,
Venezuela, Perú y Bolivia, esta última patrocinada por Ernesto che
Guevara. Sin embargo, las guerrillas no lograron concitar un
respaldo importante de los campesinos, en algunos casos, o bien,
fueron reprimidas brutalmente por los ejércitos de sus respectivos
países, con el apoyo en ocasiones encubierto y en otras no tanto,
del ejército de EEUU.

En Centroamérica la historia fue algo distinta, pues en Nicaragua la
guerrilla logró avances significativos en los años ’70. Desde 1962 el
Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) – una amplia
coalición integrada por elementos marxistas, católicos y
nacionalistas- desplegó exitosamente la táctica guerrillera y
consiguió el derrocamiento del dictador Anastasio Somoza en 1979,
a pesar de los esfuerzos estadounidenses para evitar que surgiera
una nueva Cuba. También en El Salvador actuó una guerrilla, el
Frente de Liberación Nacional Farabundo Martí, que en los
años ’80 jugó un papel decisivo en la transición política de un
régimen autoritario a otro democrático.


En el Cono Sur, la influencia cubana se percibió en la radicalización
de la izquierda no comunista que optó por una estrategia de
guerrilla urbana en vista del alto porcentaje de la población que
vivía en las ciudades y los escasos resultados de la guerrilla rural en
otras partes.
En Argentina , actuaron desde fines de los años ’60 los
Montoneros, que trabajaran dentro del Partido Peronista, con el
objeto de conseguir el retorno del caudillo al poder. El otro caso
importante fue el de los Tupamaros de Uruguay, que
emprendieron numerosas operaciones urbanas.

En suma la Revolución Cubana ejerció un poderoso influjo entre los
partidos y organizaciones de izquierda de América Latina, los que,
sobre todo en los años ’60, se empeñaron en la lucha por una
sociedad más justa y con mayores oportunidades para todos, con la
importante colaboración de la URSS. El ejemplo cubano reveló que
el camino electoral no era el único para hacerse con el poder, pero
al mismo tiempo provocó un endurecimiento de los sectores que no
estaban dispuestos a perder sus privilegios. De ese modo, las
sociedades latinoamericanas se polarizaron entre quienes deseaban
avanzar hacia la revolución socialista y quines seguían apostando
por el modelo capitalista patrocinado por los Estados Unidos.
Descargar

El avance de la izquierda latinoamericana